Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Guía para los abuelos que ayudan en la educación virtual

Cómo ayudar a tus nietos con el aprendizaje a distancia durante la pandemia.

Abuela ayuda a su nieta con las clases virtuales

Getty Images

In English | El año escolar se ha puesto en marcha durante la pandemia, y muchos padres y abuelos han asumido los papeles de maestro, tutor y asistente técnico.

Miles de escuelas de kindergarten al 12.° grado han optado por el aprendizaje virtual ante la amenaza de un brote de coronavirus, o han creado modelos híbridos que combinan la instrucción en persona a tiempo parcial y opciones virtuales. Debido a que los estudiantes aprenden desde su casa y muchos padres también trabajan desde su hogar, los abuelos se han convertido en figuras fundamentales en el proceso educativo.

Además, más de 2.7 millones de niños viven en hogares sin sus padres, donde los abuelos u otros familiares cuidan de ellos, y necesitan la ayuda de sus abuelos. Pero la mayoría de los abuelos no tienen experiencia en educación y pueden necesitar apoyo para ayudar a sus nietos con todo, desde ingresar a salones de clase en Zoom hasta hacer la tarea de matemáticas.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


“Aunque la realidad de apoyar a los niños en el aprendizaje a distancia puede ser abrumadora, los abuelos deben recordar que también es una oportunidad para compartir sus habilidades, sus pasatiempos y su tiempo con sus seres queridos de maneras nuevas y creativas y crear recuerdos perdurables”, dice DeLise Bernard, experta y asesora en educación.

Abuela haciendo manualidades con sus nietos

Cortesía de Delise Bernard

La madre de DeLise Bernard y sus nietos haciendo manualidades.

Cuando las escuelas públicas comenzaron la transición a modelos de aprendizaje a distancia en marzo, Bernard lanzó un grupo de Facebook en inglés llamado Surviving Homeschool (cómo sobrevivir la educación en casa) para ayudar a contestar las preguntas de los familiares que se ven obligados a desempeñar el papel de maestros. Bernard educó a tres hijos en casa durante casi una década y quería compartir sus consejos y trucos. En dos días, el grupo atrajo a más de 2,000 miembros y ahora tiene más de 7,500.

El cambio al aprendizaje a distancia forzó a individuos como Susan Hatcher, de 62 años, y su esposo Skip Hatcher, de 71 años, residentes de St. Augustine, Florida, a asumir nuevos papeles: abuelos que hacen también de equipo de apoyo educativo para sus dos nietos, uno de sexto grado y otro de primer grado.

Los Hatcher tienen algo de experiencia en educación. Susan es psicóloga escolar recién jubilada y exmaestra, mientras que Skip es director de escuela primaria jubilado. La pareja trabaja con sus nietos durante el día para facilitar su aprendizaje a distancia, mientras que los padres de los niños trabajan desde casa. “El año pasado, los estudiantes podían ser más independientes y flexibles con las exigencias académicas”, dice Susan. “Ahora, los niños tienen que estar en línea todo el día escolar”.

Susan Hatcher, su esposo y sus dos nietos

Cortesía de Susan Hatcher

Susan Hatcher y su esposo, fotografiados con sus nietos.

Los abuelos pueden tener dificultad para ayudar a los estudiantes con la tecnología, como ayudarlos a ingresar a varias plataformas y aplicaciones educativas y asegurarse de que el video esté funcionando para la clase virtual. Los abuelos no tienen que ser magos de la tecnología ni saber cómo escribir un ensayo perfecto, pero pueden ayudar a los estudiantes a encontrar recursos gratis en línea para asistirlos.

Debido a que los distritos escolares en el país siguen diferentes planes y ante la incertidumbre futura, algunas dificultades son de esperarse. Ayudar con las tareas escolares de varios estudiantes, comunicarse con los maestros y asistir a los estudiantes en materias que no conoces puede ser difícil.

“Mi consejo para los abuelos es recordar que esto solo es por un tiempo”, dice Susan. “Estamos felices porque estamos jubilados y podemos dedicar nuestro tiempo y energía a mantener a nuestros nietos seguros y sanos durante la pandemia”.

A continuación, los Hatcher y Bernard comparten sus sugerencias para ayudar a los nietos a tener una experiencia educativa a distancia exitosa.

Crea el espacio adecuado

  • Asegúrate de que haya por lo menos una superficie firme para las tareas escolares (un escritorio, una mesa de comedor o una mesa plegable son adecuados). Los nietos de los Hatcher tienen estaciones para sus computadoras portátiles y sus útiles escolares en la mesa de la cocina.
  • Comunícate con tus hijos o nietos para entender cómo les gusta aprender. A algunos estudiantes les gusta trabajar en su cama o un sofá o cambiar de lugar, mientras que otros quieren orden.
  • Bernard recomienda varias opciones de almacenamiento como contenedores, cajones o un armario para las carpetas, los libros y los cuadernos, al igual que un recipiente para los útiles escolares como lápices y marcadores.
  • Bernard también recomienda una pizarra, un sacapuntas, una perforadora y una impresora.
  • Si varios estudiantes necesitan estudiar uno al lado del otro, considera hacer separadores de cartón reciclado para crear “cubículos”, dice Bernard.

Ten en cuenta la tecnología

  • Una computadora portátil o una tableta, si es posible: si el estudiante no tiene acceso a un dispositivo, comunícate con la escuela. Muchas escuelas proporcionan dispositivos a los estudiantes que los necesitan. Si no, pide que te recomienden una marca o un modelo.
  • Wifi: un enrutador actualizado permitirá que varias personas trabajen con el mismo servicio de internet al mismo tiempo. Para las familias que no tienen una conexión de internet fiable, algunas escuelas y ciudades proporcionan servicios de internet gratis a los estudiantes. Comunícate con la escuela de tu estudiante para averiguar si puede proporcionar un punto de acceso wifi o si tu ciudad ofrece una red wifi pública en tu vecindario. Además, algunas compañías de internet ofrecen planes de bajo costo a los estudiantes, las personas mayores y las familias de bajos ingresos.
  • Una cuenta de correo electrónico: algunos distritos escolares crean una cuenta de correo electrónico para cada estudiante. Asegúrate de que tú y tu estudiante sepan si existe esa cuenta y cómo acceder a ella. Si no, considera crear una cuenta de correo electrónico para las comunicaciones escolares.
  • Auriculares con micrófono incorporado: no tienen que ser de lujo. Muchos con micrófono comienzan desde unos $15. Según la edad del estudiante, considera comprar un par diseñado especialmente para niños (tienen un armazón más pequeño y limitan el volumen máximo para proteger el oído). Ayudarán durante las sesiones de clase en Zoom, Microsoft Teams, Skype o cualquier otro tipo de aplicación de videoconferencias.
  • Anteojos con filtro de luz azul: Bernard recomienda anteojos con filtro de luz azul para limitar la sobreexposición a la luz azul, la cual se emite de las pantallas y puede interrumpir los patrones de sueño durante la noche. Los filtros de luz azul se pueden incorporar a una receta actual, pero los anteojos para la computadora sin receta son una opción económica. Considera instalar programas gratis como F.lux (en inglés), un software para tu computadora que filtra la luz azul. (Nota: si el estudiante trabaja en una computadora proporcionada por la escuela, descargar software puede estar prohibido).

Recursos de aprendizaje

No todo abuelo o padre esperaba que se le pidiera ayudar con las tareas escolares. A continuación, te presentamos algunos programas y otros recursos para cuando necesites revisar las tareas escolares.

  • Grammarly es una extensión de navegador de Google Chrome que corrige la ortografía y los errores gramaticales.
  • Khan Academy es una plataforma de tutoría gratis, conocida por sus videos cortos de matemáticas que explican conceptos sobre varios temas. Khan Academy ahora también ofrece tutoriales y cursos sobre otras materias como ciencias, lectura y vocabulario, historia y estudios sociales.
  • Los recursos en línea PhotoMath y Symbolab te permiten presentar un problema de matemáticas y obtener la solución o una explicación para resolverlo.
  • My Math Flash Cards es una aplicación que ayuda con las matemáticas.
  • Los sitios web de tutoría pueden ayudar. Bernard recomienda Starfall para los primeros grados y Wide Open School.
  • Tu biblioteca local ofrece acceso gratis a libros, revistas y suscripciones de periódicos. Muchas bibliotecas les proporcionan a sus miembros una gran variedad de opciones en línea, incluidos libros y revistas digitales.
  • Explora los recursos que ofrece la escuela y el distrito de tu estudiante. Muchos distritos y escuelas tienen una línea de ayuda para la tarea y ofrecen tutoría entre compañeros gratis, o acceso a herramientas y plataformas digitales.
  • Pide el manual del maestro. Bernard sugiere comunicarse con el maestro y pedir una copia del manual del maestro correspondiente al libro de texto del estudiante o acceso digital al manual. Nota: Algunos maestros pueden negarse para evitar que se copien las respuestas.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO