Skip to content

La vacuna contra la COVID-19: ¿Dónde vacunarte? Encuentra información en tu estado

 

Haz un testamento y un plan de sucesión sin demoras

Pasos simples y esenciales para poner en orden tus asuntos.

Sobre con un sello en forma de coronavirus y un lapicero al lado.

CHRIS GASH

In English | El constante ruido de las noticias del coronavirus estos últimos nueve meses ha impulsado a innumerables adultos mayores a enfrentar una tarea largamente postergada: escribir —o reescribir— el testamento. Pero millones de personas aún no lo han hecho. Una encuesta de Gallup del 2016 encontró que más del 30% de las personas de 65 años o más y más del 40% de las personas de 50 a 64 años no tenían un testamento.

¿Las principales razones por las que las personas arrastran los pies, según Caring.com? Dicen que no han tenido tiempo de hacerlo o que no tienen suficientes bienes para dejarle a nadie.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Ninguno de los dos motivos es bueno. Gracias a programas de computación fáciles de utilizar, es posible crear un testamento sensato y efectivo en menos de una hora. Y los activos son solo una parte de la historia. Incluso si no tienes ahorros para repartir, el papeleo correcto puede ahorrarles dolores de cabeza y de corazón a tus seres queridos.

Algunas cosas esenciales que debes saber sobre la planificación del final de la vida alrededor del 2020:

Necesitas más que un testamento. El testamento dirige lo que sucede después de la muerte de una persona y simplifica la vida de los herederos, y a menudo les ahorra a las familias miles de dólares en gastos de sucesión innecesarios. Pero otros dos documentos son igualmente importantes. Uno es una directiva de atención médica, a veces llamada testamento en vida o testamento vital, que nombra a alguien de tu elección para tomar decisiones médicas por ti si no pudieras hacerlo, y que describe la atención médica que quieres o no quieres recibir. El otro documento es un poder notarial duradero, que designa a alguien para tomar decisiones financieras en tu nombre si estás incapacitado.

Un testamento para cada presupuesto 

(Los requisitos para escribir y testificar varían, así que sigue las reglas de tu estado para asegurarte de que tu testamento sea válido)

—Enlaces en inglés—

Gratis

Cake

Extras: Directivas de atención médica y planes para asuntos relativos al final de la vida, como funerales y tu legado digital

FreeWill

Extras: Directivas de atención médica, poderes notariales, fideicomisos de vida revocables y disposiciones para organizaciones de beneficencia 

Hazlo tú mismo a bajo costo 

Gentreo

Costo: $99.99 (usa el código AARPTEN para recibir un 10% de descuento)

Lo que recibes: Testamentos, directivas de atención médica, poderes notariales y una “bóveda” para guardar y compartir documentos

Quicken WillMaker & Trust de NOLO

Costo: $99.99

Lo que recibes: Software descargable para crear un testamento, directivas de atención médica y poder notarial

Trust & Will (colaborador de AARP)

Costo: $89 ($70 más para el cónyuge; 20% de descuento al usar el enlace)

Lo que recibes: Testamento, poder notarial, directivas de atención médica

Abogados 

Salvo en las grandes ciudades, espera pagar unos $1000 por un paquete de testamento básico. Encuentra un abogado en estos sitios:

National Academy of Elder Law Attorneys (Academia nacional de abogados especializados en derechos de adultos mayores)

National Association of Estate Planners & Councils (Asociación Nacional de Planificadores y Consejos Patrimoniales)

Pro bono 

¿Quieres asesoramiento legal pero no puedes costearlo? Prueba:

Respuestas legales gratuitas de la ABA. Envía tu pregunta por correo electrónico y recibe una respuesta

Clínicas de las facultades de Derecho. Algunas se especializan en asuntos relativos a los adultos mayores. Busca en internet "elder law clinic" (clínica jurídica para adultos mayores) en tu estado

Ayuda legal. Las afiliadas locales pueden ofrecer ayuda legal gratuita

"Es muy importante considerar la planificación patrimonial durante toda la vida y pensar en los peligros de una vida larga", señala Charlie Sabatino, director de la Comisión de Derecho y Envejecimiento del ABA (Colegio de Abogados de EE.UU.). Por lo general, los abogados se ocupan de los tres documentos, al igual que la mayoría de los servicios en internet.

Estos documentos requieren conversaciones difíciles. Intenta tenerlas de todos modos. Otra razón por la que las personas esperan es que “se preocupan de que al hablar de la muerte se molesten su cónyuge y su familia”, afirma Al Cutturini, director del Proyecto Elder Law de NMRLS (Servicios Legales Rurales del Norte de Misisipi). “Pero eso no es verdad. Aunque puede ser incómodo, conocer los deseos de un padre sobre todo, desde la atención médica hasta los planes funerarios, es muy tranquilizador”, dice. “El hecho de saber qué esperar les da a las familias una enorme sensación de alivio”.

Cada estado es diferente. Las leyes pueden variar mucho. En algunos estados, por ejemplo, el cónyuge hereda todo si una persona casada fallece y no tiene testamento. En otros, solo recibe la parte de un hijo. Unos pocos estados reconocen los testamentos orales si se atestiguan de manera adecuada, mientras que otros no lo hacen. “Por eso es importante trabajar con un abogado matriculado en tu estado”, dice Cutturini. “Incluso si estás planeando mudarte, siempre les digo a los clientes que hagan un testamento ahora mismo, y luego lo actualicen”.

Puedes escribir un testamento cuando quieras, incluso si estás enfermo. Los hospitales no son el lugar ideal para hacer un testamento, pero hacerlo allí es mejor que no hacerlo nunca. “El testamento es válido desde el momento en que se firma”, explica Cutturini.

No te aferres a la tradición. Muchas personas todavía creen que deberían nombrar al hijo mayor —tal vez incluso al hijo varón mayor— como albacea del testamento y el agente para supervisar la atención médica y el dinero. A menudo eso termina en desastre, según Gary Bauer, profesor emérito de la Facultad de Derecho Cooley de Western Michigan University. “Selecciona a tus agentes según su capacidad para manejar tus asuntos, no por orden de nacimiento”, dice. ¿Quién es el más organizado y responsable? ¿Quién vive más cerca? ¿Hay un líder natural, con más probabilidad de manejar cualquier conflicto que surja más tarde? Y no tengas miedo de dividir las tareas. “Alguien que toma decisiones sobre el final de la vida tiene un papel muy diferente al de alguien que distribuye bienes después de que la persona ha fallecido”, indica.

Los testamentos conjuntos son una idea terrible. Los expertos advierten a las parejas sobre los aspectos negativos de los testamentos conjuntos, que en algunos estados ni siquiera son válidos. Esos testamentos pueden impedir que el cónyuge sobreviviente lo modifique posteriormente, incluso si sus circunstancias cambian de manera radical. En cambio, muchas parejas optan por testamentos “espejo”. Estos documentos, prácticamente idénticos, permiten a cada uno de los cónyuges dejar la herencia al otro, y luego a sus hijos.

Trata a todos los hijos de la misma manera, o prepárate para el desplante. Dejar más a un hijo o dejar a uno fuera por completo, “casi garantiza la discordia y los desafíos posteriores”, señala Bauer. “Se hieren los sentimientos y se convierten en audiencias legales después de la muerte. Recibir una parte más pequeña que tus hermanos se siente como una bofetada en la cara a perpetuidad”. Si creas un desequilibrio, habla de esa decisión con tus hijos ahora, para evitar acciones legales más tarde. Y recuerda que los hijastros no se consideran de manera automática como hijos a efectos legales. Para que participen en una herencia, deben nombrarse específicamente.

No es una vez y ya. Hay casos en que estos tres documentos pueden hacerse una sola vez. Pero si hay un acontecimiento importante en la vida, como una mudanza a otro estado, o si un beneficiario o agente se enferma, queda incapacitado o muere, habrá que revisarlos.

Por qué dejé de dar rodeos y organicé mi testamento

Sarah Mahoney es exeditora sénior de Ladies’ Home Journal, Fitness y Parents. Este artículo cuenta con contribución adicional de Sheila Anne Feeney. 

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.