Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Maneras de contrarrestar el cáncer de piel Skip to content

EN VIVO HOY: No te pierdas los foros de AARP desde Iowa de 2 a 4 p.m. hora del centro (3 a 5 p.m. hora del este) con los candidatos presidenciales Beto O'Rourke, Elizabeth Warren, Marianne Williamson y Andrew Yang.

 

10 bellas maneras de contrarrestar el cáncer de piel

Protegerse del sol ya no es solo para el verano.

Nicole Kidman, Daisy Fuentes, Lucy Liu, Angela Bassett, Oprah Winfrey, Viola Davis

GETTY IMAGES; MICHAEL TULLBERG/GETTY IMAGES; GETTY IMAGES; ROY ROCHLIN/GETTY IMAGES FOR TRIBECA FILM FESTIVAL; RODIN ECKENROTH/GETTY IMAGES; GETTY IMAGES

In English |  Piensa en tu piel como en un envoltorio permanente de tu apariencia. Cuando cumplimos los 50, como resultado de haber estado expuestos al sol durante años, lo que comenzó como un paquete liso puede volverse bastante decorativo —con pliegues y manchitas de color—. Seamos realistas: todos hemos pasado más que suficientes décadas sin protección. El carcinoma de células basales y el carcinoma de células escamosas son una realidad alarmante para muchos de nosotros; el melanoma nos aterra todavía más. Le pedí al dermatólogo Dennis Gross, un miembro de la junta directiva de Skin Cancer Foundation, que nos diera su perspectiva profesional para agregarla a mis propias sugerencias como redactora de temas de belleza. A continuación encontrarás 10 sugerencias para divertirte bajo el sol de manera segura:

1. Todos los tonos de piel, de claro a oscuro, necesitan protección solar a diario.

No existe “un bronceado de base para verte saludable”, ni debes creer que “tengo la piel más oscura y esa es una protección natural”. Ya sea que tengas la piel pálida como Nicole Kidman, más oscura como Viola Davis o de algún color intermedio, no puedes dejar de ponerte un protector solar. Mientras más pigmento (conocido como melanina) tengas en la piel, más rica y profunda será tu tez, pero esta no es una barrera contra los rayos ultravioleta. “Mujeres con piel de cualquier color, de todas las razas, son vulnerables al cáncer de piel”, dice Gross. Y todas también estamos expuestas a quemaduras de sol, arrugas, piel flácida y manchas. Esto significa que es esencial usar productos que indiquen claramente en la etiqueta que ofrecen protección de espectro amplio contra los rayos ultravioleta B o UVB (los que queman) y los rayos ultravioleta A o UVA (los que envejecen la piel).

Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Mujer madura conduciendo su auto

GETTY IMAGES

2. Puedes comenzar hoy mismo a mejorar la salud de la piel.

“Necesitamos crear más conciencia entre las mujeres mayores de 50 años que piensan que el daño ya está hecho”, comenta Gross. “Es importante prevenir nuevos casos de cáncer o nuevas lesiones precancerosas desde el punto de vista de la salud”. Por supuesto, existen procedimientos dermatológicos opcionales tales como rayos láser para mejorar las manchas, arrugas y la piel flácida que aparecen como consecuencia de la exposición prolongada al sol. Pero lo que hace uno mismo —aplicarse un protector solar— no es negociable. “La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) ahora está considerando un nuevo límite de 60 o más para el alto factor de protección solar (FPS). Pero incluye en tu rutina diaria un producto con factor de 30 o más, aplícalo de manera generosa y en toda la piel expuesta, y vuélvelo a aplicar según sea necesario”, agrega.

3. El vidrio no es una barrera contra los rayos UVA.

El protector solar no es solo para los días en la playa o la piscina. Los rayos UVA (los que envejecen y destruyen la piel) penetran el vidrio; por eso, conducir, sentarte o trabajar al lado de una ventana te vuelve vulnerable. De hecho, según los hallazgos de un estudio del 2018 publicado en la revista Journal of the American Academy of Dermatology, el lado izquierdo de la cara de los conductores a menudo muestra indicios más visibles de envejecimiento y cáncer de piel, ya que la ventanilla del conductor se encuentra en ese lado.

Tres mujeres disfrutan de la playa

GETTY IMAGES

4. Colócate en capas el protector solar y maquillaje con factor de protección solar (FPS) para estar mejor protegida.

Algunas mujeres prefieren ponerse un protector solar de espectro amplio y FPS por separado sobre su suero y humectante, y debajo del maquillaje. Otras pasan directamente a un humectante que incluye un FPS de espectro amplio u optan por un corrector de color humectante en crema con FPS. Pero ten en cuenta que agregar una base con FPS 22 a un humectante o protector solar de FPS 30 no llegará a ser un FPS 52, pero sí proporciona otra capa de protección. Para retoques protectores durante el día, lleva contigo un polvo portátil de FPS 30 o más que se aplique con brocha. Y busca bálsamos labiales con color y FPS para usar debajo o encima del lápiz labial, o solos.

5. Piensa en cambiar tu protector solar químico por un bloqueador físico.

En febrero del 2019, la FDA anunció una propuesta de reforma de protectores solares que podría cambiar tu manera de pensar. De todos los ingredientes de protectores solares que se venden ahora, la FDA declaró que solo dos —óxido de titanio y óxido de zinc, incluidos en protectores solares físicos basados en minerales— son seguros, y que se seguirían probando los 12 ingredientes activos adicionales de los protectores solares químicos. Los bloqueadores solares físicos contienen los minerales naturales dióxido de titanio u óxido de zinc, que funcionan como una barrera para desviar los rayos ultravioleta. “Me gustan los bloqueadores físicos con dióxido de titanio u óxido de zinc”, menciona Gross. “Son buenos para todos, y particularmente agradables para las mujeres con piel sensible, rosácea o eccema. Las nuevas fórmulas son transparentes, se sienten y parecen invisibles en vez de verse terrosas o blancas en todos los tonos de piel, y son muy compatibles con el maquillaje”.

6. Ten más cuidado con la manera y los lugares donde aplicas ese factor de protección solar.

Una pasada rápida por encima no es suficiente. “Veo muchos casos de cáncer de piel alrededor del nacimiento del cabello en mujeres mayores de 50 años”, dice Gross. “Supongo que al aplicarse el protector solar, prestan más atención al centro de la cara y descuidan los bordes. Es probable que sea porque les preocupa desarreglarse el peinado”. No te olvides de incluir otros lugares que se descuidan, como las orejas, el cuello, el pecho, los antebrazos, las manos y los tobillos si usas pantalones tobilleros. Toda la piel expuesta requiere protección. Además, ponte protector en la parte superior de los pies y de los dedos de los pies cuando uses esas nuevas sandalias.

7. Obtén tu vitamina D de los alimentos, no al exponer la piel al sol.

¿Te preocupa no obtener la vitamina D natural de la luz solar, favorable para los huesos? Resulta que sí necesitas ambas fuentes, pero no tienes que arriesgarte para conseguirlas. “Una alimentación saludable y suplementos son una mejor fuente que la piel sin protección”, explica Gross. No te engañes: desencadenas un problema al estar en el sol sin protector solar hasta por 10 o 15 minutos. Los pescados grasos como salmón y caballa están repletos de vitamina D. Además, esta vitamina se encuentra en yemas de huevo, queso, leche enriquecida y jugo de naranja enriquecido. Consulta con tu médico para las mejores soluciones, en particular si tienes osteopenia u osteoporosis.

Mujer se cubre del sol con un sombrero

GETTY IMAGES

8. El único bronceado seguro es un autobronceado... usado con protector solar.

Algunas mujeres no pueden dejar de verse bronceadas, con ese luminoso resplandor de las recién llegadas de la playa. El autobronceador ha avanzado mucho desde sus orígenes de color anaranjado, vetas en la piel, mal olor y que ensuciaban todo. Los mejores son los bronceadores graduales que te permiten controlar la intensidad del color, las toallitas presaturadas desechables y las gotas bronceadoras que mezclas con tu humectante usual en la palma de la mano antes de aplicarlo. Pero hasta los que dicen “SPF” en el empaque requieren un protector solar aparte. Lo que hace el autobronceador no es proteger contra los rayos UVA y UVB. Su función es meramente la de un cosmético. Y por supuesto, niégate a usar las camas de bronceado. Son igual de peligrosas que asolearse y aumentan tu riesgo de tener cáncer de piel además de padecer quemaduras y lesiones en los ojos.

9. Dale un descanso a tu piel.

“Si usas un autobronceador, tómate un tiempo sin este producto”, sugiere Gross. “Usa este período en el que tengas tu tono de piel natural para evaluar cambios de textura o manchas. Si tienes cualquier problema que dure más de un mes, consulta a tu dermatólogo”. Y si te has sometido a tratamientos para lesiones precancerosas o cáncer de piel, asegúrate de tratar tu piel con mucho cuidado. “No apliques ningún producto, solo un limpiador suave y un humectante en la cara, en particular en ciertos lugares durante la recuperación, que podría tomar entre 7 y 10 días”, agrega.

10. Cuando estés en el sol, usa ropa protectora, gafas de sol y un sombrero.

Marcas especializadas de ropa y ciertos artículos dicen tener una clasificación de FPU (factor de protección ultravioleta), el equivalente del FPS para la industria de la moda. Estos factores son más populares y útiles en camisetas para nadar, trajes de baño y ropa para hacer ejercicio al aire libre. Pero para la ropa de diario, no necesitas realmente un FPU. Usa el sentido común: mientras más oscuros y más intensos sean los colores, y la tela sea de un tejido apretado como mezclilla, poliéster o rayón, más rayos ultravioleta se absorberán. Los colores pálidos y pasteles, y las telas de tejido ligero como camisetas de algodón y pantalones tobilleros de lino se sienten más frescos, pero ofrecen menos protección. Cuando pases tiempo al aire libre, mientras más te cubras la piel, mejor. Así que este verano, lo mejor para ti serán faldas hasta la rodilla y vestidos largos tipo bohemio, sombreros de ala ancha, y grandes gafas de sol sexis y con filtro para rayos ultravioleta.

 

Para más consejos de belleza y estilo para las mujeres de 50 años o más, lee The Woman’s Wakeup: How to Shake Up Your Looks, Life, Love After 50 de Lois Joy Johnson.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.