Skip to content
 

Muchos trabajadores mayores están atrapados en el desempleo prolongado

Los programas de capacitación laboral podrían ser la clave para que vuelvan al trabajo.

Hombre mayor saluda mientras entra en una oficina.

Getty Images

In English

La pérdida de empleo no es fácil para nadie, pero los trabajadores de más edad se topan con desafíos particulares para volver a trabajar. En septiembre, más de 1.3 millones de trabajadores de 55 años o más estaban desempleados, según la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos. Entre los solicitantes de empleo de ese grupo de edad, aproximadamente la mitad lleva 27 semanas o más sin trabajo, lo que los ubica en la categoría de desempleados a largo plazo.

Aunque muchos empleadores están impacientes por contratar trabajadores, es posible que muchas de las vacantes ya no se ajusten a las necesidades de las personas que buscan trabajo, especialmente en el caso de los adultos mayores que han tenido que conciliar sus preocupaciones de salud, familia y jubilación durante la pandemia de COVID-19. El mercado laboral aún necesita tiempo para ajustarse a estos objetivos y deseos cambiantes, dijo el secretario de Trabajo de EE.UU., Martin Walsh, durante un evento reciente de AARP (en inglés).

"Hay personas que llevan un año y medio sin trabajar o trabajando en [un negocio] que ya no existe y dicen, 'Queremos volver a algo diferente. No queremos volver a lo de antes'", dijo Walsh. No quieren "regresar al mismo trabajo que tenían antes".


Venta del Día de la Recordación: Únete a AARP por solo $9 al año cuando te inscribes por un período de 5 años. Únete hoy y recibe un REGALO.


Debido a estos cambios en el mercado laboral y a los deseos de los desempleados de larga duración, el Departamento de Trabajo y las organizaciones sin fines de lucro están empezando a centrarse más en cómo los trabajadores de más edad pueden obtener la capacitación que necesitan para cambiar de profesión.

"Estamos presenciando en este momento en nuestro país un cambio en la manera de pensar en los programas de capacitación laboral. Antes de la pandemia tal vez nos fijábamos más en las industrias y tecnologías emergentes, y en cómo capacitar a las personas", dijo Walsh. "Ahora mismo, a decir verdad, lo que nos interesa es averiguar cómo darles a las personas las herramientas y las habilidades que necesitan para conseguir un trabajo en este mercado, en particular a las personas mayores".

Una opción para los adultos mayores de bajos ingresos que necesitan una formación laboral adicional es el Programa de Empleo de Adultos Mayores en Servicios a la Comunidad (SCSEP). El programa federal, en el que participa la AARP Foundation (en inglés), pone en contacto a los adultos mayores con organizaciones sin fines de lucro y organismos públicos para que obtengan ingresos mientras desarrollan habilidades y autoestima. En anteriores crisis económicas, el SCSEP recibió fondos federales para ayudar a las personas a encontrar trabajo.  

La propuesta de ley Build Back Better le otorgaría al Departamento de Trabajo más dinero para los programas de desarrollo de la fuerza laboral durante los próximos cinco años. Esta legislación aún no se ha sometido a votación, pero demuestra que los legisladores reconocen la necesidad de ofrecer oportunidades de capacitación a las personas mayores de 55 años.

"Cuando pensamos en las personas mayores de nuestra fuerza laboral, es absolutamente esencial que el aprendizaje continúe para que sigan siendo capaces de aprovechar los puestos de trabajo del futuro", dijo el representante Bryan Steil (republicano por Wisconsin) durante el evento. Steil es copresidente del caucus Future of Work (futuro del trabajo) del Congreso.

Otra opción para los adultos mayores que buscan adquirir habilidades rentables es inscribirse en cursos en centros comunitarios de enseñanza superior. En muchos casos, estas instituciones cuentan con programas diseñados con la ayuda de los empleadores locales, que preparan a los adultos mayores para ocupar puestos de trabajo en la región. Y, para los trabajadores que no puedan dedicar tiempo a volver a las aulas, existen programas en línea que pueden ayudar a los desempleados de larga duración a adquirir habilidades que los hagan más atractivos para los empleadores. Por ejemplo, AARP recientemente lanzó Skills Builder for Work (en inglés), que ofrece cursos gratuitos al ritmo del usuario sobre cómo utilizar Microsoft Office o desenvolverse con éxito como trabajador a distancia, entre otros cientos de opciones disponibles a través de MindEdge Learning.

"Nunca es demasiado tarde para aprender nuevas habilidades porque en Estados Unidos se necesita tu talento ahora mismo", dijo Walsh.

Consejos para tu búsqueda de trabajo

(Haz clic en el botón CC del video para seleccionar los subtítulos en español)

 

Kenneth Terrell es periodista y colaborador de AARP en los ámbitos de trabajo, empleo, discriminación por edad, carreras laborales y el Congreso. Anteriormente trabajó para la Education Writers Association y U.S. News & World Report, donde reportó sobre política y asuntos gubernamentales, educación, ciencia y tecnología, y estilos de vida.