Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Cómo pagar tus cuentas en internet desde la seguridad de tu hogar

Evita las visitas al banco o a la oficina de correos durante la pandemia.

 

In English | La mayoría de las personas en el país usan cuentas en internet para pagar las facturas de tarjetas de créditoservicios públicos y otras facturas habituales, pero para muchas personas mayores lo normal sigue siendo pegar una estampilla y enviar un cheque mensual o giro postal por correo. Un estudio del 2019 realizado por la empresa de tecnología financiera Fiserv reveló que casi un tercio de las personas de 65 años o más no usaba los pagos por internet o móviles.

Pero aquellos adultos mayores que todavía prefieren pagar las facturas con papel son también los más vulnerables a enfermarse gravemente con COVID-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus. Dado que las autoridades federales y estatales instan a las personas en riesgo a permanecer en sus hogares, este puede ser el momento de evitar visitas a la oficina de correos o al banco y de cambiar a la banca en internet.

Las instituciones financieras y las empresas que facturan por servicios como agua, electricidad, seguros y acceso a internet han hecho que pagar en internet sea sencillo y seguro, y es fácil comenzar.

Hay dos maneras comunes de pagar cuentas en internet: puedes pagar a las empresas de manera individual a través de sus sitios web o aplicaciones móviles, o autorizar a tu banco o cooperativa de ahorro y crédito a que pague las facturas desde tu cuenta. No es necesario que elijas uno u otro de manera exclusiva; puedes usar cualquiera de los dos métodos, o ambos, en la combinación más conveniente para satisfacer tus necesidades financieras.

Pagar a las empresas de manera individual

Para establecer pagos individuales, debes crear una cuenta en el sitio web o la aplicación de la empresa. Necesitarás:

  • Crear un nombre de usuario y una contraseña para iniciar sesión en la cuenta.
  • Proporcionar una dirección de correo electrónico y un número de teléfono para que la empresa pueda comunicarse contigo, por ejemplo, para confirmar tu identidad cuando inicies sesión (un proceso llamado "autenticación de dos factores").
  • Vincular la cuenta a un método de pago (o a varios), como una cuenta bancaria o una tarjeta de crédito. Deberás proporcionar el número de cuenta y, si utilizas un banco, el número de ruta. (El número aparece impreso en tus cheques de papel, junto al número de la cuenta).

Para hacer un pago, inicia sesión en la cuenta y busca un enlace denominado "pay" (pagar) o "payments" (pagos). Te pedirá que ingreses la cantidad, selecciones la fecha y el método de pago y confirmes la transacción. Por lo general, recibirás un correo electrónico automatizado de la empresa en el que confirmarán que has hecho o programado un pago.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Pagar en internet a través de tu banco

El pago de cuentas en internet a través de tu banco te permite hacerlo todo en el mismo lugar. Para empezar:

  • Crea una cuenta en internet en el sitio web o aplicación de tu banco, si no tienes ya una.
  • Después de iniciar sesión, busca un enlace para el pago de facturas ("bill pay" en inglés) y crea perfiles para cada una de las empresas (llamadas "receptor de pago", o "payees" en inglés) Deberás ingresar información como el nombre de la empresa y tu número de cuenta.
  • Indica cuánto quieres pagar a la empresa y la fecha de pago. Ten en cuenta que puede tomar varios días para que se procesen los pagos del banco, por ello debes programarlos antes de la fecha de vencimiento de la factura.

Por lo general deberás tener una cuenta corriente en tu banco para usar el servicio de pago de facturas. La mayoría de los bancos, en particular los más grandes, ofrecen el pago de cuentas básico de manera gratuita, pero puede haber una tarifa si excedes un número determinado de pagos por mes, o por funcionalidades especiales como acceso a transacciones desde software financiero. Lee los términos y las condiciones detenidamente.

Dejar que tu banco pague tus cuentas es muy conveniente; no tendrás que lidiar con las distintas empresas y sus sitios web. Pero asegúrate de tener suficiente dinero en tu cuenta para cubrir los pagos cada mes, en particular si estableces pagos recurrentes.

