Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Personas no toman medicamentos debido a los altos costos Skip to content
 

El alto precio de los medicamentos recetados hace que muchos pacientes ignoren las indicaciones del médico

Un nuevo análisis indica que el 28% de personas no sigue su régimen de tratamiento médico.

Hombre mayor preparándose para tomar su medicamento

Getty Images

In English | Según un nuevo análisis publicado por AARP, el costo descontrolado de los medicamentos recetados está haciendo que cada vez más personas ignoren las indicaciones del médico sobre la cantidad de medicamento que deben tomar y la frecuencia con que deben hacerlo.

En promedio, el 28% de los adultos que no han llegado a la edad de Medicare no se están adhiriendo a un tratamiento recetado debido al alto costo de los medicamentos. En vez, los consumidores piden a sus médicos que les receten un fármaco menos costoso, demoran el volver a surtir sus recetas, toman dosis menores a las prescritas, dejan de tomar alguna dosis, buscan alternativas a los medicamentos recetados o compran los fármacos fuera del país.

Basta con medicamentos costosos

Pídele aquí al Congreso que acabe con la codicia de las compañías farmacéuticas.

AARP publicó un desglose estado por estado (en inglés) de estos hallazgos, además de un estudio sobre a cuántas personas les han diagnosticado las enfermedades más comunes en cada estado y cómo han aumentado los precios de los medicamentos que se utilizan más extensamente para tratar esas enfermedades. La información se publicó durante una conferencia que se realiza en Chicago, copatrocinada por AARP y la National Academy of State Health Policy, en la que se está estudiando qué pueden hacer los estados para reducir el costo de los medicamentos recetados.

En Misisipi, el 41% de las personas de entre 19 y 64 años reportaron no tomar los medicamentos según lo indicado. Los estados con los siguientes porcentajes más altos de personas que no se adhieren a las instrucciones del médico fueron Indiana (38%), Texas y Utah (36%), y Misuri y Alabama (35%). Los datos para este análisis provienen de una encuesta del 2016 realizada por el National Center for Health Statistics, y el análisis para AARP estuvo a cargo del Census Research Data Center de University of Minnesota.

Los lugares donde los índices de incumplimiento de tratamientos con medicamentos recetados son más bajos incluyen Massachusetts (16%), Nueva York y Vermont (18%) y Montana y el Distrito de Columbia (19%).

"Que haya un porcentaje relativamente alto de la población que no toma sus medicamentos es una señal de que este es un problema generalizado”, dijo Leigh Purvis, directora de Investigación de Servicios de Salud de AARP. Purvis agregó que los datos también indican que "hay un vínculo claro entre las personas que no se adhieran al tratamiento y los costos más altos del cuidado de la salud que pueden esperar en el futuro". Es mucho menos costoso tomar medicamentos, dijo, que "someterse a una operación del corazón o tener un infarto dentro de 10 años".

Los datos para todo el país muestran que, en el 2017, a casi el 11% de las personas mayores de 18 años les diagnosticaron diabetes, y casi el 13% recibieron el diagnóstico de prediabetes. El precio anual de la pluma de insulina Lantus SoloStar, que se usa comúnmente para tratar ambos trastornos, pasó de $2,907 en el 2012 a $4,703 en el 2017, un aumento del 62%.

En el 2017, casi 83 millones de adultos reportaron haber recibido el diagnóstico de presión arterial alta. Y el precio anual de Benicar, un fármaco que comúnmente se les receta a esos pacientes, pasó de $1,643 en el 2012 a $3,509 en el 2017, un aumento del 114%.

"Los medicamentos recetados están ocupando una porción cada vez mayor del costo del cuidado de la salud", dijo Purvis. Incluso si los pacientes tienen un seguro que los ayuda a pagar los medicamentos recetados, todas las personas del país se verán afectadas por los costos más altos de los fármacos: pagarán primas más altas para el seguro médico privado o impuestos más altos para financiar los planes de salud pública. "Los costos van a volver de alguna manera", dijo. "Por eso es que es importante considerar el precio total del producto".

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.