Skip to content

¿Cómo mantenerte sano durante tus viajes?: Consejos para disfrutar de las vacaciones de verano 

 

10 consejos sobre los gastos después de la pandemia

Mantén los buenos hábitos, deja los malos.

Dedo de una persona a punto de tocar un botón que dice reiniciar

ISTOCK / GETTY IMAGES

In English | Alrededor de 117 millones de adultos de 50 años o más en EE.UU. se acercan al momento tan esperado de poder gastar dinero después de la pandemia.

Es abrumador, emocionante y confuso. Y sí, es diferente al mundo que dejaron.

¿Siguen siendo aceptables las medidas que solían tomar antes de la pandemia —en términos de gastos y ahorros—? ¿Qué ha cambiado en el mundo de las finanzas personales en los últimos 14 meses, desde que la pandemia se apoderó de la nación? Si eres un adulto mayor, ¿hay pasos específicos que deberías dar ahora mismo, incluso cuando la niebla de la pandemia comienza a desaparecer?

Para algunos trabajadores de entre 50 y 70 años que mantuvieron su empleo, ahorrar dinero no fue necesariamente tan difícil durante la pandemia. Para ellos, los placeres básicos como viajar y comer afuera se convirtieron en algo que no podían hacer —y muchos también recibieron grandes beneficios financieros de los pagos de estímulo—, por lo que era más fácil ahorrar. Para otros, en particular quienes perdieron su empleo o cuyos negocios o ingresos sufrieron un golpe, sigue siendo una gran lucha. En cualquiera de los dos casos, a medida que la pandemia comienza a ceder, es hora de reconsiderar cómo gastar y ahorrar.

“La clave para este grupo es prepararse para reingresar al mundo de los gastos después de la pandemia”, dice Sandy Adams, socia del Center for Financial Planning en Southfield, Míchigan.

Cinco planificadores financieros certificados te dan los siguientes 10 consejos sobre volver a gastar dinero:

1. Diviértete, pero mantén el control

Las personas han reprimido el deseo de gastar en cosas que no han hecho por mucho tiempo, como comer afuera, asistir a eventos especiales y, por supuesto, viajar. “Vamos a querer salir de la jaula y hacer locuras”, dice Adams. “Mi consejo es planificar y empezar a gastar poco a poco, pero sin perder la cabeza”. Crea un verdadero plan para pagar los gastos de entretenimiento. En todo caso, dice Adams, no te endeudes por ellos.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


2. Aumenta tus ahorros

Para las personas que estaban en buen camino para ahorrar y tenían un equilibrio saludable de gastos y ahorros, es hora de usar cualquier dinero acumulado en exceso durante la pandemia para aumentar sus ahorros jubilatorios, dice Adams. Para quienes se atrasaron en sus planes de ahorro durante la pandemia y tal vez gastaron demasiado durante la crisis, ahora es el momento de transferir cualquier pago de estímulo restante que todavía esté en su cuenta corriente a su cuenta de ahorros para la jubilación, como una especie de aportación de “recuperación”, dice.

3. Configura los ahorros automáticos

¿Crees que no tienes la voluntad de ahorrar más, aunque estés gastando menos? Este es el momento perfecto de establecer un mecanismo de ahorro automático en un banco, una empresa de corretaje o una compañía de fondos mutuos que invierta automáticamente esa cantidad mensualmente. “Es importante hacer esto antes de que el mundo vuelva a abrir y adoptemos todos nuestros viejos hábitos”, dice Nicole Gopoian Wirick, fundadora de Prosperity Wealth Strategies en Birmingham, Míchigan.

4. Evita retomar los malos hábitos

Adams dice que la pregunta clave que todos deben hacerse ahora es: “¿Puedo ser más responsable con mi dinero después de la COVID-19?”. Durante la pandemia, muchos adultos mayores limitaron sus viajes al supermercado, e incluso cuando iban, por lo general llevaban una lista y solo compraban esos artículos para poder entrar y salir rápidamente. En su mayor parte, esto eliminó casi todas las compras impulsivas, dice Adams. Ella sugiere que los consumidores continúen este curso después de la pandemia —limitar los viajes al supermercado y solo comprar cosas en tu lista cuando vayas—.

5. Corta la factura del cable

Tal vez tú y tu familia vieron más televisión por cable de lo usual durante la pandemia porque el entretenimiento se sentía más seguro en el hogar. Eso está a punto de cambiar, a medida que más familias se aventuran al aire libre. Entonces, pregunta Adams, ¿por qué seguir pagando enormes facturas de televisión por cable por canales que nadie ve? Ella sugiere eliminar tu plan de televisión por cable de $100 al mes y reemplazarlo con un servicio de transmisión de $15 al mes, como Netflix.

6. Piensa dos veces antes de comprar una casa

Con las tasas de interés históricamente bajas, es tentador entrar en el mercado de la vivienda o comprar una casa más grande. Pero los precios de la vivienda han subido demasiado para valer la pena, dice H. Vincent Clanton, fundador del Chancellor Wealth Management en Atlanta. Los precios son simplemente demasiado altos en este momento para asumir deudas, dice.

7. Haz clic y compra menos

Tal vez el peor hábito de gasto que muchos consumidores adoptaron durante la pandemia fue comprar cosas en internet, dice Wirick. Eso se debe a que la gente no podía ir a las tiendas, por lo que las compras en línea evolucionaron y se convirtieron en la segunda mejor opción. Sin embargo, en muchos casos, las personas compran cosas que quieren, pero que en realidad no necesitan. “Pulsas un botón y las cosas llegan a tu puerta un día después”, dice. Por eso, Wirick aconseja a sus clientes que tomen un enfoque “consciente” para todas las compras en línea. Antes de pulsar el botón, pregúntate si realmente lo necesitas. Para las personas que continúan comprando cosas que no necesitan, ella recomienda encarecidamente que eliminen las aplicaciones de compras de su teléfono.

8. Gasta en mejorarte a ti mismo

Durante la pandemia, algunas personas que querían avanzar profesionalmente o hacer cambios de carrera comenzaron a gastar dinero en educación para recibir capacitación adicional, certificación o títulos superiores. Ahora no es el momento de dejar de gastar en eso; en cambio, es hora de aumentar ese gasto, dice Brent Bell, fundador de Bell Financial Planning en South Lyon, Míchigan. A medida que la economía se recupere, te recompensarán por ello.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


9. Equilibra los gastos de acondicionamiento físico

Muchas personas no pudieron ir al gimnasio o a la piscina durante la pandemia, por lo que compraron gimnasios en casa o incluso construyeron piscinas en sus hogares. Si lo hiciste, recuerda cancelar la membresía del gimnasio o de la piscina. Puede tomar varios años de recortes de gastos para pagar compras costosas como una piscina o un gimnasio en el hogar, dice Bell.

10. Revisa todos tus hábitos de pandemia

Puede tardar de dos a ocho meses crear un nuevo hábito o comportamiento en tu vida, y la COVID-19 dio lugar a nuevos hábitos para todos nosotros. La mayoría de estos hábitos —ya sea usar servicios de entrega de alimentos o inscribirse en servicios de suscripción— cuestan dinero. Este es el momento de identificar todos estos comportamientos y determinar cuáles son útiles y valen la pena mantener, y cuáles eliminar, dice Tracy Sherwood, presidenta de Sherwood Financial Management en Williamsville, Nueva York.

Bruce Horovitz es un escritor colaborador que cubre las finanzas personales y la prestación de cuidados. Anteriormente escribió para Los Angeles Times y USA TODAY. Horovitz escribe regularmente para The New York Times, el Wall Street Journal, The Washington Post, Investor's Business Daily, AARP Magazine, AARP Bulletin, Kaiser Health News y PBS Next Avenue.

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.