Skip to content
 

9 preguntas difíciles que debería hacer en una entrevista de trabajo

Demuestre su interés al tocar estos temas con su futuro empleador.

In English | Mucho de lo que ocurre durante una entrevista de trabajo exitosa es intuitivo. Se trata de la química entre dos personas. El momento en que tiene la posibilidad de hacer preguntas es una buena oportunidad para causar una impresión duradera.

Vea también: Cinco excelentes negocios desde casa.

Preguntas que debe hacer durante una entrevista de trabajo

Foto: Jasper White/Getty Images

Hágale estas preguntas a un futuro empleador durante su entrevista de trabajo.

Preguntas obvias pueden hacer parecer que usted no tiene gran interés. Las muy sencillas dan la impresión de que usted no está preparado. La clave es tener la confianza en usted mismo para hacer unas cuantas preguntas difíciles, pero no irrespetuosas. A continuación, preguntas a considerar.

1. ¿Por qué eligió esta compañía?

Es una calle de doble vía. Cierto, usted está allí para promoverse a sí mismo, pero ellos también le están vendiendo el empleo.

La respuesta le ayudará a definir "las fortalezas y debilidades de la organización desde una perspectiva interna", dice Michael Erwin, asesor principal de carreras profesionales para CareerBuilder.

Si esta es la persona que será su jefe, y usted se siente cómodo, podría preguntar: ¿cuál es su estilo gerencial? ¿Cuáles son los retos que lo entusiasman a venir a trabajar cada día? ¿Qué es lo que más le gusta de trabajar aquí? Este tipo de preguntas permite que otras personas puedan evaluar si a verdaderamente le interesa el trabajo y si la compañía se adapta a sus necesidades.

2. ¿Es la única opción trabajar a tiempo completo o consideraría usted un acuerdo de trabajo bajo contrato o como consultor?

"Casi todas las personas mayores de 50 años de edad con quienes he trabajado desean trabajar menos y ganar más", dice Maggie Mistal, consultora de carreras profesionales. "Al trabajar en proyectos o partes de proyectos en los que les sacan provecho a sus habilidades principales, pueden aumentar su salario por hora y evitar aceptar responsabilidades de trabajo que realmente no desean".

3. ¿Cómo podría yo exceder sus expectativas a corto plazo, por ejemplo, durante los primeros 30 o 60 días de empleo?

Una pregunta como ésta le comunica al entrevistador que usted desea ser eficaz desde el principio, dice Julie Shifman, consejera profesional y fundadora de Act Three. Sugiere que usted tiene iniciativa y está preparado, cualidades de crucial importancia que figuran en la decisión que tomará el empleador. La respuesta le debe proporcionar "conocimientos más profundos sobre las tareas y retos a los que se enfrentará durante el primer par de meses", dice ella.

4. ¿Cuáles son las cualidades que tienen en común sus mejores empleados?

La respuesta le señalará lo que el empleador valora en sus empleados más eficaces, dice Shifman. "¿Es que siempre están disponibles? ¿Es su creatividad para resolver problemas? La respuesta le indicará lo que necesitará hacer para tener éxito en la organización. ¿Tiene usted lo que se requiere? ¿Está dispuesto a dar lo que se requiere?"

5. ¿Desea que le aclare cualquier cosa acerca de mí, mis habilidades o mis antecedentes?

Una pregunta atrevida, pero a fin de cuentas, así es como podrá saber si el entrevistador tiene alguna duda respecto a su capacidad para desempeñar el trabajo. Esto le da una oportunidad para promoverse y destacar lo que mejor hace, o profundizar sobre algo que menciona en su currículum vítae.

6. ¿Existen oportunidades para recibir capacitación profesional o educarse más a fondo, especialmente para mantenerse al día con las nuevas tecnologías?

Según Dan Schawbel, autor del libro Promote Yourself, las oportunidades para la capacitación y el desarrollo profesional son los factores más importantes para los "boomers" cuando consideran trabajar para una empresa. Los resultados de una encuesta realizada recientemente por Monster y Millennial Branding, una firma de investigación y consultoría fundada por Schawbel, corroboran estos datos.

Si usted tiene 50 años o más, una pregunta como esa hará mucho para socavar cualquier inclinación que pueda tener el entrevistador de considerarlo como un trabajador mayor que podría estar aferrado al pasado, acostumbrado a hacer las cosas a su manera y atrasado respecto a la tecnología. "Esta es una pregunta progresista que le indica al entrevistador que usted está dispuesto a crecer profesionalmente", dice Laura Schlafly, consejera profesional.

7. ¿Fomenta la compañía proyectos de tipo empresarial?

Un creciente número de empresas, grandes y pequeñas, les están ofreciendo a sus trabajadores la autonomía, flexibilidad y recursos para trabajar como empresarios. La palabra de moda para esto: la intracreación de empresas, o iniciativa intraempresarial. Un empleador o gerente que fomenta un ambiente laboral en el que se apoya y estimula una cultura empresarial y en el que se ofrecen oportunidades para trabajar en proyectos fuera de sus responsabilidades directas puede marcar una gran diferencia en su felicidad laboral.

8. ¿Qué tipo de programas de mentores ofrecen?

Usted puede ir más allá y agregar que disfruta ser mentor de trabajadores más jóvenes, y que también se ha beneficiado al trabajar con trabajadores más jóvenes que sirvieron como su propio mentor, ayudándolo con la tecnología, medios sociales y demás.

"Esta se puede caracterizar como una pregunta que demuestra que usted no está intentando ocultar su edad ni presentarse como una persona 20 años más joven", dice Schlafly.

Pero esto va mucho más allá. Demuestra que usted está al tanto de la percepción sobre la tensión intergeneracional existente en el lugar de trabajo. También demuestra que está dispuesto a trabajar con compañeros más jóvenes. E indica que usted se siente a gusto trabajando para un jefe que pueda ser menor que usted.

9. ¿Cuál es la escala salarial de este puesto?

Este es el gran tema tabú. Usted desea saber el verdadero salario que le corresponde al puesto y los detalles de los beneficios tales como el seguro médico, cuidado infantil, vacaciones y planes de jubilación o 401(k). Parecería ser una falta de cortesía preguntar esto en la primera entrevista, pero si se atreve, esta pregunta puede resultarle ventajosa.

Probablemente no necesite que le proporcionen todos los detalles, pero tener una idea del sueldo es primordial para la mayoría de las personas. Como preámbulo, diga que la razón por la cual le intriga el puesto, por supuesto, no es el dinero, pero le interesaría saber cuál sería la escala salarial.

Es muy probable que se produzca una pausa, pero como respuesta recibirá una aproximación. Y entonces depende de usted agradecer la respuesta, al mismo tiempo que mantiene su rostro impasible. Este no es el momento de indicar, verbalmente o con señas, que es excelente. Espere a negociar una vez que le ofrezcan el trabajo formalmente.

Por otra parte, si el entrevistador no le contesta, puede ser indicación del estilo cauteloso de la compañía que a la larga no sea de su agrado. En realidad, este tipo de información no debe ser un misterio en esta etapa de su carrera. Su mejor opción, sin embargo, es contestar diplomáticamente, sin titubear, que espera poder recibir más detalles cuando el entrevistador los pueda compartir durante su próxima conversación. Despídase con un firme apretón de manos, sonríase cordialmente mientras mira al entrevistador a los ojos y agradézcale su tiempo genuinamente.

Recuerde enviar una nota de agradecimiento a cada persona con quien se entrevistó ese día. Prefiero una nota escrita a mano, pero un correo electrónico sirve si lo envía dentro de 24 horas. En muchos casos, es efectivo y se agradece la inmediatez. No es incorrecto hacer ambas cosas, especialmente si usted desea compartir material adicional con el entrevistador, o si desea aclarar preguntas que no supo contestar o no contestó bien antes de irse. Use su correspondencia para poner el punto final y dejar una buena impresión.

Y ahora que me acuerdo, gracias por tomarse el tiempo para leer mi columna.

Kerry Hannon, experta de AARP en trabajo, se especializa en segundas carreras y es autora galardonada. Su último libro es Great Jobs for Everyone 50+: Finding Work That Keeps You Happy and Healthy … and Pays the Bills (Excelentes empleos para as personas de 50 años o más: Cómo encontrar trabajo que lo mantenga contento y saludable... y capaz de pagar las cuentas).

 

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO