Skip to content

AARP reafirma su compromiso de ayudar a aquellos con demencia al hacer importante inversión. Entérate.

 

 

7 señales de advertencia sobre tu salud que no debes ignorar

El dolor de pecho es fácil de reconocer, pero otros síntomas pueden ser más sutiles.

Árbol con hojas de otoño, foto fuera de foco

Getty Images

Algunas señales de advertencia, como los mareos, son fáciles de ignorar, pero pueden requerir atención médica.

In English | Cuando se trata de la salud del corazón, la American Heart Association ha advertido que el dolor de pecho o la molestia en uno o ambos brazos puede ser una señal de advertencia de un problema cardíaco y es necesario ver al médico inmediatamente.

Un dolor opresivo en el pecho es otro síntoma de un problema cardíaco, pero algunas indicaciones de problemas de salud no son tan obvias y a menudo pueden ser malinterpretadas o ignoradas.

He aquí siete señales de advertencia que podrían ser preocupantes.

1. Sensación de desgarramiento

Si sientes como un desgarro en la espalda, podrías pensar que has sufrido un tirón en un músculo. Pero si no has realizado ninguna actividad física que pudiera causar una lesión muscular, esta sensación podría ser algo mucho más grave: podría ser una ruptura en la aorta. Una ruptura en la aorta puede dar la sensación de un dolor súbito e intenso como una puñalada en la espalda. Si este tipo de dolor dura más de 20 minutos y está acompañado de náuseas, debes buscar atención médica inmediatamente.

2. Dolor opresivo en el pecho

Uno de los síntomas de advertencia más conocidos es el dolor opresivo en el pecho, que por lo general se relaciona con un ataque al corazón. Otros indicadores de problemas cardíacos son constricción, fuerte presión o compresión en el pecho. El dolor también puede trasladarse al brazo, al hombro, a la mandíbula o a la espalda.

Aun cuando la causa no sea un ataque al corazón, no debes ignorar un dolor en el pecho. El dolor opresivo en el pecho acompañado de náuseas, vómitos y sudor es peligroso. Debes llamar al 911 inmediatamente.

3. Hormigueo en los brazos u otras extremidades.

Una sensación de hormigueo o cosquilleo en las manos, brazos, piernas o pies no solo es incómoda, sino que también puede ser motivo de preocupación. Es fácil ignorarla, pero es un síntoma de enfermedad que te está enviando el cuerpo.

La sensación de hormigueo está relacionada con problemas circulatorios y enfermedades como la anemia, la diabetes, la esclerosis múltiple y la enfermedad de Buerger, que afecta las venas y las arterias. El hormigueo en los pies también puede ser señal de un problema renal.

Si el hormigueo es el único síntoma, puedes esperar a ver a tu médico regular para investigar. Pero una sensación de hormigueo que dura más de una hora y está acompañada de otros síntomas, como mareos y náuseas, requiere atención médica inmediata.

4. Mareos

Los mareos pueden ser causados por trastornos en el cerebro, el sistema gastrointestinal, la visión o el oído interno. El mareo es uno de los síntomas más comunes por el que la gente busca atención médica.

Si te sientes mareado durante más de una hora y tienes otros síntomas como náuseas o vómitos, busca atención médica. Los mareos también están relacionados con otros problemas de salud, entre ellos presión arterial alta o baja, diabetes, enfermedades de la tiroides, anemia, deshidratación y enfermedades cardíacas.                                                                          

5. Sudor

El sudor excesivo puede estar causado por varios factores, entre ellos sofocos, ejercicio físico, estrés, peso excesivo y hasta los alimentos picantes. El sudor abundante también puede ser un síntoma de problemas de tiroides, diabetes o enfermedades cardíacas.

Si estás sudando más de lo habitual, no es necesario llamar al 911 pero debes consultar a un médico para descartar alguna enfermedad subyacente grave.

6. Entumecimiento

El entumecimiento o falta de sensibilidad en la cara, los brazos o las piernas puede ser una señal muy grave, especialmente si se da en un lado del cuerpo, ya que podría indicar una embolia o derrame cerebral. Este síntoma puede estar acompañado de confusión súbita, dificultad para hablar o entender y visión borrosa.

El entumecimiento también está asociado con otras enfermedades, entre ellas la enfermedad de Lyme, el síndrome de Guillain-Barré, la diabetes y la hernia de disco. No importa cuál sea la causa, el entumecimiento se debe investigar siempre, y si está acompañado de otros síntomas de derrame cerebral debes llamar a una ambulancia inmediatamente.

7. Hinchazón

Por lo general la hinchazón se debe a alguna inflamación o acumulación de líquido y puede ser resultado de varios trastornos. El motivo más común por el que se hinchan los pies o los tobillos es la mala circulación. En las personas mayores, eso podría significar que los vasos sanguíneos se están debilitando. También podría ser indicación de que hay un coágulo bloqueando las venas.

Uno de los trastornos más graves relacionados con la hinchazón es el edema, que ocurre cuando se acumula una cantidad anormal de líquido en el cuerpo. Un edema puede dañar el corazón, hacer que te sientas débil al caminar y causar hinchazón en los tobillos.

Siempre debes investigar la causa de cualquier tipo de hinchazón. Y si tienes los tobillos hinchados, haz una cita para consultar a tu médico inmediatamente.

Atención médica inmediata

Cuando se presentan síntomas de una enfermedad grave, la ambulancia es la forma más rápida de obtener atención inmediata. Los paramédicos pueden brindar cuidado inmediato en el lugar mismo y en la ambulancia. Si vas por tus propios medios o llevas a alguien al hospital, tendrás que esperar en la sala de emergencias y podrías perder tiempo valioso.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO