Skip to content

Vota: temas críticos como Medicare y el Seguro Social están en juego

¿Necesitas ayuda para preparar tus impuestos? Visita Tax-Aide.
Impuestos: ¿Eres chofer de Uber? También tienes que pagarle al IRS
Impuestos: Tienes hasta el 17 para rendir tu planilla, Tax-Aide te ayuda.
Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena

Dr. Luis Rodríguez Terry

 

¿La cirugía de párpados es para ti?

Conoce más sobre el procedimiento, las alternativas que existen y los resultados.

Mujer consultando al cirujano plástico

Getty Images

Estos cambios que ocurren alrededor de los ojos se deben generalmente al factor genético y a hábitos como la exposición al sol, el fumar y las fluctuaciones de peso

Los ojos son una de las primeras áreas del rostro donde se comienzan a notar los cambios de la edad. La aparición de arrugas y líneas, así como también la presencia de bolsas y exceso de piel nos hacen lucir cansados y desmejorados. Esto a su vez impacta significativamente nuestra apariencia estética facial y aunque el resto del rostro luzca bien, si los ojos se ven cansados o envejecidos, no nos veremos ni sentiremos del todo bien. 

Uno de los cambios más notables son las bolsas que aparecen en la parte inferior como resultado de la acumulación de grasa. A esto se le suma el hecho de que esta piel es muy finita y tiende a estirarse con facilidad. Todos estos cambios que ocurren alrededor de los ojos se deben generalmente al factor genético y a hábitos como la exposición al sol, el fumar y las fluctuaciones de peso. 

Si has pensado en la cirugía de parpados, aquí te esbozo algunos puntos que debes saber. Recuerda que no te debes someter a ningún procedimiento sin primero consultar con tu médico primario. 

1- Qué es la blefaroplastia

La cirugía de párpados se conoce como blefaroplastia. Es una alternativa quirúrgica que ayuda a mejorar la apariencia del área de los ojos eliminando las bolsas que se presentan debajo de los mismos, así como también aquel exceso de piel que pueda existir en la parte superior del ojo. En muchas ocasiones se combina con el uso de láser para contraer y aclarar la piel del párpado inferior. Existen varias técnicas de cirugía de párpados; entre ellas está la blefaroplastia abierta o tradicional, la blefaroplastia con cantopexia y la blefaroplastia transconjuntival. La selección del tipo de blefaroplastia dependerá del médico y del cuadro clínico que presente el paciente al momento de la evaluación.

2- Quién es un buen candidato

La cirugía de párpados es una cirugía muy común que generalmente se practica en pacientes de 40 años en adelante. La misma no es solo una cirugía cosmética, ya que en ciertos casos el exceso de piel en la parte superior del ojo podría interferir con el campo visual, comprometiendo la visión del paciente. En estos casos el campo visual del paciente mejora significativamente cuando se retira el exceso de piel del párpado superior. Antes de proceder a la cirugía hay que tomar en cuenta  aquellos pacientes que tienen condiciones médicas en los ojos tales como: glaucoma, problemas de retina, ojo seco y presión arterial alta del ojo. Estos requerirán una evaluación previa con un oftalmólogo que certifique que el paciente puede someterse al procedimiento, ya que en ciertos casos algunas de estas condiciones podrían empeorar luego de la cirugía de párpados. 

3- En qué consiste la cirugía de párpados

La blefaroplastia es un procedimiento que, en la mayoría de los casos, se puede realizar con anestesia local y sedación en la oficina del médico. La misma podría durar entre 1 a 2 horas, todo dependerá del tipo de cirugía que se practique. En el caso de los párpados inferiores, existen dos técnicas disponibles:

  • La técnica tradicional para eliminar la grasa acumulada en el párpado inferior la cual consiste en realizar una incisión al margen de las pestañas inferiores. A través de esta incisión se logra acceso a la grasa acumulada en esta área. Luego, cualquier exceso de piel se elimina y se cierra la incisión con suturas.
  • Existe una cirugía alternativa conocida como blefaroplastia con cantopexia. Esta cirugía se considera en aquellos casos donde hay un exceso de piel exagerado de los parpados inferiores hasta el área de los pómulos. También se utiliza para devolverle la forma almendrada al ojo, que ya sea por una cirugía previa o por razones hereditarias, ha perdido su forma. En este caso la incisión es más larga que la de la blefaroplastia tradicional, extendiéndose más allá de la comisura exterior del ojo. 

La técnica quirúrgica más reciente se conoce como cirugía de párpados transconjuntival.  Esta consiste en acceder el párpado por la parte interior del ojo, realizando una incisión a través de la conjuntiva (tejido rosado dentro de los párpados). Es por esa incisión que el cirujano elimina el exceso de grasa que está provocando el abultamiento. Una ventaja de esta técnica es que no deja cicatrices ya que la conjuntiva cerrará sola, sin necesidad de suturas. Con esta técnica se requiere integrar el uso del láser sobre la piel del párpado para recoger cualquier exceso de piel que esté presente. Otra ventaja es que el uso de este láser aclara la piel tratada, así que en aquellos casos donde se presente oscurecimiento de la piel se podrá mejorar con el uso de este láser.

En el caso de exceso de piel en los párpados superiores la cirugía consiste en realizar una incisión en el pliegue del ojo para eliminar la piel y cualquier acumulación de grasa que pueda haber. Si el campo visual del paciente está siendo obstruido por el exceso de piel es en este momento que se puede corregir este problema. En ciertos casos esta cirugía se combina con la cirugía de levantamiento de cejas. Esto se haría para que, además de corregir los párpados,  se relocalicen la cejas que se puedan haber caído y así obtener un resultado estético más completo.

4- Qué esperar después del procedimiento

Después de realizada la cirugía, se recomienda un período de descanso de al menos cinco días, al cabo del cual se podrán retirar las suturas. Es normal que haya algo de inflamación, moretones y enrojecimiento en el área tratada. Se espera que estos síntomas desaparezcan en la segunda semana después del procedimiento. También es normal que sienta irritación y resequedad en los ojos, esto irá mejorando según pasen los días y la inflamación vaya cediendo. El paciente podrá retomar su rutina diaria después de que se hayan cumplido al menos cinco días de la cirugía, entonces podrá ver televisión o trabajar en la computadora. Se recomienda retomar las actividades físicas, como hacer ejercicios, 10 días después de la cirugía. El resultado óptimo de la cirugía dependerá, en gran medida, de una buena selección del cirujano. Asegúrate de seleccionar un cirujano plástico u oculoplástico que tenga vasta experiencia realizando el procedimiento.

El Dr. Luis Rodríguez Terry es un cirujano plástico certificado por la American Board of Plastic Surgery y director del Plastic Surgery Institute en Puerto Rico. Para preguntas, escríbenos a: info@rodriguezterry.com

También te puede interesar:

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTICULO