Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Cómo manejar tus ahorros de la jubilación Skip to content
 

Cómo sacar partido de tus ahorros de jubilación

La mejor fuente para retirar depende de varios factores.

Jarro con tapa a presión lleno de monedas y el letrero ahorros en inglés

GETTY IMAGES

In English | Si dependes de cuentas de inversión para tus ingresos de jubilación, deberás retirar dinero de ellas periódicamente a fin de tener efectivo para tus gastos diarios. Es probable que esos retiros provengan de dividendos, intereses, distribuciones de fondos mutuos y venta de títulos. ¿Pero, cómo escoger de qué fuente retirar?


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Equilibra tu combinación

Piensa en el equilibrio que deseas mantener entre las acciones y los bonos (o los fondos de acciones y los fondos de bonos) en tu portafolio; digamos, un 50% de tu dinero en cada uno. Si las ganancias o las pérdidas en ambos lados te alteran la combinación objetivo por cinco puntos porcentuales o más (por ejemplo, el 55% de acciones y el 45% de bonos), reajústala al vender parte de la inversión sobreponderada para recuperar la división 50/50 (o algo similar).

Vende activos por impuestos diferidos

Si invertiste completamente en fondos mutuos en tu cuenta de jubilación individual (IRA) o 401(k), retirar dinero es fácil. Esto se debe a que, independientemente de dónde tomes el dinero de estas cuentas (fondos de acciones, fondos de bonos o un saldo en efectivo), todos tus retiros pagarán impuestos de la misma forma: como ingresos ordinarios. Alcanza el monto objetivo al vender acciones o bonos de forma en que mantengas o recuperes el equilibrio de inversión deseado.

Usa intereses y dividendos gravables

Si tienes cuentas gravables (como una cuenta de corretaje con acciones, bonos o fondos, pero no es un 401(k) o una IRA), comienza al retirar los ingresos de este año (intereses, dividendos, distribuciones de fondos mutuos y ganancias de capital obtenidas). Luego, vende las acciones o los bonos para recuperar el equilibrio de inversión que deseas y retira el resto del dinero que necesites. Asegúrate siempre de vender las inversiones que consideres menos prometedoras.

Abstente en los malos tiempos

Cuando los mercados estén a la baja, considera omitir o reducir tu retiro anual y vivir con el colchón de efectivo que reservaste.

Ilustración pareja mayor con el letrero en inglés, Caso de estudio 01

AARP

Pareja preocupada porque se jubilará antes de lo planeado

Karen, de 61 años y Paul, de 65 años

A Paul lo despidieron de su trabajo como gerente de un restaurante, pero está comenzando un nuevo empleo de medio tiempo. Karen, su esposa, ya no trabaja debido a su precaria salud. Han ahorrado $250,000 (la mitad en cuentas de jubilación individuales (IRA) tradicionales y la otra mitad en una cuenta gravable).

Pueden aumentar sus ingresos con una estrategia disponible para personas como Paul, nacidas antes del 2 de enero de 1954. Karen puede recibir beneficios de jubilación del Seguro Social el próximo año, cuando cumpla 62 años. Paul, que cumplirá la edad plena de jubilación, puede solicitar beneficios conyugales “restringidos” por el historial de ingresos de Karen. En el futuro (digamos, cuando Paul cumpla 70 años), podrá cambiarse a su propio beneficio de jubilación, el cual habrá aumentado mientras tanto. Sin embargo, este doble beneficio se está eliminando gradualmente; si Paul hubiera tenido un año menos, la pareja no hubiera podido aprovecharlo.

Para aumentar su capital, podrían usar una mezcla típica de inversión (la mitad de su portafolio en fondos de acciones y la otra mitad en fondos de bonos), después de reservar suficiente efectivo para cubrir los gastos de los siguientes 1 o 2 años. Pueden tomar $11,250 de su portafolio este año, luego aumentar esta cantidad de acuerdo con la tasa de inflación en los años siguientes.

Paul puede usar Medicare. Karen tiene dos opciones: pagar por cobertura del seguro temporal COBRA para quedarse en el plan del exempleador de Paul por los siguientes 18 meses o buscar cobertura en el programa estatal de intercambio de seguros médicos. Karen debe ser apta para subsidios considerables, en la medida en que la Ley del Cuidado de la Salud a Bajo Precio permanezca en vigor.

Pueden evitar pagar impuestos sobre el ingreso y así hacer rendir su dinero, al tomar $11,250 en ganancias de la venta de títulos que están en su cuenta gravable. Por ejemplo, para el 2018, las parejas casadas que presentan declaración conjunta no deben impuestos sobre las ganancias de capital a largo plazo hasta por un valor de $77,200 ($38,600 para las personas solteras). En el 2018, también tienen una deducción estándar de $25,300 ($12,000 por persona, más $1,300 por cada cónyuge mayor de 65 años). Si el sueldo del trabajo de medio tiempo de Paul es menor de este valor, también podrían retirar algo de dinero de sus IRA sin aumentar tanto sus ingresos ordinarios como para que sean gravables.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO