Skip to content

Es el momento de reevaluar tu cobertura de Medicare: Revisa esta guía sobre el período de inscripción abierta.

 

5 cosas que realmente están bajando de precio

Los precios de varios bienes y servicios han esquivado la inflación en el último año.

Mascarilla, trajes de hombre, hamburguesa, parlante portátil, y cajero automático

Getty Images

In English | Si te estás quejando más de lo habitual estos días, probablemente sea por el aumento de precios. El precio promedio de un galón de gasolina ahora es de $3.17, según AAA, comparado con $2.20 hace un año. Y el precio del tocino ha aumentado un 8.4% en los últimos 12 meses, según datos de inflación de junio de la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS).

Sin embargo, lo creas o no, algunos artículos están bajando de precio. Por ejemplo, estás pagando un poco menos por las hamburguesas estos días, y también por el queso, así que no vaciles y disfruta de esa hamburguesa con queso. Sigue leyendo para enterarte de qué es lo que está bajando de precio en estos tiempos de inflación.

Carne molida

El director general de McDonald's, Chris Kempczinski, está encantado estos días, al menos con los precios de algunas de las comidas que su compañía vende todos los días. El precio de la carne molida cruda ha bajado un 8.4% en los últimos 12 meses, el precio del queso ha disminuido un 0.9% y, si quieres agregar papas fritas, el precio de las papas ha caído un 4.7%. (Sin embargo, agregar tocino te costará).

Además de las hamburguesas, la BLS dice que el asado de res (-2.4%), el jamón (-1.4%) y el pollo entero fresco (-0.8%) han bajado de precio en los últimos 12 meses.

Ropa de negocios para hombre

La mayoría de los hombres no se ponen elegantes para las reuniones de Zoom, así que no sorprende que el costo de los trajes, los sacos deportivos y las prendas de exteriores para hombres hayan bajado un 7% en los últimos 12 meses. Las camisas y los suéteres para hombre han bajado un 1.5% (los trajes para mujeres subieron un 2.7% en el mismo período).

Si esperas encontrar algunas ofertas antes de que debas ponerte pantalones para trabajar, más vale que te apures. Las ventas minoristas están resurgiendo y los empleadores están empezando a llamar a los trabajadores de regreso a la oficina. Y quizás quieras probarte ese traje viejo antes del primer día de trabajo... lo digo por decir, nada más.

Equipo médico

Los precios de la atención médica generalmente suben más rápido que la tasa de inflación general. Por ejemplo, en diciembre del 2019, los costos de atención médica subieron un 4.6% más que los costos del año anterior, mientras que el índice de precios al consumidor (CPI), que es la medida principal de inflación que utiliza el Gobierno, subió un 2.3%. Sin embargo, en los últimos 12 meses, los costos de atención médica han estado relativamente tranquilos, con un incremento de tan solo el 0.4%, el aumento anual más bajo desde 1941.

De hecho, en unos cuantos subsectores de la atención médica los precios han caído. La BLS tiene una categoría llamada “productos básicos de cuidados médicos”, que incluye desde vendas hasta sillas de ruedas; esa categoría bajó el 2.2% en los últimos 12 meses. Dentro de ella, las mayores reducciones de precios fueron en los suministros y equipos médicos, que experimentaron una reducción del 6.3%. Aquí están incluidos muchos artículos que se usaron durante la pandemia, como las mascarillas N95, que eran muy codiciadas —y caras— en los primeros meses de COVID-19. En ese entonces, una compañía de Texas ofrecía mascarillas N95 a $6 cada una. Las mascarillas se vendían típicamente por alrededor de $1.

Equipos de audio

Es posible que los altavoces sean más pequeños que los monstruosos aparatos que probablemente escuchabas en la universidad, pero son mucho más baratos: el precio de los equipos de audio ha bajado un 71.3% desde 1977, y un 4.4% en los últimos 12 meses.

Por supuesto que podrías gastar un montón de dinero en un equipo de audio si lo quisieras. Pero gracias a la electrónica sofisticada y a los materiales avanzados, los nuevos altavoces son más nítidos, tienen más volumen y ofrecen bajos más impactantes que sus contrapartes más antiguas. En otras palabras, ahora obtienes más sonido por tu dinero que en 1977.

Cuentas corrientes y otros servicios bancarios

La competencia realmente puede hacer que bajen los precios, particularmente cuando entra en escena la competencia virtual. Si no te molesta realizar operaciones bancarias en línea, puedes encontrar bastantes oportunidades para tener una cuenta corriente gratuita. Algunos bancos físicos también las ofrecen. La BLS dice que los cargos de las cuentas corrientes y otros cargos bancarios han disminuido un 3.2% en los últimos 12 meses.

Obviamente, cuanto menos dinero le pagues al banco, más dinero tendrás con el tiempo. Un cargo mensual de $4.95 por una cuenta corriente te costará $59.40 al año. Si estás buscando una cuenta bancaria nueva y más barata, asegúrate de preguntar cuál es el saldo mínimo requerido: no querrás mantener $1,000 inactivos para ahorrarte un cargo mensual de $4.95. También deberías considerar el tamaño de la red de cajeros automáticos del banco, cuánto cobra por retiros de efectivo en cajero automático y si realmente paga intereses. Y nunca está de más averiguar en tu cooperativa de crédito local si tienen cuotas bajas y mejores tasas de interés para préstamos y depósitos.

Nota: Estamos en proceso de reemplazar nuestro servicio de comentarios para usuarios. De este modo, es posible que los comentarios previos tomen algunos días en aparecer. Inicia sesión o regístrate gratis con AARP.org para compartir tus comentarios.