Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

El malabarismo continuo de los cuidadores múltiples

Maneras de mantenerse a flote cuando brindamos cuidados a varias personas al mismo tiempo.

Padre e hijo ayudan al abuelo a caminar

KALI9/GETTY IMAGES

In English | Las 24 horas del día no parecen suficientes. Realmente creo que podría hacer todo si el día tuviera unas cuatro horas más para estar despierta. Pero no las tiene, así que no lo logro. La casa no está tan limpia como de costumbre. Comemos demasiadas comidas ya preparadas. Los pantalones de deporte son mi uniforme (aunque, en el 2020, ¿no nos vestimos la mayoría de manera más casual?). Este artículo le va a llegar con dos días de retraso a mi editor. En mi actual acto de malabarismo diario como cuidadora múltiple, algo se me va a caer.

Un aumento en los cuidadores múltiples

El cuidador múltiple es aquel que tiene que brindar cuidados a dos o más personas a la vez. No es infrecuente. Un sorprendente 24% de los cuidadores cuidan a más de una persona adulta. Este número ha aumentado significativamente incluso desde hace cinco años.

Tener que cuidar de varias personas a la vez podría ocurrir varias veces a lo largo de la vida, en diferentes etapas. Los cuidadores de la generación sándwich ayudarán a sus hijos y padres durante años. Los adultos mayores pueden cuidar tanto a un cónyuge como a un nieto. Los hogares rurales y multigeneracionales encuentran con frecuencia que más de una persona en un hogar necesita cuidados. Para cualquiera, es una posibilidad y puede llegar antes de lo que crees o cuando menos lo esperes.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Cuando consideré por primera vez escribir este artículo, reflexioné sobre varias experiencias personales. Recordé una ocasión en que tuve que conducir desde la primera cita de quimioterapia de mi madre directamente a un hospital ubicado a una hora de distancia para asistir a la mastectomía de una tía. Apoyar a un familiar cuando ella cuidaba a su hijo adulto con discapacidad intelectual y a su marido con cáncer de forma simultánea. El tiempo en que mi esposo estuvo físicamente incapacitado durante meses cuando nuestra hija tenía 2 años. Esas experiencias, y el trabajo profesional con familias que tienen varias personas que necesitan cuidados bajo un mismo techo, me han ayudado a comprender las complejidades que se presentan cuando dos personas necesitan tu ayuda al mismo tiempo. Yo pensaba que tenía algunas ideas y herramientas adecuadas para cuidar a más de una persona a la vez.

Un cambio inesperado

Y luego, de repente... Tuve que volverme nuevamente una cuidadora activa. Mi esposo sufrió una nueva lesión y no puede pararse ni caminar. Nuestra hija ya no es una bebé, pero todavía es pequeña y necesita mucho amor, tiempo y atención. Mi esposo puede brindar amor y atención en abundancia, pero no puede atender las tareas cotidianas de la crianza. Llevamos casi un mes en esto y no estamos seguros de cuánto tiempo durará su recuperación. Esta nueva realidad me hizo darme cuenta de lo importante que es seguir mi propio consejo sobre los cuidadores múltiples, buscar la orientación y las recomendaciones de los demás, y estar abierta a aprender más todos los días (especialmente sobre cómo adaptarse al cuidado durante una pandemia) para prepararme para los próximos meses.

Más que un trabajo doble

Los cuidadores múltiples reportan agotamiento físico, falta de tiempo para atender sus necesidades personales, menos tiempo para trabajar y un aumento de soledad o depresión. Un factor que distingue a los cuidadores múltiples de otros cuidadores es la gran cantidad de tiempo que dedican a ayudar a las personas que cuidan. Un estudio (en inglés) concluyó que los cuidadores múltiples reportaron un promedio de 52 horas a la semana en tareas de cuidado.

Para mí, no se trata solo del tiempo dedicado a tareas de cuidado (ir a buscar bolsas de hielo, coordinar y llevar a mi esposo a sus citas médicas, y atender las necesidades de mi hija). Además, dedico una buena cantidad de tiempo a realizar las contribuciones que mi esposo solía hacer en el hogar. Eso significa el doble de platos, el doble de limpieza, el doble de mantenimiento de la arena del gato (fácilmente mi tarea menos favorita, ¡aunque adoro a mi gatito!). Debido a que trabajamos juntos, también me encargo de sus tareas de oficina mientras él no pueda salir de casa. Desde el principio fue muy claro que no puedo hacerlo todo sin ayuda. Encontrar, pedir y aceptar ayuda son piezas clave para poder hacer bien tu labor de cuidador y para el bienestar del cuidador múltiple.

Consideraciones para encontrar ayuda

Muchos cuidadores experimentan aislamiento de alguna forma. Por ejemplo, los cuidadores rurales tienden a aislarse de las comunidades y los servicios. Los cuidadores múltiples experimentan aislamiento porque están muy involucrados en sus vidas como cuidadores. Y ahora, durante la pandemia, el aislamiento nos ha afectado a todos de alguna manera.

Las visitas podrían ser limitadas si tu pareja necesita cuidados y se encuentra ingresado. Es posible que tengas dificultades para encontrar amigos o familiares que estén dispuestos a visitar a los seres queridos que tú cuidas o a ayudarte con tus tareas del hogar, tal vez porque están inmunocomprometidos y aún están en cuarentena. O quizás te estés aislando para no poner en riesgo a tu ser querido con una enfermedad crónica. Tus salidas habituales para tu cuidado personal como cuidador (reunirte con amigos para almorzar o asistir a un servicio religioso) quizás no sean posibles en este momento. Es difícil.

Aun así, no dejes de buscar manos amigas. ¿Es posible consolidar hogares con un miembro de la familia que pueda ayudar? Existen beneficios comprobados de los hogares multigeneracionales. Tal vez sea el momento de considerar agregar más personas al hogar para que te ayuden con la vida cotidiana.

Toma un descanso

El cuidado de relevo es una necesidad esencial de los cuidadores y se están desarrollando nuevos programas para el cuidado de relevo (en inglés). Tu empleador incluso podría ofrecer cuidados de relevo como un beneficio. Si los familiares pueden ofrecerte algo de tiempo para ayudarte con tus seres queridos, no dudes en preguntar (más información al respecto a continuación).

También considera la posibilidad de crear un grupo de cuidadores. ¿Conoces a otros cuidadores que puedan ayudarte? Entendemos la importancia del cuidado de relevo más que nadie. La primera persona que ayudó a mi familia fue una amiga que acababa de cuidar a su esposo con cáncer. Ella vio que yo necesitaba un descanso para atender mi trabajo y llevó a mi esposo a su terapia. Los cuidadores simplemente lo entienden.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Contrata a alguien cuando sea posible

La programación de las tareas diarias y la organización son una gran parte del día del cuidador múltiple. Aunque no lo parezca, parte de esto se puede subcontratar. El simple hecho de delegar tu calendario de cuidados a otra persona y pedirle que se encargue del papeleo médico y del seguro puede ahorrarte horas. Además, configurar un planificador en línea o una suscripción de comidas permitirá que otros te ayuden dentro de sus capacidades, sin que tú tengas que iniciar la solicitud. Familiares o amigos pueden administrar estos calendarios, el papeleo y los planificadores en línea desde cualquier lugar y en sus propios horarios.

Para quienes cuidan a un padre o abuelo, puede ser un desafío lograr que los hermanos y otros miembros de la familia den su tiempo y talento para ayudar a aliviar la carga. Si todos necesitan ayuda para ponerse de acuerdo y crear un plan, un mediador podría ayudarlos a resolver sus conflictos. Un contrato familiar puede formalizar los roles y responsabilidades de todos.

Pide capacitación

Finalmente, insiste en la capacitación y no sientas que tienes que resolverlo todo de forma independiente. Es probable que tengas que proporcionar más cuidados complejos que otros cuidadores. Realizar tareas médicas o de enfermería o administrar múltiples regímenes de medicación para varias personas sería un estrés para cualquiera. Pide capacitación a los médicos de tus seres queridos y averigua adónde puedes recurrir a profesionales, si es posible. Un administrador de cuidados que maneja solo la administración de medicamentos puede asegurarse de que los medicamentos se tomen de acuerdo con las instrucciones y a tiempo, lo que puede prevenir complicaciones o incluso reingresos al hospital. Si crees que los proveedores médicos de tu ser querido no te han preparado adecuadamente para ayudar a un ser querido en el hogar, aboga para obtener la instrucción que necesitas (en inglés).

La prestación de cuidados múltiples es difícil, pero los cuidadores son fuertes. Si tienes consejos y técnicas que te han ayudado a cuidar de otros con éxito, compártelos en la Comunidad de AARP en internet (en inglés) para que otros puedan beneficiarse de tu experiencia.

Amanda Singleton recibió el premio nacional Caregiving Visionary Award de CareGiving.com y presta servicios a cuidadores durante todas las etapas de la vida por medio de su bufete de abogados. Síguela en Twitter y Facebook (enlaces en inglés).

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.