Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Skip to content
Content starts here
CLOSE ×
Buscar
Leaving AARP.org Website

You are now leaving AARP.org and going to a website that is not operated by AARP. A different privacy policy and terms of service will apply.

Lo que debes saber sobre las últimas estafas de impostores de Amazon

Entérate de las últimas formas en que los delincuentes usan el nombre de la empresa para robar a los consumidores.


spinner image Un logo de Amazon que parece una máscara de madera.
Ilustración: Matt Chase

Las estafas son una epidemia hoy día, y los delincuentes usan todas las vías imaginables para separar a los consumidores de su dinero. Así que tiene sentido que con frecuencia se hagan pasar por grandes empresas o instituciones afiliadas a millones de personas (víctimas potenciales, en su mente): el Servicio de Impuestos Internos, la Administración del Seguro Social, grandes bancos como Wells Fargo y Chase... o minoristas masivos como Amazon.

Amazon, que generó casi $575,000 millones en ventas netas el año pasado, ofrece “una oportunidad fácil para las estafas”, porque es una de esas “entidades que nos unen a todos”, dice Mark Fetterhoff, asesor sénior de la Red contra el Fraude, de AARP.

spinner image Image Alt Attribute

Membresía de AARP: $12 por tu primer año cuando te inscribes en la renovación automática.

Obtén acceso inmediato a productos exclusivos para socios y cientos de descuentos, una segunda membresía gratis y una suscripción a AARP The Magazine.
Únete a AARP

La enorme empresa fue la segunda más suplantada en 2023, según la Comisión Federal de Comercio (FTC). La agencia recibió alrededor de 44,000 informes sobre estafadores que usaban el nombre de Amazon, con una pérdida de $19 millones. El más frecuentemente suplantado fue Best Buy y su servicio Geek Squad (con alrededor de 52,000 informes, citando pérdidas por $15 millones).

Las estafas por suplantación de identidad en general —en las que los delincuentes fingen representar a una empresa u organismo oficial, normalmente para robar dinero— les costaron a las personas en Estados Unidos al menos $1,100 millones solo el año pasado, según informes hechos a la FTC, que añade que “estas cifras reflejan solo una pequeña fracción del perjuicio público... porque la inmensa mayoría de los fraudes no se denuncian al Gobierno”.

En respuesta, la FTC aprobó una ley que entró en vigor el 1.º de abril y que incluye prohibiciones más estrictas y mayores sanciones para la suplantación de empresas y del Gobierno. 

Las personas mayores son más propensas a perder más dinero por estafas que las más jóvenes: una pérdida media de $803 por persona para las personas de entre 70 y 80 años, frente a $460 para las víctimas de entre 30 a 40 años.

Las últimas estafas de suplantación de identidad en Amazon son cada vez más complejas

La FTC señaló en un informe de abril (en inglés) que está observando un aumento reciente de casos de delincuentes que se hacen pasar por más de una organización en una misma estafa: “por ejemplo, un falso empleado de Amazon podría transferirte a un banco falso o incluso a un empleado falso del FBI o de la FTC para obtener ayuda falsa”.

Charlotte Cowles, columnista de consejos financieros de la revista The Cut, describió en un reportaje (en inglés) reciente cómo fue víctima de una de estas estafas con múltiples niveles de imitación de Amazon —un recordatorio de que nadie es inmune al fraude—. Cowles explicó que había recibido una llamada de alguien que dijo ser del servicio de atención al cliente de Amazon y le preguntó si había gastado recientemente $8,000 en MacBooks y iPads. No, no lo había hecho. Debe haber sido un robo de identidad, concluyeron ella y la persona que llamó. En modo de pánico, Cowles terminó interactuando con investigadores (falsos) de la FTC y la CIA, y, al final del día, retiró $50,000 y se los dio a un conductor de Uber para que los llevara a un lugar seguro. Cuando se detuvo más tarde para tomar un respiro, se dio cuenta de lo que había ocurrido. “Participé en una guerra psicológica”, concluyó, “y perdí”.

Algunas víctimas han quedado completamente devastadas por estafas similares. Una jubilada de Montana, por ejemplo, perdió los ahorros de toda su vida en una estafa que comenzó cuando recibió una llamada de “Amazon” informándole de actividad fraudulenta en su cuenta, lo que dio lugar a una supuesta investigación por parte de un hombre que se hizo pasar por agente de la Administración de Control de Drogas, a quien, mediante un plan elaborado, le dio $240,000 para que los asegurara. (Escucha su historia en este episodio (en inglés) del pódcast de AARP The Perfect Scam).

“No es un problema nuevo, pero es un problema creciente”, dice Abigail Bishop, directora de Relaciones Externas para la Prevención de Estafas de Amazon. “Y es un problema en constante evolución, lo que hace que sea muy difícil para que quienes lo combaten se mantengan al día y sigan encontrando formas de proteger suficientemente a los consumidores, porque los estafadores son increíblemente sofisticados”. Añade que los estafadores están replicando las formas en que empresas como Amazon se comunican con sus clientes “de maneras que son extremadamente convincentes”.

 Estafas comunes de suplantación de identidad en Amazon

 A veces, los delincuentes utilizan una mezcla de las estafas descritas a continuación.

La estafa del “pedido falso” o la estafa de la entrega. Recibes un mensaje que dice que hay un problema con tu envío y debes pagar un cargo para solucionarlo. El mensaje puede incluir un enlace —como en tantas estafas de entrega que involucran a UPS o al Servicio Postal de EE.UU.—, y si haces clic en él, podría descargar malware en tu computadora o llevarte a una solicitud de información personal. O puede que el delincuente te llame por teléfono y te pida tu contraseña, tu información de pago u otros datos confidenciales. También puede sugerir que existe un problema técnico y pedirte tomar el control de tu computadora para solucionarlo (ver “estafa de asistencia técnica” más abajo).  

Estafas de la “compra sospechosa”. Otra estafa común, que representó dos tercios de las denuncias de fraude que Amazon recibió en todo el mundo el año pasado: los delincuentes llaman para confirmar la compra de un artículo que suele ser caro (como los $8,000 que, según los delincuentes, se habían cargado en la cuenta de Cowles por dispositivos tecnológicos). “Y tú respondes: 'Disculpa. ¿Qué?”, dice Bishop. “Te toman por sorpresa, lo que los beneficia porque se crea esa falsa urgencia en la que dices, 'En realidad tenemos que resolver este asunto'“.

spinner image cartoon of a woman holding a megaphone

¿Has visto este fraude? 

  • Llama a la línea de ayuda gratuita de la Red contra el Fraude, de AARP al: 877-908-3360 o repórtalo en el Mapa de Rastreo de Estafas, de AARP (en inglés).
  • Inscríbete para recibir alertas de vigilancia gratuitas que ofrecen más consejos para evitar fraudes.

Entonces puede que te pidan tus datos de acceso. No es una estafa nueva, señala, pero “sigue siendo frecuente, porque, por desgracia, es eficaz”.

Estafas de renovación de membresía de Amazon. Muchas personas no recuerdan cuándo deben su pago anual de Amazon Prime, por lo que cuando a los clientes se les dice que es hora de pagar, parece plausible, dice Bishop. Y, de nuevo, añade, los estafadores saben que probablemente estés ocupado y tengas muchas cosas en la cabeza, por lo que “van a encontrar ese tipo de momento en tu día para intentar que hagas algo que no deberías”.

Entretenimiento

Juegos de AARP

Juegos y rompecabezas gratis en línea, incluidos los clásicos de Atari

See more Entretenimiento offers >

El pasado otoño, Amazon presentó demandas contra organizaciones fraudulentas que, según alegó, se hacían pasar por el servicio de atención al cliente de Amazon y vendían actualizaciones falsas para los suscriptores de Amazon Prime Video. Estos esquemas de falsa renovación van en aumento, advirtió la empresa en X (en inglés).

Estafa de asistencia técnica. Esta incorpora el nombre de Amazon en una estafa de asistencia técnica extremadamente común, en la que te dicen que hay un problema con tu cuenta, dice Fetterhoff. “Luego dicen: ‘Tenemos a alguien que puede conectarse remotamente a tu computadora y ocuparse de ello’. Y mientras esta persona piensa que está recibiendo toda la ayuda del mundo, lo que ocurre es que [los estafadores] le están haciendo cargos o se están robando su información personal”, que puede venderse en la red oscura (en inglés) o utilizarse para perpetrar otros delitos.

Bishop señala que si la víctima usa contraseñas similares para diferentes cuentas, o está conectada a la cuenta bancaria, el estafador puede hacer mucho daño. Según el último informe del FBI sobre fraudes a personas mayores en Estados Unidos, el año pasado estas perdieron $590 millones en estafas de asistencia técnica.  

Estafa de empleos. Los delincuentes se hacen pasar por reclutadores de Amazon y ofrecen trabajos inexistentes desde casa: le dirán al posible empleado, “Necesitamos que crees una cuenta y compres esta suscripción para conseguir una entrevista”, dice Bishop. O una vez que te ofrecen un empleo, pueden pedirte una cuota inicial o decirte que tienes que comprar un “kit de inicio” con tarjetas de regalo de Amazon.com.

Estafa editorial. Los estafadores han ofrecido a los autores servicios editoriales vinculados a Amazon. “Los sitios web de los estafadores están diseñados para atraer a los autores a pagar un cargo para hacer una publicación, y luego ofrecen servicios de calidad inferior o ningún servicio en absoluto”, advierte la empresa en su sitio web (en inglés). El otoño pasado, Amazon demandó a unas 20 personas en California, alegando que habían dicho a los escritores que eran representantes de Amazon Publishing o Kindle Direct Publishing.

Detener las estafas de suplantación de identidad de Amazon

“Tenemos una política de tolerancia cero para cualquier estafador que se haga pasar por nuestra marca”, dice Bishop, y añade que la empresa cuenta con un equipo internacional de abogados e investigadores que trabajan con las autoridades de seguridad de todo el mundo para detener a los estafadores. El año pasado, Amazon puso fin a más de 40,000 sitios web falsos y 10,000 números de teléfono que se hacían pasar por Amazon.

La empresa ha tenido algunos éxitos recientes en la lucha contra estos delitos: Amazon trabajó en colaboración con Microsoft y el equivalente indio del FBI, el Central Bureau of Investigation (CBI), para hacer una redada y enjuiciar a una red de más de 70 centros de llamadas fraudulentas en toda la India que se hacían pasar por muchas empresas, entre ellas Amazon y Microsoft, dice Bishop. Fue la primera vez en que Amazon y Microsoft colaboraron de este modo.

Es un paso en la dirección correcta, dice Kathy Stokes, directora de Programas de Prevención de Fraudes, de AARP, que cree que la colaboración y la franqueza sobre el alcance de la crisis de las estafas son cruciales para el éxito de la lucha contra el fraude.

 “Va a hacer falta que estas grandes marcas hablen abiertamente de eso y estén dispuestas a decir, ‘Sí, los delincuentes se están haciendo pasar por [nosotros] y queremos que lo sepan, clientes, porque no queremos que esto ocurra’“, dice Stokes. “Ahora mismo Amazon es la única gran marca que lo está gritando a los cuatro vientos, libremente. Las demás siguen teniendo miedo, en mi opinión, de asociar su marca a [estas estafas]”.

Una gran parte de la estrategia de prevención del fraude de Amazon se centra en la educación pública: concienciar a la gente de las señales de alarma de las estafas y animar al público a denunciarlas. “Protegemos a nuestros clientes en nuestra tienda todo el tiempo, pero estas [estafas] ocurren [fuera] de nuestra tienda y no podemos hacer mucho”.

¿La buena noticia? Amazon experimentó una reducción del 15% en el número de denuncias que citaban pérdidas de dinero en el 2023 en comparación con el año anterior. Bishop cree que esto podría atribuirse a una mayor concienciación de los consumidores sobre las estafas de impostores.

Cómo protegerse de las estafas de impostores de Amazon

Los consejos de Amazon incluyen:

1. Para cualquier duda relacionada con un pedido, consulta siempre tu historial de pedidos en Amazon.com o a través de la aplicación “Amazon Shopping”. Solo las compras legítimas aparecerán en tu historial de pedidos.

2. No hagas clic en ningún enlace ni facilites tus datos sin autentificar el correo electrónico o verificar el enlace. Visita el Centro de mensajes, que muestra un registro de las comunicaciones auténticas enviadas desde Amazon.

3. Debes estar al tanto de que Amazon nunca:

  • solicitará la compra de una tarjeta regalo para cualquier servicio;
  • te pedirá que descargues o instales ningún software para conectarte con el servicio de atención al cliente;
  • te pedirá que pagues algo por teléfono.

 4. Si estás intentando interactuar con Amazon, asegúrate de haber iniciado sesión en tu cuenta en el sitio o la aplicación. No busques el sitio web de Amazon en Google: los sitios falsos de Amazon de los estafadores pueden aparecer en los resultados de búsqueda. En su lugar, escribe Amazon.com en tu navegador o usa la aplicación de Amazon en tu teléfono.

Encuentra otros consejos para prevenir estafas en el sitio de Amazon (en inglés).  

Otros consejos útiles para evitar todo tipo de estafas:

  • Relájate. Si recibes una comunicación inesperada de Amazon (o de cualquier otra empresa) en la que se te sugiere que actúes de inmediato debido a un problema urgente, tómate un respiro. Detente y piensa. Los estafadores intentan que las víctimas entren en un estado emocional extremo; de lo contrario, si piensas con calma, es más probable que cuelgues el teléfono o borres su mensaje “urgente”. Como señala la FTC, “cualquiera que te apresure para que pagues o le des información es casi seguro un estafador”.
  • No siempre puedes fiarte del identificador de llamadas. Recuerda que los estafadores pueden falsificar los números, así que no des por hecho que la llamada es de Amazon solo porque lo diga el identificador de llamadas.
  • Utiliza contraseñas originales y difíciles de adivinar para todo. Asegúrate siempre de tener contraseñas diferentes para todas tus cuentas. Esta es la regla de oro de la prevención del fraude. Y siempre que sea posible, usa la autenticación multifactor, como un código enviado a tu teléfono o la identificación facial.

Dónde denunciar las estafas de los impostores de Amazon

Reporta las estafas en amazon.com/reportascam (en inglés) o reportascam@amazon.com, seas o no cliente. Aunque Amazon no puede responder a estos mensajes, es importante que la empresa conozca el tipo y el alcance de las estafas actuales. “Solo sabemos de ellas cuando nos lo comunican”, dice Bishop, “porque ocurren fuera de nuestra tienda”. Cuando los informes revelan patrones, la empresa puede advertir a los clientes y tomar acciones legales, cuando sea posible.

También puedes denunciarlas a la FTC en reportefraude.ftc.gov. Cuanta más información tengan las autoridades, mejor podrán relacionar los casos y, en última instancia, atrapar a los delincuentes.   

Si eres víctima de una estafa o te preguntas si algo podría ser una estafa, también puedes ponerte en contacto con la línea de ayuda de la Red contra el Fraude, de AARP, 877-908-3360. Es un recurso gratuito, con especialistas en fraude capacitados que brindan apoyo y orientación sobre qué hacer a continuación y cómo evitar estafas.

Discover AARP Members Only Access

Join AARP to Continue

Already a Member?