 

Señora mayor tomando una foto a un cheque para hacer un depósito digital

E+ / GETTY IMAGES

¿Es segura la banca en internet?

  • Los bancos y las grandes empresas utilizan cifrado y otras tecnologías para mantener segura la información personal y financiera de sus clientes. Aunque todavía pueden producirse filtraciones de datos, por lo general, pagar las cuentas en internet es seguro siempre y cuando sigas algunas recomendaciones básicas para proteger tus datos.
  • No compartas información personal en respuesta a una llamada telefónica o un correo electrónico no solicitado, incluso si parece provenir de tu banco o de una compañía de facturación. A los delincuentes les encanta hacerse pasar por empresas conocidas para obtener datos privados, un fraude llamado suplantación de identidad ("phishing").
  • No hagas clic en enlaces ni descargues archivos adjuntos de correos electrónicos o mensajes de texto de una empresa si no estás seguro de que sean genuinos.
  • Cambia frecuentemente las contraseñas de tus cuentas financieras en internet.
  • Usa la autenticación de dos factores, si esa opción está disponible. El proceso añade una barrera de seguridad adicional: para acceder a tu cuenta, no solo necesitarás tu contraseña sino también un código de un solo uso que te enviará la compañía por mensaje de texto o correo electrónico.
  • Solo debes pagar facturas y consultar tus cuentas en una red segura, como la red wifi privada de tu hogar. Las redes wifi públicas en lugares como hoteles, aeropuertos y cafeterías, a menudo carecen de protecciones de seguridad.

Automatiza tus pagos

Una ventaja de pagar tus cuentas en internet es que puedes establecer pagos automatizados que se emiten el mismo día de cada mes. Esta opción, que suelen ofrecerla los bancos y las empresas individuales, te puede ahorrar tiempo y evitar que te olvides de una factura e incurras en cargos por pago tardío o financieros.

Los pagos automatizados son más adecuados para cuentas que sean por la misma cantidad cada mes, como la hipoteca, primas de seguros o servicios de transmisión de entretenimiento. Para gastos que varían de mes en mes, como las tarjetas de crédito y los servicios públicos, solo debes utilizar pagos recurrentes si sabes que la cuenta tiene suficientes fondos para cubrir montos inusualmente elevados.

Automatizar tus pagos no significa que te olvides de ellos. Verifica tus cuentas y estados de cuenta bancarios en internet con regularidad para asegurar que no haya problemas y mantenerte al tanto de los cambios, como aumentos en las primas de seguros o en las tarifas de los servicios de cable.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Usa tu teléfono inteligente para depositar cheques

La banca en internet no es solo para pagar cuentas. También puedes depositar cheques que hayas recibido mediante la cámara de tu teléfono inteligente y la aplicación móvil de tu banco, y evitar así visitas a la sucursal de tu banco.

Primero, busca y descarga la aplicación de tu banco o cooperativa de ahorro y crédito en Google Play (si tienes un teléfono o tableta Android) o en Apple App Store (si usas un iPhone o iPad). Una vez que hayas instalado la aplicación, inicia sesión en tu cuenta como lo harías en el sitio web del banco.

Para hacer depósitos:

  • Selecciona "Deposit checks" (depositar cheques) en el menú de navegación.
  • Firma en el dorso del cheque y escribe "For mobile deposit only at (nombre del banco)" (Solo para depósito móvil en [nombre del banco]).
  • Toma una fotografía del frente y del dorso del cheque. Muchas aplicaciones de servicios bancarios pueden tomar las fotos de manera automática pero también puedes hacerlo manualmente con la cámara de tu teléfono. Posiciona la cámara directamente sobre el cheque y asegúrate de que la imagen esté totalmente dentro del marco.
  • Ingresa el monto del cheque, selecciona la cuenta en la que deseas depositar el dinero y envía el depósito.

Los bancos recomiendan que anotes en el frente del cheque que ha sido depositado y la fecha del depósito. Guarda el cheque en un lugar seguro hasta que sepas que ha sido procesado y que los fondos están disponibles, luego destrúyelo.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO