Skip to content

In English

La Parte A es una de las cuatro partes principales en que se divide Medicare.

Ayuda a cubrir los costos de la estadía en un hospital y en centros de enfermería especializada, algunos servicios de salud en el hogar y los cuidados paliativos para enfermos terminales.

La Parte B cubre los servicios médicos y ambulatorios. Las Partes A y B —ambas incluidas en la ley que el presidente Lyndon B. Johnson promulgó en 1965— se conocen como Medicare Original.

La Parte C, también conocida como Medicare Advantage, es una alternativa de seguro privado a la que puedes acceder en lugar del plan de Medicare Original administrado por el Gobierno federal. La Parte C se aprobó con el nombre de Medicare+Choice en 1997, y pasó a llamarse Medicare Advantage en el 2003. Si decides obtener cobertura con un plan Medicare Advantage, de todos modos debes inscribirte en las partes A y B.

La Parte D cubre los medicamentos recetados. Puedes obtenerla a través de una póliza privada independiente o como parte de un plan Medicare Advantage. 

¿Qué servicios cubre la Parte A de Medicare?

La Parte A cubre los siguientes servicios:

Servicios hospitalarios. La Parte A ayuda a pagar muchos de los gastos en los que incurres si eres internado en un hospital que acepta Medicare, por ejemplo:

  • habitación semiprivada y comidas;
  • servicios generales de enfermería;
  • medicamentos, suministros y otros servicios hospitalarios;
  • ciertas transfusiones de sangre;
  • servicios de rehabilitación de pacientes internados.

Durante los primeros 60 días de hospitalización en cada período de beneficios, no tendrás que realizar ningún copago. Luego, pagarás una porción del costo, llamada coseguro de la Parte A. Un período de beneficios comienza el día en que ingresas a un hospital o un centro de enfermería especializada y concluye cuando hayas estado fuera del hospital o del centro de enfermería especializada durante 60 días seguidos.

Cobertura del cuidado en el hogar. La Parte A cubre ciertos cuidados especializados a tiempo parcial en el domicilio del paciente para personas que están confinadas al hogar y cumplen, además, con otros requisitos. Un médico debe certificar que necesitas cuidados intermitentes de enfermería especializada, fisioterapia, terapia ocupacional continuada o servicios de fonoaudiología. Los cuidados los debe brindar una agencia de atención médica en el hogar aprobada por Medicare.

Cobertura de cuidados terminales. La Parte A de Medicare cubre los cuidados paliativos para enfermos terminales. Tu médico debe certificar que tu expectativa de vida es de seis meses o menos. Los cuidados paliativos son cuidados para mejorar la calidad de vida, no son tratamientos médicos para curar la enfermedad.

Puedes recibir cuidados paliativos en tu hogar, en un centro para enfermos terminales, en un hogar de ancianos o en otro establecimiento. Tal vez debas pagar los costos de alojamiento y comida si vives en un lugar que no se dedica a brindar cuidados paliativos, como podría ser un hogar de ancianos.

Cobertura de centros de enfermería especializada. La Parte A cubre los primeros 20 días en un centro de enfermería especializada certificado por Medicare. Estos centros brindan servicios especializados de enfermería y rehabilitación después de una estadía en el hospital. Por lo general, es necesario haber estado internado en el hospital al menos tres días para recibir este beneficio, y el médico debe certificar que necesitas atención especializada todos los días por parte de terapeutas o personal de enfermería especializada, o bajo la supervisión de ellos.

La cobertura en un centro de enfermería especializada puede incluir:

  • habitación semiprivada y comidas;
  • cuidados de enfermería especializada;
  • fisioterapia, terapia ocupacional o servicios de fonoaudiología si son necesarios para alcanzar tu objetivo de salud;
  • medicamentos, equipos médicos y suministros utilizados en el centro;
  • servicios sociales médicos y asesoramiento dietético;
  • transporte en ambulancia, si se requiere para recibir los servicios necesarios que no están disponibles en el centro.

¿Qué servicios no cubre la Parte A de Medicare?

La Parte A de Medicare no cubre todos los servicios hospitalarios. Los que se mencionan a continuación no están incluidos en la cobertura:

  • habitación privada en un hospital o centro de enfermería especializada, a menos que sea médicamente necesaria;
  • contratación de tu propio enfermero, también llamada “atención de enfermería privada”;
  • televisión o teléfono en la habitación, si por ellos se cobra un cargo separado;
  • elementos personales como afeitadoras, pantuflas o medias antideslizantes, a menos que se suministren a todos los pacientes sin cargo adicional;
  • las primeras tres pintas de sangre, a menos que el hospital las obtenga sin cargo de un banco de sangre o que tú coordines reemplazarlas donando tu propia sangre o con la donación de otra persona, o que tengas un seguro adicional (como Medigap) que cubra este costo;
  • el costo de un centro de enfermería especializada al cual podrías ir para recibir rehabilitación después de recibir el alta del hospital si no has estado al menos tres días internado en el hospital (si estuviste en el hospital “para observación”, no puedes recibir la cobertura de Medicare para la estadía en el centro de enfermería especializada);
  • el costo de una estadía prolongada en un hogar de ancianos o en un centro de vida asistida. Medicare cubrirá tus necesidades médicas, pero no pagará por el cuidado de compañía o personal (ayuda con las actividades diarias, como bañarte, vestirte, comer o ir al baño) ni por la habitación o las comidas;
  • servicios de médicos (están cubiertos por la Parte B). Aquí se incluyen los servicios de médicos, anestesistas o cirujanos brindados en un hospital o centro de enfermería especializada o como parte de los beneficios de atención en el hogar o de cuidados paliativos.

¿Cuánto cuesta la Parte A de Medicare?

A pesar de que Medicare cubre muchos de los gastos de una hospitalización o de un centro de enfermería especializada (si reúnes los requisitos), es posible que tengas que pagar algunos gastos de tu bolsillo.

Primas. La mayoría de las personas no pagan prima por la Parte A porque ellas o sus cónyuges han pagado los impuestos de Medicare, a través de deducciones salariales, durante al menos 40 trimestres laborales, que es el equivalente a 10 años de trabajo. Si tú o tu cónyuge han pagado impuestos de Medicare equivalentes a entre 30 y 39 trimestres, el costo de la Parte A es de $274 al mes; si han pagado impuestos de Medicare equivalentes a menos de 30 trimestres, el costo es de $499 al mes.

Deducible. Antes de que comience la cobertura de la Parte A, debes pagar un deducible. En el 2022, el deducible de la Parte A es de $1,556 por período de beneficios.

Copagos o coseguro. Esta es la porción del costo que pagas una vez que has cubierto el deducible. La Parte A no tiene copagos para estadías en el hospital de hasta 60 días en un período de beneficios. Para estadías más prolongadas, los copagos del 2022 pueden incluir:

  • $389 diarios por los días 61 a 90;
  • $778 diarios después del día 90, por hasta 60 días de reserva de por vida;
  • el costo total después de agotar los días de reserva de por vida. Cada día de reserva de por vida puede utilizarse solo una vez, pero puedes aplicar los días a diferentes períodos de beneficios.

Los copagos para las estadías en centros de enfermería especializada en el 2022 son:

  • $0 por los días 1 a 20;
  • $194.50 diarios por los días 21 a 100;
  • el costo total después del día 100.

Si estás recibiendo cuidados paliativos, tal vez tengas un copago de hasta $5 por medicamento para controlar el dolor y los síntomas. También es posible que pagues el costo de la atención en un centro de cuidados de relevo, como una estadía breve en un hogar de ancianos para aliviar la tarea de tu cuidador.

Puedes comprar un seguro complementario de Medicare, conocido como Medigap, para cubrir el deducible y muchos de estos gastos de bolsillo.

Para tener en cuenta

Si decides obtener cobertura a través de un plan Medicare Advantage privado, recibirás como mínimo la misma cobertura de Medicare Original, pero es posible que los gastos de bolsillo sean diferentes. Por ejemplo, un plan Medicare Advantage quizá tenga un copago diario durante los primeros días de una hospitalización (digamos, $325 por cada uno de los primeros cinco días de estadía en el hospital), en vez del deducible de la Parte A.

También es posible que debas utilizar ciertos hospitales o centros dentro de la red de proveedores del seguro para recibir cobertura. Si utilizas establecimientos fuera de la red, es probable que debas pagar más, según el tipo de plan Medicare Advantage que tengas.

Actualizado el 15 de julio de 2022