Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Los pacientes con diabetes pueden sufrir complicaciones severas por la COVID-19

Los médicos dicen que es de suma importancia mantener bajo control los niveles de azúcar en la sangre.

Ilustración del cuerpo humano donde se destaca el pancreas

GETTY IMAGES

In English | Las personas con diabetes tienen más motivos para estar pendientes de sus niveles de azúcar en la sangre. Mantenerlos bajo control no solo los ayudará a vivir con la enfermedad y evitar complicaciones —como enfermedades cardiovasculares y daño renal—, sino también los ayudará a estar a salvo durante la pandemia del nuevo coronavirus.

Si bien los diabéticos no tienen más probabilidades de contraer COVID-19 que la población en general, sí es más probable que experimenten complicaciones severas, incluso la muerte, si se contagian.

De acuerdo con un informe reciente en la revista Lancet, el riesgo de morir por COVID-19 es un 50% más alto para las personas con diabetes que para aquellos que no sufren de esta enfermedad. Para tener una idea del por qué, los investigadores están analizando el papel que desempeña la glucosa en la sangre.

Ilustración del cuerpo humano y sus órganos

GETTY IMAGES

El coronavirus en el organismo

Infórmate más sobre los efectos de la COVD-19 en los órganos y las enfermedades preexistentes.

"Se cree —y esto es muy preliminar— que las personas con niveles descontrolados de azúcar en la sangre pueden ser más susceptibles a los efectos de la COVID-19, en parte por la manera en que el virus entra a nuestras células", comenta la Dra. Emily Nosova, médica becaria en endocrinología en la Facultad de Medicina Icahn en Mount Sinai, en la ciudad de Nueva York. "Cuando a alguien con diabetes se le diagnostica COVID-19, incluso si tienen síntomas leves y la posibilidad de recuperarse en casa, se han observado patrones irregulares de azúcar en la sangre; ya sea aumentos o descensos drásticos".

Los niveles bajos de glucosa aumentan el riesgo de un trastorno potencialmente mortal conocido como cetoacidosis diabética (CAD), que dificulta controlar la ingesta de líquidos y los niveles de electrolitos, dos factores clave para prevenir la sepsis, una complicación de la COVID-19 que podría ser mortal. Los altos niveles de glucosa también pueden impedir que se liberen glóbulos blancos que combaten infecciones, lo que aumenta aún más el riesgo de contraer una infección.

En el caso de los diabéticos que contraen el coronavirus, "la glucosa en la sangre se debe controlar al igual que todo lo demás", comenta la Dra. Anne Peters, profesora de medicina clínica en la Facultad de Medicina Keck en University of Southern California (USC) y directora de los Clinical Diabetes Programs en la misma institución. "Tienen que asegurar que sus niveles de azúcar en la sangre no sean ni muy altos ni muy bajos. Si son muy bajos, pueden perder el conocimiento; los niveles muy altos pueden provocar que las células del cuerpo que combaten infecciones no funcionen como deben".

Efectos amplificados de la diabetes y COVID-19

Después tenemos los efectos en cascada del coronavirus. Los síntomas de COVID-19 —entre ellos fatiga intensa y dolores de cabeza, náuseas y diarrea, y pérdida del sentido del olfato y gusto— también interfieren con la capacidad de controlar la diabetes. "A veces, todas estas fluctuaciones en los niveles de azúcar en la sangre se deben a que las personas simplemente no comen tanto como lo hacen normalmente", comenta Nosova. "Su apetito, y cualquier problema gastrointestinal, afectarán la manera en que metabolizan o digieren los medicamentos para la diabetes. Los tratamientos también pueden afectar drásticamente los niveles de azúcar en la sangre".

Algo que complica las cosas aún más es que las personas con diabetes tipo 2 tienen un riesgo más alto de sufrir enfermedades cardiovasculares y a menudo son de mayor edad y tienen sobrepeso. Estos factores pueden aumentar más el riesgo de casos graves de la enfermedad que causa el nuevo coronavirus. "Mientras más problemas médicos crónicos tenga la persona, particularmente quienes no se controlan adecuadamente, mayor es su riesgo de desarrollar complicaciones por la COVID-19", explica Nosova.

Además del distanciamiento social, usar una mascarilla y lavarse las manos frecuentemente —todas las recomendaciones de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC)—, los expertos recomiendan que los diabéticos consideren las medidas a continuación para cuidar su salud.


dynamic a logo mark for a a r p

Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Busca oportunidades

Si bien las órdenes de permanecer en casa hacen que realizar actividades como ejercitarse y hacer las compras sean más difíciles, las personas con diabetes tienen que estar alertas y controlar sus niveles de azúcar en la sangre. La clave, según Peters, es "crear patrones fáciles de seguir". Dedica determinado tiempo en el día para ejercitarte (ya sea con un video, caminar o levantar pesas de mano) y programa alarmas para mantenerte en movimiento a determinadas horas. ¿La buena noticia? Peters dice que muchos de sus pacientes diabéticos han mejorado en el control de su diabetes porque consumen alimentos preparados en el hogar (que pueden ser más saludables que la comida de restaurantes) y han encontrado maneras de permanecer activos.

Monitorea frecuentemente los niveles de glucosa en la sangre

Mide tu azúcar en la sangre cuando despiertas, antes de comer y antes de dormir, sugiere Nosova. Comunícate con tu médico si los niveles están por encima de 250 mg/dL por una hora, ya que podrías estar en riesgo de CAD, que ocurre cuando el cuerpo quema grasa para generar energía, lo que produce un compuesto ácido en la sangre conocido como cetonas. Con el tiempo, las cetonas pueden envenenar al cuerpo. Si te pinchas los dedos para medir tu glucosa, es particularmente importante que te laves las manos antes de hacerlo, según Nosova. "Si alguien te ayuda a hacerlo, asegúrate de que esa persona también practique una buena higiene".

Planifica con anticipación

Para asegurar que puedes controlar tu diabetes si contraes COVID-19, crea lo que Peters llama un kit de hospital. Llénalo con todo lo que necesitas para "mantener bajo control tu diabetes y evitar que interactúe con la COVID-19 y tengas que ir al hospital", recomienda. Asegúrate de incluir Gatorade, jugo y tabletas de glucosa, así como suficientes reservas de tus medicamentos recetados, suficiente insulina para al menos dos semanas (si necesitas insulina), un medidor de glucosa de repuesto (con baterías y tiras de prueba adicionales) y tiras de prueba para detectar cetonas.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO