Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Skip to content
Content starts here
CLOSE ×
Buscar
Leaving AARP.org Website

You are now leaving AARP.org and going to a website that is not operated by AARP. A different privacy policy and terms of service will apply.

Perder libras puede beneficiar a tu corazón, incluso si recuperas algo de ese peso

Un nuevo estudio sugiere que los beneficios para la salud de una pérdida de peso modesta pueden durar varios años.

spinner image Plato en forma de corazón con frutas y vegetales, alimentos nutritivos, un estetoscopio, un corazón de goma, cinta métrica y unas mancuernas sobre un fondo azul
FCAFOTODIGITAL / GETTY IMAGES

No es necesario perder mucho: deshacerte incluso de una cantidad moderada de peso —estamos hablando del 5 al 10% de tu peso corporal total, si tienes exceso de peso— puede tener grandes beneficios para la salud. Y nuevas investigaciones sugieren que estos beneficios pueden durar varios años, incluso si recuperas lentamente parte del peso.

Un estudio publicado en la revista Circulation: Cardiovascular Quality and Outcomes (en inglés) examinó los resultados de 124 ensayos clínicos con más de 50,000 participantes. Los investigadores descubrieron que quienes perdieron peso a través de lo que se conoce como programas intensivos de pérdida de peso con intervención conductual —que a menudo incorporan dieta y ejercicio, junto con apoyo profesional o de otros participantes— tenían factores de riesgo más bajos de padecer enfermedades cardiovasculares y diabetes tipo 2 que las personas que participaron en programas menos intensivos o que no participaron en ningún programa. Además, estos marcadores mejorados duraron al menos cinco años, incluso si se recuperó algo de peso.

spinner image Image Alt Attribute

Membresía de AARP: $12 por tu primer año cuando te inscribes en la renovación automática.

Obtén acceso inmediato a productos exclusivos para socios y cientos de descuentos, una segunda membresía gratis y una suscripción a AARP The Magazine.
Únete a AARP

Conexión entre la pérdida de peso y la salud cardíaca

El impacto de estos hallazgos, explica el científico especializado en nutrición Chris Gardner, es de gran alcance. “Este es uno de los países con más sobrepeso del mundo, lo cual está paralizando nuestro sistema de atención médica y está afectando seriamente la calidad de nuestras vidas a medida que envejecemos”, dice Gardner, profesor de Medicina en Stanford y presidente del Comité de Nutrición de la Asociación Americana del Corazón.

En Estados Unidos, aproximadamente 2 de cada 3 adultos tienen sobrepeso u obesidad, ambos factores de riesgo de muchas enfermedades graves, incluidas cardiopatías y derrames cerebrales, dos de las principales causas de muerte. Estos problemas de salud son una carga, especialmente para los adultos mayores.

“El panorama general apunta claramente a que debemos tomar medidas, en particular con respecto a la dieta y al ejercicio”, dice Gardner, y destaca la importancia de prevenir las enfermedades prematuras.

Los investigadores del estudio descubrieron que los participantes en los programas intensivos vieron, en promedio:

  • Una caída de 1.5 mm Hg (milímetros de mercurio) en su presión arterial sistólica (el valor superior de la lectura) un año después de perder peso. Este valor se mantuvo 0.4 mm Hg más bajo cinco años después. La Asociación Americana del Corazón considera que la presión arterial normal debe incluir un valor de menos de 120 para la lectura sistólica y de menos de 80 para la lectura diastólica (el número inferior).
  • El porcentaje de HbA1c, una prueba que muestra tus niveles promedio de azúcar en la sangre, se redujo en 0.26 en las mediciones de uno y cinco años.
  • La proporción de colesterol total a colesterol bueno fue 1.5 puntos más baja en las mediciones de uno y cinco años.
spinner image AARP Membership Card

Membresía de AARP: $12 por tu primer año cuando te inscribes en la renovación automática.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.

La pérdida de peso promedio en los diferentes estudios osciló entre 5 y 10 libras. La recuperación de peso promedio entre los participantes —cuya edad promedio era de 51 años y cuyo índice de masa corporal (IMC) promedio era de 33— fue de 0.26 a 0.7 libras al año. Se considera que alguien con un IMC de 18.5 a 24.9 tiene un peso saludable; un IMC de 25.0 a 29.9 se considera sobrepeso; y de 30 o más se considera obesidad.

Los investigadores señalan que los beneficios para la salud observados disminuyeron entre los participantes con un mayor aumento de peso.

Salud y bienestar

AARP® Prescription Discounts provided by Optum Rx®

Tarjeta gratis de descuento para medicamentos recetados que se puede usar en más de 66,000 farmacias en todo el país

See more Salud y bienestar offers >

“Muchos médicos y pacientes reconocen que la pérdida de peso a menudo es seguida de la recuperación de peso, y temen que esto haga que intentar perder peso sea un esfuerzo fútil”, dijo en un comunicado de prensa la coautora del estudio Susan A. Jebb, profesora de Dieta y Salud de la Población en la Universidad de Oxford. “Este concepto se ha convertido en una barrera para ofrecer apoyo a las personas para que pierdan peso. Para las personas con problemas de sobrepeso u obesidad, perder peso es una manera eficaz de reducir el riesgo de diabetes tipo 2 y enfermedades cardiovasculares”.

Jebb señala que se necesitan más investigaciones para ver si los beneficios perduran después de cinco años. Otro aspecto que será importante estudiar en el futuro es cómo ayudar a las personas a mantener la pérdida de peso e, idealmente, los beneficios para la salud que esta conlleva, dice Gardner.

Recuperar algo de peso después de un programa para adelgazar es común. Las investigaciones demuestran que solo un pequeño porcentaje de las personas que bajan de peso no lo vuelven a recuperar. 

Aun así, Gardner espera que esta última investigación aliente a las personas que quieren perder peso a intentar hacerlo, incluso si están indecisas por el temor a recuperar parte de ese peso. “Espero que lean esto y piensen que, a largo plazo, dentro de cinco años, habrá valido la pena intentarlo”, dice. “Y que será beneficioso para ellas, aunque recuperen algunas libras. Así que vale la pena intentarlo”.

6 consejos para mantener la pérdida de peso

  1. Conoce tus factores desencadenantes y trabaja para evitarlos.
  2. Mantén tus patrones de alimentación constantes; planifica tus comidas para que tengas más probabilidades de tener alimentos saludables a la mano.
  3. Mantente físicamente activo. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, las personas que han perdido peso y no lo recuperan normalmente realizan de 60 a 90 minutos de actividad física de intensidad moderada la mayoría de los días de la semana. Distribuye el ejercicio con caminatas por la mañana, en el almuerzo y por la noche.
  4. Revisa tu peso con regularidad.
  5. Obtén apoyo de familiares, amigos y proveedores de atención médica.
  6. No te desalientes si vuelves a caer en viejos hábitos. Todavía puedes recuperar el buen camino.

Fuentes: Asociación Americana del Corazón, Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades

Discover AARP Members Only Access

Join AARP to Continue

Already a Member?

spinner image AARP Membership Card

Membresía de AARP: $12 por tu primer año cuando te inscribes en la renovación automática.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.