Skip to content

¿Cómo mantenerte sano durante tus viajes?: Consejos para disfrutar de las vacaciones de verano 

 

Es posible que los restaurantes más seguros este otoño sean las granjas y huertas

Debido a la COVID-19, las personas buscan lugares donde comer al aire libre.

Huerta y plato de servido en Los Poblanos

Cortesía de Los Poblanos

In English | Imagínate sentarte a comer un plato como el que te comerías en un restaurante, al aire libre, con una vista de ondulantes colinas verdosas, preparado con ingredientes del lugar. Esa es la experiencia que ofrecen algunas granjas y huertas a los clientes que buscan donde comer sin mayor riesgo durante la COVID-19.

Cuando la pandemia empezó en marzo, la industria de restaurantes se vio gravemente afectada. Aunque desde entonces han abierto varios restaurantes con precauciones respecto a la seguridad sanitaria, probablemente las granjas y huertas sean lugares más atractivos donde se pueda comer este otoño. Estas experiencias incluyen menús preparados con ingredientes frescos de la granja, que se pueden disfrutar al aire libre, manteniendo el distanciamiento social.

"Nuestro enfoque principal es la seguridad de nuestros visitantes y empleados y, por suerte, al contar con 25 hectáreas, naturalmente mantenemos el distanciamiento social", dice Kim Vollers, directora de operaciones de acogida en Los Poblanos Historic Inn and Organic Farm en Albuquerque, Nuevo México.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Además de las mesas casi exclusivamente al aire libre en la granja (y mesas en el interior a petición), el equipo de Los Poblanos instaló estaciones de lavamanos al aire libre y colocó en cada mesa desinfectantes de manos con aroma de lavanda de la granja de lavanda de la propiedad. "Hemos contado con muchos visitantes que nos han dicho que esta era la primera vez que comían afuera desde que comenzó la COVID y que se sentían muy seguros", señala Vollers.

De cenas casuales de pizza en los campos abiertos a comidas de varios platos en una granja costera, a continuación te presentamos cuatro granjas y huertos que puedes visitar este otoño. Con una rápida búsqueda en los buscadores, probablemente encuentres más opciones donde vives. En la mayoría de estos lugares se exige hacer reservaciones, así que verifica antes de ir a comer.

Westwind Orchard en Accord, Nueva York

El valle de Hudson de Nueva York es conocido por su diverso conjunto de huertos y granjas, pero el Westwind Orchard sobresale. Los dueños, Laura Ferrara y Fabio Chizzola, solo tuvieron que agregar pizza al menú cambiante de la semana. Se valieron de su crianza y cultura italiana para crear pizzas a la leña, al estilo napolitano y romano, cubiertas con queso mozzarella casero, y verduras y frutas de la temporada, como manzanas salteadas, calabazas delicata y hojas de diente de león. Las pastas básicas, como Cacio e Pepe y carbonara, completan el menú, y puedes acompañar la comida con cidras refrescantes hechas en las instalaciones. Hay mesas colocadas de manera dispersa para mantener el distanciamiento social en el amplio jardín central con fogatas cercanas, así como dos áreas cubiertas que ofrecen más espacio para cenar al aire libre.

Dirección: Westwind Orchard, 215 Lower Whitfield Road, Accord, Nueva York. Horario: jueves, de 4:30 a 8 p.m.; viernes, de 12 a 8 p.m.; sábados, de 12 a 8 p.m.; y domingos, de 12 a 7 p.m.

Quince en San Francisco, California

Si añoras una experiencia de estrellas Michelin, eso es lo que te ofrece Quince, un reconocido y elegante restaurante en San Francisco. En respuesta a la pandemia de COVID-19, Quince cerró temporalmente su restaurante en Jackson Square y lo trasladó a Fresh Run Farm, su granja costera en Bolinas. Allí, las personas pueden disfrutar de un almuerzo de varios platos, ganadores de estrellas Michelin, en invernaderos individuales sembrados en los campos de esta granja de 25 acres que aún está en actividad. Por un costo de $375 por persona, sin duda que la comida es un lujo, pero los visitantes pueden pasar todo el día en las instalaciones y disfrutar de una visita guiada de la granja con Peter Martinelli, granjero de tercera generación, recoger sus propias verduras, interactuar con los chefs y jugar juegos en el césped.

Dirección: Quince at Fresh Run Farm, 615 Horseshoe Hill Road, Bolinas, California. Ofrece almuerzo de viernes a domingo.

Luna Valley Farm en Decorah, Iowa

Familiarízate con el término "granja de pizza" en Luna Valley Farm en Iowa. Una tendencia popular en todo el oeste medio del país, una granja de pizza es exactamente lo que te imaginas: una granja donde la mayoría, si no todos, los ingredientes se cultivan, preparan y, luego, se agregan a una pizza. Aunque la mayoría de las granjas de pizza se concentran en ofrecer ingredientes vegetarianos frescos de la granja, Luna Valley Farm va más allá al ofrecer salchicha italiana, tocino, salchicha 'kielbasa' y salchichas alemanas de los cerdos de raza criados en su granja. Sus reconocidas noches de pizza tienen una nueva serie de reglas debido a la COVID-19, pero los principales ajustes consisten en que ahora los visitantes deben pedir las pizzas por adelantado, traer sus propias mantas y sillas para comer manteniendo el distanciamiento social (hay algunas mesas de picnic disponibles), y usar mascarillas al recoger las pizzas y pedir bebidas.

Dirección: Luna Valley Farm, 3012 Middle Sattre Road, Decorah, Iowa. Horario: viernes y sábados, de 4 p.m. a 8 p.m. El menú para hacer los pedidos por adelantado se ofrece con una semana de anticipación.

Edificio de los Los Poblanos en la noche

Cortesía de Los Poblanos

CAMPO en Los Poblanos en Albuquerque, Nuevo México

Para Los Poblanos, ubicado en el centro de Rio Grande River Valley, la gastronomía con ingredientes de una granja no es un concepto nuevo. El restaurante CAMPO es reconocido por su menú en constante evolución, basado en la cosecha diaria de la granja de lavanda y los huertos de la cocina en las instalaciones. Los platos recientes de la temporada incluyen cordero a la lavanda con berenjena asada a la leña, verduras y uvas salteadas; y halibut de Alaska servido con tomates y pimentones salteados, maíz dulce asado y puré de calabaza. Como la gastronomía con ingredientes frescos de la granja ya existía antes de la pandemia, CAMPO solo tuvo que hacer unos pequeños cambios para adaptarse a la nueva realidad durante la COVID-19. El equipo duplicó el tamaño del patio y aumentó mesas en los jardines del chef para ofrecerles un ambiente a las personas donde puedan mantener el distanciamiento social al comer. El restaurante tiene planes de continuar con el concepto este invierno, gracias a los calentadores para exteriores.

Dirección: CAMPO en Los Poblanos Historic Inn & Organic Farm, 4803 Rio Grande Blvd. N.W., Los Ranchos de Albuquerque, Nuevo México. Ofrece desayuno los días de la semana, de 7:30 a.m. a 10:30 a.m. y, los fines de semana, de 7:30 a.m. a 11:30 a.m.; almuerzo todos los días, de 11:30 a.m. a 2:30 p.m.; y cena de miércoles a domingo, de 4:30 p.m. a 8 p.m.

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.