Skip to content
 

Cuenta regresiva para la jubilación: 10 años

Es hora de evaluar las cuentas de ahorros y construir una base financiera sólida.

Manos sosteniendo un nido con un huevo de oro

GETTY IMAGES

Dinero

Analiza tu situación

In English | Es hora de evaluar qué tan preparado (o poco preparado) estás económicamente para tu jubilación.

  • Haz una prueba rápida. Asumiendo que te jubilarás en aproximadamente 10 años, debes tener ahorrado cerca de siete veces tu salario actual, según una investigación de Fidelity. Esto te encamina a ahorrar aproximadamente 10 veces tu salario final para la jubilación y a mantener tu nivel de vida actual. Si te jubilas antes de cumplir los 67 años, necesitarás más ahorros; si lo haces después, necesitarás menos.
  • Indaga más a fondo. Ingresa tus números actuales (como ingresos, ahorros y futuras pensiones) en una calculadora en línea para estimar tu pensión de jubilación. Los expertos dicen que necesitarás del 75 al 80% de los ingresos que recibías antes de jubilarte para vivir bien (lo que es cuestionable, pero un buen punto de partida).
  • No te desesperes. Tienes 10 años para hacer cambios; puedes ganar más, reducir tus gastos o retrasar la jubilación. “Todo lo que puedas hacer definitivamente ayudará”, afirma George Papadopoulos, planificador financiero de Novi, Míchigan.

Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Ahorra fácilmente

Si formas parte del 82% de los empleados que reciben pago mediante depósito directo, ahorra más al dividir tu salario en varias cuentas. Solicítale al departamento de nómina que deposite parte de tu cheque en una cuenta de ahorros en línea, donde no veas ese dinero ni te acuerdes de que está ahí. Según un estudio reciente, los usuarios de depósito directo que dividen sus ingresos ahorran hasta $90 más al mes que aquellos que usan otro método de ahorro.

Pon a producir tus ahorros para la jubilación

¿No estás seguro de dónde invertir el dinero de más? Trata de hacerlo crecer al encontrar un punto entre un viaje a las Vegas y guardar tu dinero debajo del colchón.

El punto ideal

  • Fondos mutuos equilibrados: busca una mezcla de acciones y bonos; una proporción de 50/50 o 60/40 de acciones a bonos es razonable.
  • Fondos mutuos con fecha fija: estos fondos equilibrados ajustan las inversiones automáticamente para reducir el riesgo a medida que envejeces.

Conservador sensato

  • Fondos de bonos corporativos de alto grado
  • Cuentas de mercado monetario
  • Fondos de bonos del Gobierno de EE.UU.
  • Certificados de depósito y cuentas de ahorros en línea (consulta bankrate.com para encontrar una lista de bancos asegurados por la Federal Deposit Insurance Corp., que ofrecen tasas más altas).
  • Bonos de ahorros protegidos contra la inflación de serie I (que se venden en treasurydirect.gov)

Control de seguridad: medidor de seguridad laboral

¿Tu ocupación está pasando por una buena racha? ¿Está en su recta final? ¿O está en un punto medio?

Empleos en crecimiento
Empleos que están desapareciendo
Empleos en crecimiento

Construye una base financiera sólida 

Si ya tienes buenos ahorros en un plan 401(k), un 403(b) o una cuenta IRA, abre una Roth IRA (en el 2019 puedes contribuir hasta $7,000 si tienes 50 años o más), o pon dinero en una cuenta gravable normal.

  • Por qué hacerlo. Estás sentando las bases para pagar menos impuestos más adelante. Digamos que necesitas un nuevo techo para la casa cuando estés jubilado. Si retiras dinero de un 401(k) o una IRA tradicional, pagarás impuestos como si fuera ingreso ordinario, y es posible que termines en una categoría tributaria más alta, explica Carolyn McClanahan, fundadora de Life Planning Partners. Pero puedes retirar tus contribuciones de una Roth IRA sin pagar impuestos (también las ganancias, si tienes al menos 59 años y medio, y has tenido la cuenta al menos por cinco años). Además, puedes invertir por medio de una cuenta de corretaje gravable básica; cuando vendes valores, solo pagas impuestos sobre las ganancias de capital por los ingresos (a veces menos).

Termina de pagar el préstamo hipotecario

El problema de tener un préstamo hipotecario en la jubilación es que puede que debas vender tus inversiones para cubrir los pagos. Y algunas veces eso sucederá cuando los mercados estén a la baja (el peor momento para vender), indica Shelley Giordano, presidenta de la Funding Longevity Task Force del American College of Financial Services. Sus consejos:

  1. En lugar de hacer un solo pago al mes, paga la mitad cada dos semanas. Esos 26 pagos al año son el equivalente a 13 pagos mensuales, lo que hace que se termine de pagar más rápido el préstamo y que se reduzca el valor total de los intereses.
  2. ¿Recibiste un reembolso de impuestos o un bono? ¿Tienes un empleo adicional? Usa el dinero para pagar el capital.
  3. Evita refinanciar el préstamo hipotecario, ya que un nuevo préstamo con una fecha posterior para terminar de pagarlo significa que una mayor cantidad de tu pago mensual cubrirá los gastos de intereses y no aumentará tu capital de vivienda.
  4. No pidas préstamos sobre el capital de vivienda ni hagas compras con tu línea de crédito. La nueva ley tributaria hace que esto sea menos atractivo, dice Giordano. Y este no es el momento para aumentar tu deuda hipotecaria.

Trabajo

Prepara un plan B

Hazte las siguientes preguntas y sé sincero.

  1. ¿Trabajas en una industria estable y en crecimiento?
  2. ¿Trabajas en una compañía estable y en crecimiento?
  3. ¿Todavía te apasiona el trabajo?

¿Respondiste no a alguna de las preguntas anteriores? Es hora de actualizar tu perfil de LinkedIn y ver qué más hay por ahí.

  • Por qué hacerlo. Solo aproximadamente la mitad de los empleados logran tener una jubilación planeada y voluntaria; el resto de nosotros salimos prematuramente, a menudo como resultado de pérdida del trabajo o desgaste. Pero todavía tienes tiempo de reorganizarte. “Tienes 10 años para aumentar tus ahorros”, indica Nancy Collamer, experta en carrera y jubilación.
  • Cómo hacerlo. Ya conoces la rutina. Habla con personas que te puedan ayudar. Regístrate para recibir alertas de empleo en el sitio principal de tu industria. Consulta los clasificados que te interesen y toma nota de las habilidades que buscan los empleadores.
  • ¿Quieres quedarte en el mismo sitio? Ocúpate de todos modos. “Sin importar si conduces un bus, trabajas en una tienda o tienes un cargo profesional, aumenta al máximo tus oportunidades para construir tu capital”, sugiere Collamer. “Da charlas o escribe artículos para mejorar tu perfil, o aprovecha los programas de capacitación a corto plazo”. Una opción es visitar linkedin.com/learning y obtener acceso en línea a miles de cursos de negocios, innovación y tecnología por $30 al mes.
Configure ImageText Article/SubHead

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO