Skip to content

COVID-19: La vacunación, los cheques de estímulo económico y otras noticias. Infórmate

 

7 mitos sobre la gripe desmentidos

Distingue los hechos de la ficción para mantenerte sano en esta temporada de gripe.

Una mujer limpia su nariz con un pañuelo mientras camina con una sombrilla bajo la nieve

GETTY IMAGES

In English | Dado que la COVID-19 acapara toda la atención, puede ser fácil pasar por alto el otro virus potencialmente mortal que circula en esta época del año: la influenza, mejor conocida como la gripe. La temporada de gripe es oficialmente de octubre a mayo, por lo que ahora es un buen momento para informarse con datos reales sobre el virus que cobra decenas de miles de vidas —la mayoría de ellas de adultos mayores— cada año. A continuación, corregimos siete mitos comunes sobre la gripe para ayudarte a fortalecer tus defensas.

Mito núm. 1: el clima frío causa la gripe

Los virus —no el clima frío— causan la gripe. Lo que es seguro es que el virus de la influenza sobrevive mejor en ambientes más fríos, según el Dr. David Hooper, jefe de la Unidad de Control de Infecciones del Massachusetts General Hospital, en Boston. Además, "durante el clima frío, las personas tienden a reunirse en el interior con las ventanas cerradas y con menos circulación de aire, lo que causa un mayor riesgo de propagación de la gripe", dice. También, las temperaturas más bajas pueden afectar negativamente la respuesta inmunitaria, haciéndonos más vulnerables a la gripe, que se propaga por medio de gotitas cuando las personas a nuestro alrededor hablan, estornudan o tosen.


Para información actualizada sobre la COVID-19 visita aarp.org/ElCoronavirus


Mito núm. 2: la gripe no es más que un resfriado fuerte

No todas las enfermedades respiratorias son gripe, dice el Dr. Waleed Javaid, director de Prevención y Control de Infecciones en Mount Sinai Downtown en la ciudad de Nueva York. Aunque la gripe y el resfriado común pueden tener síntomas similares, son causados por virus diferentes. Y cada uno de ellos presenta síntomas distintos. Con un resfriado, por ejemplo, puedes tener la nariz congestionada o con mucosidad; con la gripe, normalmente no. Y mientras que un resfriado puede hacerte sentir muy mal, la gripe "puede hacerte sentir como si te hubiera atropellado un tren", dice Javaid. Además, los resfriados rara vez causan complicaciones graves, mientras que "un caso grave de gripe puede viajar a los pulmones y causar infecciones severas", dice el Dr. Arun Karlamangla, geriatra en UCLA Health.

Mito núm. 3: los antibióticos pueden ayudar a tratar la gripe

La gripe es una infección viral. Los antibióticos solo tratan infecciones bacterianas, como la faringitis estreptocócica o las infecciones del tracto urinario. En ocasiones, dice Javaid, las complicaciones de la gripe, como la neumonía, se tratan con antibióticos, pero no la gripe en sí. Para la gripe, además de los medicamentos de venta sin receta para, digamos, aliviar la tos y la congestión nasal, hay medicamentos antivirales aprobados, como el Tamiflu. (Importante: para que sean eficaces, estos medicamentos antivirales deben tomarse al principio de la aparición de los síntomas de la gripe).

Mito núm. 4: no necesitas vacunarte contra la gripe si raramente te enfermas

La gripe es altamente contagiosa, y sí, incluso las personas sanas la contraen. "La vacuna contra la gripe es la mejor intervención que tenemos para prevenir las infecciones de la gripe y, a veces, las graves complicaciones que puede causar", dice la Dra. Lisa Maragakis, directora sénior de prevención de infecciones en Johns Hopkins Health System. "Todo el mundo debería vacunarse contra la gripe cada año, y en medio de la pandemia de la COVID-19 es aún más importante".

Además, el virus de la gripe "puede mutar de una temporada a otra", dice la Dra. Sophia Tolliver, profesora clínica adjunta de Medicina Familiar en Ohio State University Wexner Medical Center. Si aparece una cepa que tu sistema inmunitario no ha enfrentado antes, es más probable que te enfermes. Vacunarse contra la gripe puede ayudar, dice Tolliver, porque la vacuna está diseñada para crear inmunidad a las cepas específicas que circulan en una época determinada.

Mito núm. 5: la vacuna contra la gripe podría enfermarte

No hay ningún virus activo en la vacuna contra la gripe, por lo que no puede causarla. Puede que te duela el brazo después de recibir la inyección, pero no por mucho tiempo, dice la Dra. Ankita Sagar, médica de atención primaria en Northwell Health en Great Neck, Nueva York. Además, es posible que te duela el cuerpo, ya que está desarrollando la inmunidad, dice. Todo lo cual probablemente vale la pena: según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), la vacuna contra la gripe evitó alrededor de 4.4 millones de casos de gripe en la temporada particularmente fuerte del 2018 al 2019, lo que ayudó a prevenir 2.3 millones de visitas médicas, 58,000 hospitalizaciones y aproximadamente 3,500 muertes relacionadas con la gripe.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Mito núm. 6: también puedes contraer la "gripe estomacal"

La palabra "gripe" se utiliza a menudo para una variedad de virus y otras enfermedades no relacionadas. En primer lugar, aunque la gripe a veces puede causar síntomas gastrointestinales, dice Maragakis, un virus estomacal que causa la aparición repentina de náuseas, vómitos o diarrea no es la gripe. El término "gripe estomacal" se utiliza en un sentido amplio para referirse a la gastroenteritis viral, que no es causada por el virus de la gripe, sino por otros virus, como el norovirus. Las infecciones por norovirus pueden ocurrir en cualquier momento del año, pero los brotes suelen ocurrir de noviembre a abril, lo que coincide con el virus de la gripe.

Mito núm. 7: tan pronto como te vacunes contra la gripe, no contraerás la enfermedad

Después de recibir la vacuna, la inmunidad puede tardar hasta dos semanas en acumularse en el cuerpo, dice el Dr. David Hirschwerk, especialista en enfermedades infecciosas en Northwell Health en Manhasset, Nueva York. Y la vacuna contra la gripe no es 100% efectiva en la prevención de la enfermedad, dice. Dicho esto, si te enfermas, la vacuna hará que tus síntomas sean menos severos. Sagar añade que "el riesgo de ser admitido en cuidados intensivos es mucho menor si te pones la vacuna contra la gripe". Y eso, añade Hirschwerk, es especialmente importante para ayudar a disminuir la carga del sistema de salud durante la pandemia de la COVID-19.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.