Skip to content

Informe de AARP: Casi el 40% de los hispanos que cuidan de un ser querido son milénicos

¿Necesitas ayuda para preparar tus impuestos? Visita Tax-Aide.
Impuestos: ¿Eres chofer de Uber? También tienes que pagarle al IRS
Impuestos: Tienes hasta el 17 para rendir tu planilla, Tax-Aide te ayuda.
Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena
 

¿Mareado? Podría estar sufriendo un derrame cerebral

Lo que debe saber para ayudarse y ayudar a los demás

In English | Un derrame cerebral puede ser algo leve o catastrófico, “pero no se puede conocer la severidad de un caso por los síntomas. Esa es la razón por la que se debe actuar con rapidez si aparecen síntomas menores”, señala Walter J. Koroshetz, M.D., subdirector del National Institute of Neurological Disorders and Stroke (Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares). “Cuanto más se prolongue la interrupción del flujo sanguíneo al cerebro, más devastador será el daño”, añade.

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

Visión borrosa es sintoma de un paro cardiáco.

Foto: John O'Brien/Gallery Stock

El mareo es un síntoma asociado a los derrames cerebrales.

Los síntomas de un derrame cerebral se desarrollan, por lo general, repentinamente y sin previo aviso, o pueden aparecer y desaparecer a lo largo de un día o dos. El lapso de tiempo óptimo para su tratamiento es de alrededor de tres horas, desde la aparición de los síntomas, por lo que es fundamental que llame al 911 inmediatamente si sospecha que usted u otra persona están sufriendo un derrame. “‘Esperar y ver qué pasa’ no debería formar parte del proceso de decisión”, afirma Edward C. Jauch, M.D., de Medical University, en Carolina del Sur. Jauch, quien también es miembro del Comité de Consejo Profesional de la National Stroke Association (Asociación Nacional de Accidentes Cerebrovasculares), añade que, para algunas víctimas de la afección, los síntomas podrían pasar desapercibidos o, quizás, no puedan comunicarlos.

Existen dos tipos de derrame cerebral. Cerca del 87% de los mismos son isquémicos, y ocurren cuando un coágulo de sangre bloquea un vaso sanguíneo del cerebro o una arteria que va al cerebro. La medicación para disolver coágulos, si se la administra a tiempo, puede ayudar a reducir el daño que produce esta clase de derrame, de modo que recibir tratamiento en forma rápida es fundamental. El segundo tipo es el “hemorrágico”, que ocurre cuando un vaso sanguíneo del cerebro se rompe, causando una hemorragia en el cerebro. Estos derrames deben ser tratados en cuidados intensivos, y pueden llegar a requerir cirugía.

Un miniderrame cerebral, o “ataque isquémico pasajero”, ocurre cuando el flujo de sangre que va al cerebro se ve interrumpido temporalmente. Sus síntomas, idénticos a los de un derrame mayor, duran sólo una hora o algo más, y luego desaparecen. “Si le sucede esto, llame al médico o acuda a una clínica de emergencias. No lo deje pasar ni le reste importancia”, señala Thomas Sweeney, M.D., del Connecticut Vascular Center. Un miniderrame, prosigue, podría estar indicando la proximidad de un derrame cerebral de mayor envergadura, tal vez en sólo algunas horas. Después de un miniderrame, se puede reducir el riesgo de un derrame irreparable si se busca asistencia médica, afirma Sweeney. El tratamiento podría incluir anticoagulantes para combatir la coagulación, cirugía para limpiar una arteria bloqueada, y planes para tratar trastornos subyacentes, tales como presión arterial alta, colesterol alto, cardiopatías y diabetes.

Según los informes del National Vital Statistics Reports para el 2010 (2010 National Vital Statistics Reports), los derrames cerebrales constituyen la tercera causa principal de muerte en Estados Unidos, y una importante causa de discapacidad a largo plazo, de modo que es importante conocer los síntomas.

¿Uno o más de estos síntomas repentinos? Llame al 911:

  • Entumecimiento o debilidad de las extremidades o de la cara, en especial de un lado del cuerpo.
  • Parálisis facial (un lado de la cara cuelga, y se babea).
  • Dificultades para hablar o comprender lo que le dicen.
  • Confusión.
  • Problemas con la visión.
  • Mareos, dificultad para caminar.
  • Dolor de cabeza extremadamente intenso.


Si cree que alguien está sufriendo un derrame cerebral:

  • Llame al 911.
  • No le dé aspirina, que es anticoagulante. Si no se conoce qué tipo de derrame cerebral se está produciendo, la aspirina podría causar más daño, señala Larry B. Goldstein, M.D., director del Duke University Stroke Center (Centro de Accidentes Cerebrovasculares de Duke University), de Durham, N.C.
  • Trate de hacer que la persona se siente o se recueste, para evitar una caída.
  • Verifique que las vías respiratorias de la persona estén despejadas.
  • No le dé agua ni comida; la víctima podría atragantarse.
  • Cuando aparezcan los síntomas por primera vez, regístrelos por escrito, para ayudar al personal médico a evaluar el tratamiento.

Beth Levine es una redactora independiente que vive en Stamford, Connecticut.

Reduzca el riesgo de sufrir un derrame cerebral

Muchos de los factores de riesgo son tratables, afirma Larry Goldstein, del Duke University Stroke Center (Centro de Accidentes Cerebrovasculares de Duke University). “Si implementa estos cambios en su estilo de vida, reducirá el riesgo de sufrir un derrame cerebral en un 85%”.

Usted corre más riesgo si:

  • Es de origen negro.
  • Es hombre.
  • Tiene algún pariente cercano que haya sufrido un derrame cerebral antes de los 65 años.
  • Es adulto mayor: A partir de los 50 años de edad, el riesgo de sufrir un derrame cerebral se duplica cada década.
  • Ya ha sufrido un derrame cerebral. “Si ya ha sufrido un derrame cerebral, usted corre 10 veces más riesgo de padecer otro”, afirma Goldstein.

hablanlos expertos

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTICULO