Skip to content
 

¿Las parejas todavía pueden usar la estrategia de "solicitar y suspender"?

No. "Solicitar y suspender" fue una estrategia que las parejas casadas usaban para maximizar sus beneficios. Como parte de la ley presupuestaria bipartidista del 2015, el Congreso eliminó las lagunas que hacían posible solicitar y suspender.

Así es como funcionaba: un cónyuge —supongamos que un esposo— alcanza la edad plena de jubilación (la edad en la que tienes derecho a recibir el 100% de los beneficios calculados de tu registro de ingresos) y solicita el Seguro Social. Su esposa reclama los beneficios para cónyuges en base a los antecedentes de él. Luego, el esposo le pide al Seguro Social que suspenda sus beneficios. Durante la suspensión, acumula créditos por jubilación aplazada, los cuales podían aumentar sus beneficios futuros en hasta un 8% al año. Su esposa hace lo mismo al demorar la solicitud de sus propios beneficios jubilatorios. Pero mientras tanto, ella cobra los beneficios para cónyuges.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


El Congreso aprobó dos grandes cambios en la ley.

  • Tu cónyuge e hijos no pueden cobrar beneficios en función de tu historial laboral mientras tus propios beneficios estén suspendidos.
  • Bajo las reglas de "suposición de solicitud", las personas casadas que soliciten el Seguro Social a cualquier edad están reclamando automáticamente sus propios pagos jubilatorios y los beneficios para cónyuges. (Anteriormente, ese era el caso solo para las personas que solicitaban sus beneficios antes de alcanzar la edad plena de jubilación). 

La Administración del Seguro Social (SSA) dice que terminar con el proceso de solicitar y suspender “preserva la equidad de los incentivos para retrasar [los beneficios de jubilación], pero significa que no puede recibir un tipo de beneficio y al mismo tiempo ganar una bonificación por retrasar el otro beneficio".

Excepciones de “suposición de solicitud”

El segundo cambio -la regla de “suposición de solicitud”- no aplica a las personas que nacieron antes del 2 de enero de 1954, ellas todavía pueden presentar lo que se llama una “solicitud restringida” para recibir solamente beneficios como cónyuges, pero solo si ya han cumplido la edad plena de jubilación. 

Existen otras dos excepciones a la regla de "suposición de solicitud". Si cuidas de un hijo menor de 16 años o discapacitado, o si tienes derecho a recibir pagos por discapacidad del Seguro Social, puedes presentar una solicitud restringida de beneficios para cónyuges sin cobrar simultáneamente los beneficios jubilatorios.

Actualizado el 27 de septiembre de 2022