Skip to content
 

6 síntomas de un tumor cerebral a los que debes prestar atención

Las señales de advertencia varían para el infrecuente pero a menudo grave diagnóstico.

Ilustración del cerebro humano

VICTOR HABBICK VISIONS/SCIENCE PHOTO LIBRARY

In English

Alrededor de 72,360 personas mayores de 40 años en Estados Unidos recibirán un diagnóstico de tumor cerebral primario en el 2022, según la National Brain Tumor Society. Además, cada año se diagnostican entre 70,000 y 170,000 tumores cerebrales secundarios (metastásicos), causados por un cáncer que comenzó en otro lugar del cuerpo, como el pulmón o el colon. Los adultos mayores también corren mayor riesgo de padecer estos tipos de tumores porque es más probable que hayan sufrido cáncer en algún momento de su vida.

Es más, casi la mitad de todos los glioblastomas, uno de los tipos de tumor cerebral más agresivos y mortales, se diagnostican en pacientes mayores de 65 años.

No todos los tumores cerebrales son cancerosos; de hecho, la mayoría no lo son. Pero incluso los tumores benignos pueden poner en peligro la vida y causar síntomas debilitantes, como visión borrosa, pérdida de audición y confusión.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida. 


El pronóstico del paciente depende de qué tipo de tumor tenga y con cuánta rapidez se detecte, indica la Dra. Katy Peters, neuróloga de Preston Robert Tisch Brain Tumor Center en la Facultad de Medicina de Duke University. “Si se pueden extirpar temprano mientras son más pequeños, el pronóstico es mejor para la mayoría de los tumores cerebrales de todo tipo”, dice. “Lo importante es identificarlos antes de que causen cualquier daño permanente”.

Los síntomas varían, dependiendo de dónde se halle el tumor. Y, debido a que los tumores cerebrales son poco frecuentes —según Johns Hopkins Medicine afectan a alrededor de 30 de cada 100,000 adultos en el país—, las señales de advertencia comunes a menudo apuntan a otros problemas de salud, señala Peters. La neuróloga recomienda consultar con un médico de inmediato si experimentas cualquiera de los siguientes síntomas:

1. Convulsiones o espasmos musculares

Las convulsiones ocurren cuando algo altera la actividad cerebral normal, y a menudo son el síntoma más claro de un tumor cerebral, observa el Dr. Keith Black, presidente del Departamento de Neurocirugía de Cedars-Sinai Medical Center, en Los Ángeles.

Algunas convulsiones (llamadas convulsiones tonicoclónicas o crisis de gran mal) hacen que la persona grite, caiga al piso y experimente contracciones o espasmos musculares generalizados. Otros tipos de convulsiones afectan solo a una parte del cuerpo o hacen que los afectados parezcan estar temporalmente confundidos o no darse cuenta de lo que sucede.

La presentación de las convulsiones varía en función de dónde se encuentra el tumor, explica Black. Por ejemplo, si tienes un tumor ubicado en la parte del cerebro que controla el lado izquierdo del cuerpo, es posible que notes contracciones solo en la pierna o el brazo izquierdos.

Las convulsiones por lo general duran solo unos minutos y luego disminuyen, señala Black. “Lo que es importante saber es que las convulsiones van y vienen”.

2. Dolor de cabeza nuevo o fuera de lo común

Un tipo de dolor de cabeza nuevo o que se siente localizado en una parte específica de la cabeza es otra indicación temprana de un tumor cerebral, apunta Peters. Sin embargo, señala que muchos otros problemas de salud causan dolor de cabeza.

Los dolores de cabeza causados por un tumor a menudo son peores por la mañana. “Cuando estás acostado, hay más presión en la cabeza”, explica Peters. “A medida que avanza el día y empiezas a moverte, la presión disminuye”.

El dolor causado por un tumor también tiende a empeorar cuando toses, usas el baño o haces ejercicio, indica, porque esas actividades aumentan la presión intracraneal.

3. Entumecimiento, debilidad u hormigueo en un lado del cuerpo

Muchas personas saben que el entumecimiento, la debilidad o el hormigueo de un lado del cuerpo son señales de un derrame cerebral, dice Black. Pero quizás no se den cuenta de que también son indicación de un tumor cerebral.

Una de las diferencias es que el hormigueo causado por un tumor puede aparecer y desaparecer durante meses, pero los síntomas de un derrame cerebral tienden a persistir. Muchos pacientes con tumor cerebral también describen “un efecto progresivo”, explica Peters, en el que el entumecimiento u hormigueo comienza en las manos, avanza al brazo y finalmente llega al hombro.

Debido a que el hormigueo es temporal y sutil, algunos pacientes no lo reportan a su proveedor médico. “Tengo muchos pacientes [con tumor cerebral] que al dar su historia clínica dicen que empezaron a tener hormigueo tres o seis meses antes”, explica Black. 

4. Confusión o pérdida de lucidez

A veces, los tumores cerebrales desencadenan un tipo de convulsiones que causa que la persona parezca ausente o desconozca su entorno durante un corto tiempo, señala Peters. Estos episodios, conocidos como convulsiones parciales complejas o convulsiones focales con alteración de la conciencia, pueden no ser reconocidos como tales, ya que solemos pensar en el tipo clásico que causa espasmos musculares.

Peters describe las convulsiones parciales complejas de la siguiente manera: “Estás hablando con un ser querido y, de repente, mira a lo lejos, se queda en blanco y no recuerda esa parte de la conversación”. Después, la persona quizás parezca confundida y no tenga memoria de los últimos minutos.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


5. Problemas inexplicados del habla, la visión o la audición

Si el tumor está en la parte del cerebro que afecta el habla y el lenguaje, es posible que haya momentos en que tengas problemas repentinos para expresar las palabras o entender lo que se dice. Si el tumor está cerca de los circuitos visuales del cerebro, puede que sufras problemas de visión, pierdas la visión periférica de un lado o veas luces intermitentes. 

Del mismo modo, si pierdes la audición en un lado o comienzas a sentir vértigo o tinnitus, podría ser señal de que hay un tumor que hace presión en los nervios de la audición o del equilibrio, indica Black.

6. Cambios en la personalidad

En ocasiones, un tumor cerebral causa cambios en la personalidad o el comportamiento de la persona. El comportamiento extraño de un amigo o ser querido —quizás se muestre más agresivo de lo habitual o parezca tomar malas decisiones— puede ser un síntoma temprano de un tumor en el lóbulo frontal del cerebro, que controla la personalidad. 

Michelle Crouch es una escritora colaboradora que ha cubierto temas de salud y finanzas personales para algunas de las principales publicaciones para consumidores del país. Su trabajo se publicó en Reader's Digest, Real Simple, Prevention, The Washington Post y The New York Times.