Skip to content

Dr. Elmer Huerta

 

Problemas circulatorios: ¿cuándo ir al médico?

Síntomas, riesgos y tratamientos.

Médico con un modelo a escala del corazón - Problemas circulatorios, cuando ir al médico

Getty Images

Las “enfermedades de la circulación” es en realidad un grupo muy complejo de padecimientos.

Lo que en el lenguaje común se conoce como las “enfermedades de la circulación” es en realidad un grupo muy complejo de padecimientos donde es importante distinguir unos de otros, y especialmente si son arteriales o venosos.

El sistema cardiovascular está formado por un órgano central, el corazón, que impulsa la sangre fresca a los tejidos, y un sistema de tubos que llevan la sangre a los tejidos (arterias) y que la devuelven de regreso al corazón (venas).

Enfermedades del sistema circulatorio:

Enfermedad vasculares periféricas (EVP)

Las enfermedades de las arterias y las venas son enfermedades vasculares periféricas y son tratadas por el especialista en enfermedades circulatorias periféricas. Se calcula que afectarán a una de cada dos personas en el trascurso de su vida y que, por la explosión de obesidad en la sociedad, a partir del año 2024, ocasionarán dos millones de muertes anuales en Estados Unidos.

Ÿ Enfermedad arterial periférica (EAP)

Las EAP pueden ser de varios tipos: por bloqueo u obstrucción arterial (arterioesclerosis), por debilidad de sus paredes musculares (aneurismas) o por una extrema sensibilidad de su pared muscular (enfermedad de Buerger y fenómeno de Raynaud).

ŸEnfermedades por bloqueo u obstrucción. Este grupo de padecimientos se origina cuando el colesterol de la sangre forma placas que obstruyen el paso de la sangre, haciendo que la irrigación del órgano afectado disminuya a niveles que causen síntomas importantes. Dependiendo de la localización de las arterias afectadas, pueden presentarse varios tipos de EAP. Por ejemplo, si las arterias afectadas son las carótidas o arterias que llevan la sangre a la cabeza, los síntomas dependerán de la falta de irrigación cerebral y podrán remedar los síntomas de un derrame cerebral.

Si la obstrucción está en las arterias que llevan sangre a las piernas, se presentará un fenómeno muy curioso llamado claudicación intermitente, en la que una persona tiene dolor intenso en las piernas apenas hace un poco de ejercicio. Eso ocurre porque al hacer actividad física, los músculos necesitan más sangre, sangre que la arteria obstruida no puede proveer y se produce un dolor parecido al que ocurre en el corazón cuando las arterias coronarias están obstruidas por el mismo fenómeno.

La prevención de las enfermedades arteriales obstructivas consiste en impedir la formación de placas de colesterol, evitando el cigarrillo y adoptando y manteniendo un estilo de vida sano con que incluya una alimentación saludable y actividad física diaria.

ŸAneurismas. Este es un grupo de enfermedades muy peligrosas, especialmente si el aneurisma compromete a la arteria aorta. Esta es la más gruesa de las arterias del cuerpo, sale del corazón, baja por el tórax y el abdomen con ramificaciones que llevan sangre fresca a todos los órganos abdominales.

El aneurisma es la debilidad de la pared muscular de la pared arterial, la que cede con la presión arterial, formando un globo que si no es detectado y reparado a tiempo, puede reventar, produciendo gravísimas hemorragias dentro del abdomen. Los aneurismas pueden ser detectados con la palpación del abdomen y se confirman con una ultrasonografía del vientre. 

 

ŸFenómeno de Raynaud. Esta es una afección en la que el frio hace que las arterias de manos o pies se cierren tanto que impiden por completo la circulación de la sangre, lo que ocasiona dos síntomas característicos: coloración blanquecina al principio y azulada después de los dedos y dolor por la falta de circulación. El Raynaud puede presentarse como un fenómeno aislado o puede formar parte de los síntomas de enfermedades del sistema inmunológico como el lupus o algunos tipos de enfermedades reumáticas.

ŸEnfermedad de Buerger. Esta es una enfermedad en la que el uso del cigarrillo hace que las arterias de pequeño y mediano calibre de las extremidades se cierren, lo que corta la circulación y produce dolor en brazos y piernas. En casos graves, la falta de circulación puede ser tan seria que hace que mueran los tejidos (necrosis) llevando a la amputación de un miembro.

Enfermedades vasculares periféricas (EVP)

Flebitis. Esta es una inflamación de las venas, generalmente en las extremidades, y que ocasiona dolor y enrojecimiento de la piel justo encima de las venas. Se puede producir por infecciones, por irritación después de inyecciones endovenosas y por inyectarse con agujas contaminadas.

ŸVenas varicosas. Las varices son venas dilatadas que se han vuelto insuficientes para acarrear la sangre de regreso al corazón. Las dilataciones varicosas pueden ocurrir en cualquier lugar debajo de la cintura y cambian de nombre de acuerdo a su localización. Se llaman varices cuando están en las piernas, hemorroides, cuando están en el ano, varicoceles cuando están alrededor de los testículos en el escroto y varices vulvares cuando están en los labios mayores.

Si bien es cierto que las varices no tienen cura, pueden extraerse mediante una operación para evitar las complicaciones cuando alcanzan un tamaño muy grande. La actividad física regular y el uso de medias elásticas pueden también evitar que se desarrollen rápidamente.

Trombosis venosa profunda (TVP). Esta es una complicación muy molesta y potencialmente fatal de las enfermedades de las venas. Al circular tan lentamente, la sangre coagula en el interior de las venas de las extremidades, haciendo que se obstruya por completo el retorno de la sangre al corazón. Eso provoca dolor, hinchazón y enrojecimiento inmediato de la extremidad afectada, y si no se trata a tiempo, puede ocasionar que el coágulo se desprenda de la vena de la pierna y “viaje” hacia los pulmones, provocando una grave complicación llamada trombosis pulmonar.

La TVP es muy frecuente en el período inmediatamente después de una cirugía y en las personas que están sentadas durante mucho tiempo. Las TVP ocurren también en fumadores, personas que sufren del corazón, de la presión arterial elevada y que padecen cáncer. También se ha observado que las mujeres que usan hormonas femeninas, tanto anticonceptivos orales como hormonas de reemplazo de menopausia tienen mayor tendencia a formar coágulos en las venas de las piernas.

Evita una complicación mayor

Es muy importante que una persona que sufra hinchazón o inflamación súbita de una pierna, sobre todo cuando esta se torna caliente y dolorosa, consulte inmediatamente con su médico, o incluso que se dirija a una sala de emergencias. Un retraso en el diagnóstico y tratamiento podría desencadenar una grave trombosis pulmonar.

Tener un médico de cabecera, estar atentos a las señales que nos da nuestro cuerpo y sobre todo, buscar ayuda inmediata cuando observamos cambios en nuestras extremidades, son acciones que pueden evitarnos costosas y graves complicaciones.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO