Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Las viviendas vacacionales se consideran mejor alternativa a los hoteles

De las normas rigurosas de limpieza a las precauciones más estrictas que adoptan los propietarios para atraer huéspedes. Todo lo que debes saber.

Dos mujeres vierten bebidas mientras están en el comedor de un patio exterior

Lisa Romerein/Getty Images

In English | Como viajera, Theresa Blanding siempre ha preferido los hoteles. Pero en la época del coronavirus, el bullicio del vestíbulo de un hotel y un ascensor lleno de personas le dan que pensar. "Tengo confianza en que los hoteles serán muy cuidadosos con la limpieza, pero no estoy segura de que sea posible evitar el contacto con otros huéspedes, sin mencionar a los empleados", dice la residente de Boulder, Colorado, de 71 años. Por eso, aunque hasta ahora Blanding se ha resistido a reservar una casa a través de Airbnb u otras opciones similares, dice que será más abierta a esa opción cuando todos podamos viajar otra vez. "No siempre entregan lo que prometen, pero parece ser la alternativa más segura en estos momentos", comenta.

Ya que las autoridades comienzan a aflojar lentamente el confinamiento por el coronavirus, los habitantes también comienzan a contemplar la idea de tomarse unas vacaciones. Muchos, como Blanding, se han puesto a replantear antiguos hábitos de viaje y les ha surgido muchas preguntas. "Normalmente, soy una persona muy confiada, pero si me hospedo en un hotel o en una propiedad alquilada, quiero saber exactamente cómo hacen la limpieza entre huéspedes y si voy a tener que viajar con toallitas Clorox", dice.

Donna Racette, quien se ha jubilado, tiene 70 años y vive en Niwot, Colorado, estaba de viaje por California a principios de marzo cuando comenzaron las alertas de viaje relacionadas con el coronavirus. "Me di cuenta de que los empleados del hotel no limpiaban los picaportes de las puertas", dice. "Fui muy meticulosa, tenía mis propias toallitas y entraba en el hotel antes que mi marido para limpiar los picaportes y los botones del ascensor". Cuando Racette comience a viajar de nuevo, dice que definitivamente hará sus reservas a través de Airbnb o Vrbo. "Me gusta saber que tengo el control de la limpieza de las habitaciones y las superficies durante mi estancia en la casa", afirma. "No puedo tener ese control en un hotel".


dynamic a logo mark for a a r p

Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Según una encuesta de la compañía de estudios de mercado OmniTrak, se observaron las ideas que tienen las personas del riesgo relacionado con los viajes y la pandemia del coronavirus, y se descubrió que estas veían mayor riesgo en los hoteles (46%) que en una casa alquilada o en una propiedad de Airbnb (39%). La encuesta de 2,500 personas no pedía a los participantes que dieran detalles sobre su confianza al viajar, pero Chris Kam, presidente de OmniTrak, deduce que para los participantes las casas compartidas tenían riesgo menor porque la cantidad de viajeros que se alojan en una casa alquilada es probablemente menor a la cantidad de gente que se aloja en un hotel. "También es menos probable que las casas vacacionales tengan áreas comunes frecuentadas por los huéspedes", añade.

Mayores precauciones de seguridad

A pesar de la interpretación de que menos gente puede significar menos gérmenes para los huéspedes, es importante que estos sepan que las empresas de alquiler vacacional, como Airbnb, HomeAway y Vrbo y otras, no supervisan los estándares de limpieza de las propiedades individuales. Los propietarios siempre han sido responsables del mantenimiento y la limpieza. Pero con la pandemia, las tres compañías han tomado medidas extraordinarias para proveer a los anfitriones con guías de limpieza basadas en las recomendaciones de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades que incluyen lavarse bien las manos antes y después de cada limpieza, vaciar las aspiradoras cada vez que se usan y tirar o lavar los utensilios de limpieza. También han publicado en sus sitios guias contra la COVID-19, y recomendaciones sobre cómo hacer que los huéspedes se sientan seguros, por ejemplo con una provisión extra de gel desinfectante para manos y jabones antisépticos. "Les pedimos a nuestros socios que actualicen sus listados con [la información] de los procedimientos de limpieza", dice Alison Kwong, portavoz de Vrbo. Y añade que la compañía también pide a los usuarios leer las reseñas y solicitar a los propietarios los protocolos de limpieza antes de hacer la reserva.

Amy Varain, anfitriona de Airbnb y Vrbo con casas en Lake Tahoe, California, y Maui, Hawái, ha actualizado sus listados para incluir sus precauciones y rutinas de limpieza. "Yo ya tengo unas normas de limpieza muy estrictas, pero he decidido quitar los cojines decorativos", dice.  "Las mantas que guardo en el armario ahora están en bolsas cerradas con cremallera, con una nota que pide a las personas que las dejen encima de la cama si las usaron para que podamos lavarlas".

Liz DeBold Fusco, portavoz de Airbnb, dice que los anfitriones de Airbnb que abren sus puertas a los trabajadores médicos de primera intervención —como parte del programa Frontline Stays de la compañía— han implementado estándares de seguridad rigurosos en colaboración con el Dr. Larry Brilliant, epidemiólogo y presidente de Ending Pandemics, una organización sin fines de lucro que tiene como objetivo mejorar la forma en que los países detectan y responden a los brotes. Algunos ejemplos incluyen mejores procedimientos de limpieza, como usar equipo de protección y ventilar las habitaciones antes de limpiarlas, desinfectar con productos aprobados por la EPA después de la limpieza y requerir 72 horas entre estancias. Cuando los viajes vuelvan a la normalidad, ella predice que muchos de estos anfitriones continuarán con estos estándares rigurosos.

Preguntas importantes para el anfitrión

Pareja visita una casa de vacaciones cerca del agua

Digital Vision/Getty Images

Los expertos opinan sobre las preguntas que los viajeros preocupados por la seguridad deben hacer antes de reservar una casa vacacional. Con las constantes modificaciones a las políticas de cancelación y a las restricciones estatales y nacionales para viajar, es fundamental conocer por anticipado esa información.

1. ¿Limpian y desinfectan la casa de manera profesional entre alquileres? La limpieza elimina los gérmenes y la suciedad, pero la desinfección requiere el uso de productos químicos que maten los gérmenes, dice Brian Sansoni, jefe de comunicaciones del American Cleaning Institute en Washington, D.C.

2. ¿Los trabajadores de limpieza desinfectan los interruptores de luz, las manijas de los electrodomésticos, los controles remotos, los grifos de la cocina y los baños, y las consolas de juego? Sansoni anima a los huéspedes a que sean muy específicos con respecto a qué superficies de mucho contacto se limpian.

3. ¿Tienen suministro adecuado de productos de limpieza como jabón de manos, detergente para vajillas, aerosol o toallitas desinfectantes disponibles en su unidad para la duración de la reserva? También es bueno saber dónde está el establecimiento más cercano para comprar esos artículos por si acaso necesitas más, dice.

4. ¿Tienen lavadora, secadora y detergente disponibles? Según los CDC, la ropa debe lavarse en el ajuste de temperatura más caliente posible y secarse completamente, dice Sansoni.

5. ¿Qué flexibilidad tengo con el depósito? Leah Smith, presidenta de Tafari, una agencia de viajes con oficinas en Nueva York y Denver, dice que las personas que desean hogares para compartir deben negociar los términos antes de hacer la reserva. "Lo ideal con toda esta incertidumbre es posponer los depósitos", dice.

6. ¿Cuál es la política de cancelación? ¿Ha cambiado debido a la pandemia? Brian Kelly, fundador y director ejecutivo de ThePointsGuy.com (en inglés), dice que las personas que viajan necesitan entender todos los detalles de la política de cancelación del anfitrión: si tienen derecho a un reembolso o simplemente a un crédito para el futuro; si se les devolverá el valor completo de la estancia o solamente una porción; con cuánta antelación necesitan cancelar y cuál es la diferencia entre la política actual y la política estándar. Los viajeros deben asegurarse de comprender ambas políticas y saber cuál se aplicará a su reserva. 

7. ¿Es fácil mantener el distanciamiento social en la propiedad? Airbnb y Vrbo usualmente no dan mucha información sobre el vecindario, pero en la era del distanciamiento social merece la pena preguntar al anfitrión sobre el área local, dice Kelly. Sugiere averiguar si los supermercados locales urbanos son transitados o son tiendas suburbanas con menor presencia de personas, o si la propiedad está en un vecindario concurrido con casas una al lado de la otra y muchos transeúntes o está en un entorno suburbano.

El 27 de abril, Airbnb anunció que en mayo lanzaría un protocolo de limpieza intensificada para anfitriones, bajo la dirección del Dr. Vivek Murthy, ex cirujano general de Estados Unidos, y expertos líderes en hospitalidad e higiene médica. Las nuevas directrices incluyen un programa de aprendizaje y certificación que cubre medidas de prevención de la COVID-19, como por ejemplo el uso de equipo de protección personal para los anfitriones o su personal de limpieza, desinfectantes aprobados por las autoridades reguladoras y el periodo de espera de 24 horas recomendado por los CDC antes de ocupar una casa, luego de que se hayan ido los huéspedes anteriores. Los huéspedes podrán identificar y reservar alojamientos incluidos en el programa tan pronto como los anfitriones se suscriban, afirma DeBold Fusco.

Anfitriones más selectivos

Los turistas que quieran hospedarse en casas no deben sorprenderse si los anfitriones, preocupados por la seguridad, se muestren más exigentes y hagan más preguntas. Varain dice que ella tiene muchas más preguntas para los posibles huéspedes y está agradecida de que Airbnb haya enviado cuestionarios listos para ser usados. Las preguntas incluyen: "En las últimas dos semanas, ¿has viajado tú o alguien que vive contigo a áreas impactadas por la COVID-19?"  y "¿Hay actualmente alguna restricción para viajar en tu área debido a la COVID-19?"

Normalmente, la propiedad de Varain en Maui acepta reservas para tres noches, pero ahora preferiría estancias más largas para disminuir el tráfico. De hecho, DeBold Fusco destaca que Airbnb ha visto un aumento del 20% en las reservas de estadía prolongada (definida como de 28 días o más) en comparación con el año pasado, y que el 80% de los anfitriones de Airbnb ahora aceptan estadías más largas.

Encontrar hospedaje para alquilar también puede ser más complicado para los viajeros. Estados como Florida y Hawái consideran que el alquiler de casas de vacaciones no es un negocio esencial, por lo que es ilegal que los propietarios en estos estados alquilen en plataformas como Airbnb y HomeAway (en inglés) hasta nuevo aviso de los Gobiernos locales. En Portland, Maine, y en otras ciudades también está prohibido alquilar casas para vacaciones por periodos cortos.

Normas que benefician a los huéspedes

Los viajeros que reservan casas de alquiler encontrarán políticas de cancelación más flexibles. A diferencia de la reserva en un hotel, los huéspedes deben pagar todo el alquiler de la casa por adelantado. En marzo, Airbnb dijo que reembolsaría el 100% a los huéspedes que ya habían hecho sus reservas entre entonces y el 14 de abril, e informó por escrito que "la política de Circunstancias atenuantes de Airbnb permite a los anfitriones y huéspedes cancelar sin cargo ni penalización las reservas que cumplen ciertos requisitos". Esta política ha sido extendida hasta el 31 de mayo.

Vrbo dijo que pediría a los anfitriones que reembolsen un mínimo del 50% de lo que han pagado los clientes si estos últimos no desean cambiar la reserva para otra fecha. "Esperamos que los propietarios de las casas vacacionales y los encargados de las propiedades sean flexibles con las personas que tuvieron que cancelar", afirma Kwong. Vrbo creó recientemente un distintivo de cancelación para las propiedades con políticas flexibles, y además reembolsa al cliente el 100% de las tarifas de servicios (una tarifa nominal que cobra la compañía, no el propietario) para los viajes cancelados a causa del coronavirus.

El mes pasado, Airbnb introdujo algunas herramientas y programas llamados "Reservas más flexibles" para ayudar a los anfitriones y a los huéspedes a manejar la incertidumbre a medida que se cancelan o postergan los planes. Si los huéspedes necesitan cancelar las reservas hechas hasta el 1.º de junio, Airbnb también reembolsará la tarifa nominal de servicio al huésped en la forma de un cupón canjeable por una reserva futura.

Así y todo, no hay garantías

A pesar de las medidas extraordinarias de limpieza, la educación y la flexibilidad de los anfitriones y los huéspedes, compañías como Airbnb, HomeAway y Vrbo no son responsables de la misma manera en que lo son los hoteles, afirma David Sherwyn, un profesor de Hospitalidad en Cornell University, en Ithaca, Nueva York. En última instancia, son los propietarios, no las plataformas de reservas, quienes deciden con qué minuciosidad limpian sus casas y si hacen el reembolso, afirma Sherwyn. "Las compañías de alquiler de casas pueden decir que ellas le dicen a su personal que siga esos procedimientos, pero no pueden garantizar que lo hagan", observa. "Confías en el propietario de la casa".

Por esa razón, "los hoteles serán indudablemente mi alojamiento de preferencia en el futuro próximo" dice Bill Cummings, un jubilado de 67 años que vive en The Villages, una comunidad para jubilados en el centro de Florida. "Me resisto a creer que todos los propietarios de casas van a seguir los estándares de limpieza apropiados. Es un riesgo que yo no quiero correr". Para Cummings, los correos electrónicos de compañías hoteleras como Hilton o Marriot que promocionan medidas de limpieza adicionales y flexibilidad en cancelaciones y cambios de tarifas son tranquilizadores.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO