Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Skip to content
Content starts here
CLOSE ×

Buscar

Leaving AARP.org Website

You are now leaving AARP.org and going to a website that is not operated by AARP. A different privacy policy and terms of service will apply.

6 errores comunes con la olla de cocción lenta que podrían causar enfermedades

Evita las infecciones alimentarias con estos consejos.

spinner image Un guiso en una olla de cocción lenta sobre una mesa de madera
S.FRENCH / GETTY IMAGES

Las ollas de cocción lenta son una herramienta práctica y popular entre los chefs caseros con falta de tiempo, y tienen la reputación de cocinar alimentos de manera segura. Pero al igual que con todo tipo de cocina, es importante seguir las pautas de seguridad alimentaria para evitar enfermarse.

Las ollas de cocción lenta están diseñadas para cocinar alimentos que tengan humedad. Calientan la comida lo suficiente como para crear vapor en el interior, lo que favorece un entorno en el que las bacterias no se pueden producir o crecer”, dijo Meredith Carothers, especialista en asuntos públicos del Departamento de Agricultura de EE.UU.

spinner image Image Alt Attribute

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso inmediato a productos exclusivos para socios y cientos de descuentos, una segunda membresía gratis y una suscripción a AARP The Magazine.
Únete a AARP

Sin embargo, eso no es una garantía absoluta contra la aparición de bacterias en los alimentos que se cuecen lentamente, las cuales pueden causar enfermedades graves que podrían ocasionar una hospitalización o hasta la muerte, en particular entre los adultos mayores. Por eso es importante que incluso los chefs caseros más experimentados tomen precauciones cuando usen una olla de cocción lenta. Al evitar estos seis errores comunes, puedes preparar comidas que no solo sean nutritivas y deliciosas, sino también seguras.

1. Poner los ingredientes congelados en la olla de cocción lenta

No se recomienda colocar carnes, verduras ni comidas preparadas congeladas en una olla de cocción lenta, ya que puede llevar demasiado tiempo descongelarlas por completo y comenzar a cocinarlas. Esto puede significar dejar los alimentos a una temperatura que no es segura durante un período prolongado de tiempo, lo que puede permitir que se produzcan bacterias y potencialmente causar enfermedades, mencionó Carothers.

En su lugar, es mejor descongelar primero los ingredientes congelados ya sea en el refrigerador, en agua fría o en el microondas. La única excepción es si vas a utilizar alimentos de cocción lenta preparados comercialmente, cuyas instrucciones indiquen que debes colocar los ingredientes en la olla de cocción lenta mientras todavía están congelados.

2. Llenar demasiado la olla de cocción lenta

Para asegurar una buena cocción, es importante llenar tu olla de cocción lenta con la cantidad adecuada de alimentos. Intenta llenarla hasta entre la mitad y dos tercios. Si la olla está demasiado llena, es posible que la comida no se cocine de manera uniforme y que termine semicruda. Por otro lado, si la olla no está lo suficientemente llena, la comida podría recocerse. Al agregar ingredientes, ten en cuenta que las verduras se cocinan más lentamente que la carne y las aves, por lo que es mejor colocarlas en el fondo de la olla.

3. Recalentar la comida cocida en la olla de cocción lenta

spinner image membership-card-w-shadow-192x134

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.

Al igual que los riesgos asociados con cocinar alimentos congelados en una olla de cocción lenta, el peligro de recalentar los alimentos cocinados en una de estas ollas es que puede demorar demasiado en calentarlos a una temperatura segura.

“Cuando se trata de cocinar, existe una relación entre el tiempo y la temperatura necesarios para cocer los alimentos, a diferencia de cuando se calienta la comida”, dijo Carothers. “Como medida de seguridad adicional, asegúrate de calentar los alimentos rápidamente y de manera eficaz en vez de ponerlos en una olla de cocción lenta”.

Trabajo y empleos

Lista de empleos, de AARP

Busca oportunidades de empleo para trabajadores con experiencia

See more Trabajo y empleos offers >

4. Abrir la tapa demasiadas veces

Cada vez que se retira la tapa de la olla de cocción lenta, se libera el vapor que se ha acumulado en el interior, lo que puede afectar el proceso de cocción. El vapor tarda aproximadamente 30 minutos en acumularse, así que trata de limitar la cantidad de veces que levantas la tapa durante la cocción.

5. Cocinar la comida en la configuración de "mantener caliente" o cambiar a esta temperatura muy baja demasiado pronto

Una vez que la comida se haya cocinado, puedes dejar la opción de "mantener caliente" indefinidamente. Pero no debes cocinar ingredientes crudos utilizando esta temperatura muy baja. Usa un termómetro de alimentos para asegurarte de que tu comida haya alcanzado la temperatura interna adecuada antes de reducir la temperatura de la olla.

6. Tu comida se quedó en la olla de cocción lenta demasiado tiempo antes de encenderla

Tal vez no quieras empezar cocinar tu comida de cocción lenta hasta después, pero ten cuidado al confiar en un temporizador para comenzar el proceso de cocción. Si los ingredientes han estado fuera durante menos de una hora, debería ser seguro proceder según lo planeado. Sin embargo, si los ingredientes han estado fuera entre una y dos horas, es mejor cambiar a un método de cocción más rápido para garantizar la seguridad alimentaria. Si los ingredientes han permanecido fuera durante más de dos horas, deben desecharse. 

spinner image membership-card-w-shadow-192x134

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.