Skip to content

AARP reafirma su compromiso de ayudar a aquellos con demencia al hacer importante inversión. Entérate.

 

 

Los dispositivos médicos defectuosos le cuestan miles de millones a Medicare

Estudio se centra en los dispositivos para el corazón, incluidos los marcapasos.

Hombre con sus manos en el pecho en señal de dolor

Getty Images

Un nuevo informe federal reseña la importancia de poder identificar y retirar con prontitud los dispositivos médicos implantables defectuosos.

In English | Los dispositivos cardíacos defectuosos le costaron a Medicare $1,500 millones durante un período de 10 años, según un estudio gubernamental publicado esta semana. El dinero representa solo una fracción de los costos estimados ocasionados por estos dispositivos médicos defectuosos, según el análisis.

La Oficina del Inspector General (OIG) del Departamento de Salud y Servicios Humanos federal revisó los datos para los años entre el 2005 y el 2014, centrándose en los siete dispositivos cardíacos, incluidos los marcapasos y desfibriladores. Pero puede que los costos ocasionados por estos dispositivos defectuosos sean mucho más altos: hay cientos de dispositivos cardíacos en el mercado, así como otros tipos de aparatos implantables, entre ellos, implantes ortopédicos, urológicos, neurológicos y cocleares.

La OIG recomendó que las reclamaciones de Medicare incluyan información sobre los aparatos para facilitar la identificación de los implantes con funcionamiento deficiente tan pronto como sea posible, lo que ahorrará dinero y mejorará el cuidado al paciente.

El informe "reseña la importancia de poder identificar y retirar con prontitud los dispositivos médicos implantables defectuosos para minimizar el daño potencial a los pacientes", dijo Keith Lind, asesor sénior del Instituto de Política Pública de AARP, quien ha investigado este asunto. "Ni los pacientes ni el programa Medicare deberían asumir costos innecesarios relacionados con estos dispositivos".

La investigación, cuyos resultados fueron publicados recientemente, se llevó a cabo debido al fuerte aumento en la cantidad de retiros de dispositivos médicos. Entre el 2003 y el 2012, se duplicó el número de retiros, según la Administración de Alimentos y Medicamentos.

Según la OIG, los estudios independientes han demostrado que los dispositivos de desempeño deficiente o que son retirados del mercado probablemente le han costado "miles de millones de dólares" en reclamaciones innecesarias a Medicare, incluidos "el monitoreo, hospitalización, cirugías, diagnósticos a través de imágenes, cuidado posagudo, servicios médicos y otros".

La OIG también menciona que los pacientes han sufrido las consecuencias de deducibles y copagos adicionales debido a estos dispositivos defectuosos.

También te puede interesar:

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO