Skip to content
 

Discos infaltables en tu Navidad

Desde clásicos tradicionales y tropicales hasta las grabaciones más recientes.

Más allá de la imprescindible “Feliz Navidad” de José Feliciano, la música latina está llena de discos navideños para motivarnos a bailar durante las fiestas. Hoy recopilamos 11 de las mejores propuestas para una Navidad llena de melodías y ritmos irresistibles.

Víctor Manuelle: Memorias de Navidad

El segundo disco navideño del salsero boricua es un canto a la nostalgia matizado con una gran dosis de simpatía. Su título alude en parte al padre del cantante, Don Víctor Ruiz, quien falleció de la enfermedad de Alzheimer en el 2018. Pero fue específicamente realizado para transmitir las tradiciones navideñas de Puerto Rico a las nuevas generaciones, por lo que el disco ofrece 12 temas que van desde la salsa clásica de los años 70 y 80 (“Cántico Isabelino”) hasta un inesperado boogaloo (“Parranda en Boogaloo”), pasando por trullas y bombas puertorriqueñas y el sonido inconfundible del cantante. La pegajosísima “Ay ven, Navidad” es un conmovedor homenaje a los puertorriqueños de la diáspora que se reúnen en la isla cada diciembre. No te la pierdas.

Willie Colón & Héctor Lavoe: Asalto navideño

En 1971, en el momento preciso en que estaba alcanzando una cúspide de inspiración y creatividad, la orquesta neoyorquina liderada por Willie Colón y Héctor Lavoe grabó el que probablemente sea el mejor disco navideño latino de todos los tiempos. Colaborando con el maestro puertorriqueño Yomo Toro en el cuatro, la dupla presenta un rico repertorio de temas tradicionales, culminando con el éxito más grande del LP: “La murga”, aderezada con apoteósicos riffs de trombón. Vendió tantas copias que tres años más tarde generó una segunda parte, casi tan excelente como la primera.

Andrea Bocelli: Mi Navidad

La versión en inglés de este disco editado en el 2009 vendió más de cinco millones de copias. Más allá de la notable capacidad de Bocelli como intérprete —por momentos suena como un Papá Noel celestial cantando villancicos— Mi Navidad se beneficia del canadiense David Foster en la producción, con arreglos orquestales de impecable buen gusto. Aumentado por un coro infantil, “Santa Claus llegó a la ciudad” es conmovedor, mientras que duetos con Natalie Cole y Los Muppets le agregan variedad a una producción casi perfecta.

Cheo Feliciano: Felicidades

El retorno triunfal del sonero boricua Cheo Feliciano a la actividad artística comenzó en 1971 con el disco Cheo y la ayuda de un amigo del alma: el compositor Tite Curet Alonso. Dos años más tarde, estos dos maestros de la estética tropical continuaron su colaboración con un disco navideño lleno de alegría y sabor. No sorprende que este LP suene tan refrescante hoy como en 1973. A Cheo lo acompañaron Ray Barretto y Roberto Roena en la percusión, Larry Harlow en el piano y Bobby Valentín en el bajo.

Navidades con la Sonora Matancera

De los muchos discos navideños que nos ha regalado la música tropical, probablemente este sea el más tierno de todos. Editado en 1958 y anclado en las delicadas orquestaciones del cubano Javier Vásquez, incluye doce temas en las voces de Celia Cruz, Carlos Argentino y Celio González. No sorprende comprobar que los mejores momentos vienen de la mano de la guarachera de Cuba, incluyendo un cristalino “Feliz Navidad” —con coros al estilo de los años 50— y un “Jingle Bells” en español que contagia algarabía.

Raphael: Ven a mi casa esta Navidad

En 1965, Raphael lanzó su primer disco navideño. Tenía solamente cuatro canciones, pero una de ellas era “El tamborilero”, que se transformaría en una de las grabaciones emblemáticas del español. En su momento, los ejecutivos de la discográfica le advirtieron que Sinatra acababa de lanzar una versión del mismo tema. Afortunadamente Raphael insistió y se salió con la suya. “El tamborilero” aparece en este disco reciente —cosecha 2015— que acompañó a uno de los tradicionales especiales televisivos del cantante. La producción, a cargo de su hijo Manuel, es inmejorable.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Ismael Rivera: Feliz Navidad

Pocos artistas puertorriqueños están identificados con la esencia misma de la cultura boricua y su clase trabajadora como el maravilloso Ismael ‘Maelo’ Rivera, que se forjó como cantante junto al infartante Cortijo y su combo en los años 50. Rivera grabó su único disco navideño en 1975, y pese a que fue eclipsado por el Asalto de Willie y Héctor, hoy brilla como un clásico de la época. Arropado por los arreglos cosmopolitas de Louie Ramírez, Maelo suena vulnerable en “Una tarjeta postal” de Tite Curet Alonso.

Johnny Ventura: Navidad sin ti

No solo de salsa vive el hombre, y en 1985 el veterano cantautor de la República Dominicana Johnny Ventura grabó un sabroso disco repleto de merengues navideños. Ventura realizó todos los arreglos y compuso la mayoría del material, con la excepción de una elegante versión tropical de “Amarga Navidad” de José Alfredo Jiménez. Un disco variado, caracterizado por una dinámica sección de vientos.

Gilberto Santa Rosa: Una Navidad con Gilberto

Nacido en 1962, admirador de Tito Rodríguez y alumno aplicado de Willie Rosario, Gilberto Santa Rosa creció influenciado por los rituales y costumbres de la música boricua. En el 2008 siguió el ejemplo de sus maestros lanzando su propio disco navideño. Como era de esperar, los arreglos son electrizantes y Gilbertico sonea con admirable inspiración. Se destacan “Me gustan las Navidades” y una risueña lectura de “La fiesta no es para feos”.

Emmanuel: Navidad

Lanzado en el 2018, el disco navideño de Emmanuel es una propuesta breve. En solo 21 minutos, el cantante mexicano repasa ocho temas indispensables para las fiestas, entre los cuales aparece “The Christmas Song” en español con cuerdas y piano de jazz, además de un “Santa Claus llegó a la ciudad” con aroma de gospel y ritmo de rock. A los 63, Emmanuel sabe cómo imprimir la sensibilidad de la balada romántica a este material.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO