Skip to content
 

Las 10 olas de calor más costosas en EE.UU.

Los datos, acumulados desde 1980, reflejan el costo humano y económico de las altas temperaturas.

Hombre parado junto a una fuente de agua

Callaghan O'Hare/Bloomberg via Getty Images

In English | Un calor intenso azota el oeste de Estados Unidos con temperaturas que han llegado a un máximo, en lugares como Seattle y Portland, que nunca antes se había visto desde que comenzó a llevarse el registro de las temperaturas en la década de 1940, según el Servicio Meteorológico Nacional.

Entre otras formas de cuidar la salud ante el aumento del calor, las autoridades han pedido a los habitantes permanecer en edificios con aire acondicionado, evitar las actividades extenuantes, tomar mucha agua y estar pendientes de familiares y vecinos que viven solos. Estas medidas son especialmente importantes en el caso de los adultos mayores, que suelen ser más vulnerables a las enfermedades relacionadas con el calor. Su organismo no se adapta tan bien a los cambios de temperatura como el de las personas más jóvenes, y es más probable que sufran alguna enfermedad grave que tenga un efecto en las respuestas que activa el cuerpo ante el calor. La mayoría de las muertes y dolencias relacionadas con el calor son prevenibles, pero aun así, cada año muere un promedio de más de 600 personas a causa del fuerte calor en Estados Unidos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Las olas de calor más costosas del país

¿Qué es una ola de calor? El Servicio Meteorológico define una ola de calor como un período anormalmente caluroso que dura más de dos días. El calor extremo no solo supone un peligro para los seres humanos, sino que también afecta el transporte, los servicios públicos, el agua potable y la agricultura. Cuando las olas de calor se prolongan durante semanas o meses y van acompañadas de sequía, los costos pueden ser muy elevados.

Aunque el costo humano y económico definitivo de la ola de calor del 2021 no se conocerá hasta dentro de un tiempo, sí sabemos el costo de las principales olas de calor y sequías de las últimas cuatro décadas. A continuación, presentamos una lista de las olas de calor más costosas ocurridas en Estados Unidos desde 1980, según datos de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA). Todas las cifras son en dólares y se han ajustado por inflación.

1. Verano de 1988

Costo estimado: $45,400 millones

De junio a agosto de 1988, el calor y la sequía en gran parte de Estados Unidos causaron graves pérdidas en la agricultura y las industrias afines. Once estados declararon zonas de catástrofe, y el nivel de los tres principales ríos del territorio continental del país fue un 45% inferior a lo normal en el mes de junio. Se calcula que 5,000 personas perecieron por los efectos directos e indirectos del calor.

2. 2012

Costo estimado: $34,800 millones

La sequía del 2012 se considera la peor sufrida en Estados Unidos desde la década de 1930. Las condiciones extremas afectaron a más de la mitad del país durante la mayor parte del año y provocaron pérdidas generalizadas de maíz, sorgo y soya, entre otros cultivos. La ola de calor veraniega que acompañó a la sequía estuvo directamente relacionada con 123 muertes, pero todavía se desconoce el número estimado de muertes debidas al estrés térmico.

3. Verano-otoño de 1980

Costo estimado: $33,900 millones

Esta ola de calor azotó el centro y el este de Estados Unidos, y provocó daños en la agricultura y otras industrias afines. La suma de las muertes causadas directa o indirectamente por el estrés térmico se estimó en 10,000 personas; por mucho, el total más alto de esta lista.

4. Primavera-verano del 2011

Costo estimado: $14,200 millones

Condiciones de sequía y olas de calor azotaron Texas, Oklahoma, Nuevo México, Arizona, el sur de Kansas y el oeste de Luisiana desde marzo hasta agosto del 2011. En Texas y Oklahoma, la mayoría de las tierras de agricultura y ganadería se declararon en muy malas condiciones para la temporada de cultivo. Se registraron 95 muertes directamente relacionadas con la sequía y la ola de calor.

5. Primavera-otoño del 2013

Costo estimado: $11,900 millones

Aunque la situación mejoró con respecto a la histórica sequía del 2012 gracias a las mejores condiciones que se vieron en la mayor parte de los estados de las llanuras y el medio oeste, entre marzo y noviembre hubo una sequía entre moderada y extrema que se extendió a los estados del oeste y causó más pérdidas de cosechas. Se registraron 53 muertes relacionadas con el calor extremo.

Olas de calor: lista de verificación para cuidadores

Trata de visitar a las personas que tienes a tu cargo al menos dos veces al día durante las temporadas de calor extremo y hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Están tomando suficiente agua?
  • ¿Tienen aire acondicionado?
  • ¿Saben cómo refrescarse?
  • ¿Muestran algún signo de estrés térmico?

Fuente: CDC

6. Primavera-otoño del 2000

Costo estimado: $7,800 millones

Entre los meses de marzo y noviembre, una ola de calor afectó las zonas del oeste, centro y sureste de Estados Unidos. En total, se vieron afectados 19 estados desde Florida hasta Oregón, y se produjeron 140 muertes directas.

7. Primavera-otoño del 2003

Costo estimado: $7,300 millones

Una sequía en el 2003 en las zonas del oeste y el centro de Estados Unidos causó grandes pérdidas en la agricultura. La sequía y la ola de calor, que abarcaron 17 estados, provocaron 35 muertes directas.

8. Verano de 1998

Costo estimado: $5,800 millones

La grave sequía y el calor avanzaron desde Texas y Oklahoma hacia el este, hasta Carolina del Sur y Carolina del Norte. Se registraron 200 muertes directamente vinculadas con el calor extremo del verano.

9. Verano-otoño del 2007

Costo estimado: $4,600 millones

Una grave sequía con períodos de intenso calor afectó partes del sureste y la zona de las grandes llanuras, el valle de Ohio y los Grandes Lagos, lo que provocó 15 muertes y una importante disminución en el rendimiento de las cosechas. Los ríos y lagos también tuvieron niveles de agua muy bajos.

10. Verano-otoño del 2020

Costo estimado: $4,500 millones

Las temperaturas alcanzaron la asombrosa cifra de 130 °F en el Valle de la Muerte (California), y la sequía generalizada y el calor récord afectaron a más de una docena de estados del oeste y el centro del país durante gran parte del verano y hasta entrado el otoño. El episodio causó estragos en los cultivos y el ganado, y murieron 45 personas.

Grupo de personas refrescandose en un día caluroso

Kyle Grillot/Bloomberg via Getty Images

Cómo mantenerse fresco durante una ola de calor

  • Permanece en un edificio con aire acondicionado en la medida de lo posible. Si tu casa no tiene aire acondicionado, ponte en contacto con el Departamento de Salud local o localiza un refugio con aire acondicionado en tu zona.
  • No confíes en un ventilador como principal fuente de refrigeración si hace mucho calor.
  • Toma más agua de lo habitual y no esperes a tener sed para hidratarte. Si tu médico te limita la cantidad de líquidos que puedes ingerir o estás tomando diuréticos, pregúntale cuánta agua debes beber si hace calor.
  • Evita utilizar la estufa o el horno para cocinar, ya que subirá tu temperatura corporal y la de tu casa.
  • Usa ropa holgada, de material ligero y colores claros.
  • Toma duchas o baños de agua fría.
  • Evita las actividades extenuantes y descansa mucho.
  • Verifica que un amigo o vecino esté bien y haz que alguien haga lo mismo contigo.

Fuente: CDC

Aaron Kassraie escribe para AARP sobre asuntos de importancia para los veteranos de las Fuerzas Armadas y sus familias. También es reportero de temas generales. Anteriormente, Kassraie cubría temas de política exterior de EE.UU. como corresponsal en la oficina de Washington de Kuwait News Agency y realizaba trabajo de captación de noticias para USA Today y Al Jazeera English.