Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Cómo administrar tu dinero en el 2020

5 maneras de administrar tus finanzas para un próspero año y comienzo de década.

Mujer sosteniendo billetes de dólares en sus manos.

GETTY IMAGES

In English | Tal vez hayas hecho varias resoluciones de año nuevo... y ya hayas roto varias. ¿Recuerdas la caja de galletas que te comiste de una sola vez? Pero si quieres disfrutar de prosperidad en el 2020 (y más allá), debes hacer y mantener ciertas resoluciones financieras. A continuación se mencionan algunas que puedes considerar.

Crea un fondo para emergencias

Menos de la mitad de las personas mayores de 50 años en Estados Unidos tienen una cuenta de ahorros para emergencias, según el Instituto de Política Pública de AARP. No estés en el 51% que no tienen reservas. Si todavía trabajas, necesitarás suficiente dinero para mantener las luces encendidas si en algún momento te encuentras entre empleos. Si estás jubilado y tienes suficientes ingresos del Seguro Social y otras fuentes para pagar las cuentas, igualmente necesitas una cantidad suficiente para cubrir gastos rutinarios molestos, pero necesarios, como reemplazar el refrigerador o comprar un nuevo juego de llantas

Para reemplazar dinero de un empleo, calcula cuánto gastas cada mes. No es tanto como podría parecer, ya que no estarás contribuyendo a un 401(k) o, por lo mismo, tampoco estarás pagando tanto dinero en impuesto a las rentas. Pero todavía necesitas comer, usar electricidad, hablar por teléfono, pagar el alquiler o la hipoteca y conducir tu auto.

La pregunta siguiente es por cuánto tiempo debería durar ese dinero. Alrededor del 45% de las personas que están desempleadas durante 27 semanas o más son mayores de 55 años, según la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos. Eso es casi siete meses. Si tus gastos vitales (menos cualquier otro ingreso) son $2,000 por mes, deberías tratar de tener $13,500 en tu fondo de emergencias si es posible. Pero AARP halló que incluso ahorros modestos de apenas $250 para emergencias pueden ayudar a evitar una crisis financiera en los hogares más vulnerables.

Ese dinero debe estar allí cuando lo necesites, y nunca sabes cuándo eso sucederá. Guárdalo en una cuenta de ahorros o en una cuenta bancaria o un fondo mutuo del mercado monetario. Para hacer crecer el saldo, establece transferencias automáticas a tu cuenta de ahorros para emergencias.

Aumenta tus ahorros jubilatorios

Siempre que continúes trabajando, en el 2020 puedes contribuir hasta $19,500 a tu plan 401(k), más $6,500 en contribuciones adicionales si tienes 50 años o más. Si tu empresa iguala tu contribución, ese es un incentivo adicional.

Si no estás contribuyendo el máximo —y seamos realistas, la mayoría de las personas que pueden hacer contribuciones adicionales no lo hacen— trata al menos de aumentar lo que contribuyes un 1% por año. Tal vez no parezca mucho, pero el factor individual más importante que afecta cuánto dinero tendrás cuando te jubiles es cuánto dinero contribuyes.

Digamos que trabajas para Scrooge & Marley y tu sueldo es de $50,000. Todos los años recibes un aumento del 2% porque... bueno, porque trabajas para Scrooge & Marley. Si cada año contribuyes el 6% de tu salario con un rendimiento del 7% anual, tendrás algo más de $48,000 en tu cuenta en diez años. Si aumentas la cantidad que ahorras en un punto porcentual al año hasta llegar al 10%, en diez años tendrás $70,600.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Reduce tu cartera de inversiones

Muchas personas que ahorran para la jubilación acumulan fondos mutuos como un aprendiz de hechicero acumula palos de escoba. Se siguen multiplicando a medida que cambias de trabajo, de agentes o de perspectivas. En realidad, no necesitas muchos fondos, y tener demasiados —especialmente si son caros— simplemente perjudica el rendimiento.

Míralo de esta manera: si tienes 10 fondos mutuos de acciones de Estados Unidos, probablemente abarcas una gran parte del mercado estadounidense de acciones, como el índice 500 de Standard & Poor. Pero estarás pagando gastos por esos fondos mutuos de inversión, que pueden llegar al 1.5%. Eso es $150 por cada $10,000 que inviertes, casi suficiente para los alimentos de una semana.

Podrías reemplazar esos 10 fondos con un fondo indexado de bajo costo que simplemente siga un índice de acciones. Los fondos indexados que siguen las acciones de empresas grandes cobran desde cero hasta el 0.3% Tus ahorros van directamente a tu bolsillo.

¿Cuántos fondos necesitas? Un enfoque minimalista sería dos fondos de acciones (uno de Estados Unidos y otro internacional), un fondo de bonos y un fondo mutuo del mercado monetario. Si te atienes a fondos con bajo costo y no pagas una comisión para adquirirlos, puedes agregar unos pocos más. Más de diez, sin embargo, probablemente sea innecesario.

Haz un pago extra de hipoteca

Un truco para aumentar tu deducción impositiva en un año es hacer un pago de hipoteca anticipado. Recibirás un mes extra de interés deducible. Solo ten en cuenta que deberás detallar tu declaración de impuestos para aplicar la deducción, algo que menos contribuyentes hacen ahora que aumentó la deducción estándar.

Sin embargo, hay otro argumento para agregar un pago adicional cada año, si puedes costearlo, aun si no detallas las deducciones. Digamos que tienes una hipoteca de $165,000 a 30 años con un interés del 4.5%. Tu pago es de $836 antes de impuestos y seguro. En el curso de los 30 años pagarás $135,971 en intereses.

Si hicieras un pago adicional cada año a partir del segundo año de la hipoteca, cancelarías la deuda 44 meses antes y ahorrarías casi $23,680 en intereses.

Abre una cuenta "my Social Security"

No importa la edad que tengas, abrir una cuenta My Social Security en línea con la Administración del Seguro Social es una buena idea. Es gratis, e incluso si todavía no has reclamado beneficios, recibirás un estimado personalizado y actualizado de tus beneficios futuros según tus ingresos. También puedes solicitar el reemplazo de una tarjeta de Seguro Social o de Medicare en línea. Una vez que solicitas beneficios, puedes hacer el seguimiento de tu solicitud y configurar o modificar la información para el depósito directo.

Otra razón importante para abrir una cuenta My Social Security es evitar que alguien te robe la identidad y lo haga antes que tú. Un impostor que cree una cuenta podría reclamar beneficios en tu nombre o redirigir los beneficios a una cuenta bancaria que no sea la tuya. Al establecer tu cuenta ahora, aun si faltan años para que te jubiles, estás previniendo el fraude.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO