Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Skip to content
Content starts here
CLOSE ×

Buscar

Leaving AARP.org Website

You are now leaving AARP.org and going to a website that is not operated by AARP. A different privacy policy and terms of service will apply.

10 consejos de mantenimiento de autos para viajes por carretera en verano

Esta lista de verificación te ayudará a preparar tu vehículo para viajar


spinner image mujer y hombre en auto convertible en un viaje de verano
Getty Images

¿Estás planeando un viaje por carretera este verano? Con el precio de la gasolina alrededor de un tercio más bajo que el año pasado, es probable que haya un aumento en los turistas que viajarán por carretera en lugar de avión esta temporada.

 El 42% de las personas encuestadas para un informe reciente de Forbes Advisor dijeron que planeaban conducir a sus destinos vacacionales en el 2023, y el 43% de los hogares eligieron los viajes por carretera como su principal plan de viaje, según el informe de viajes de primavera y verano del 2023 de TransUnion.

spinner image Image Alt Attribute

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso inmediato a productos exclusivos para socios y cientos de descuentos, una segunda membresía gratis y una suscripción a AARP The Magazine.
Únete a AARP

Aunque es importante tener tu vehículo en buen estado de mantenimiento todo el año, es especialmente crucial cuando viajas durante los meses más calurosos. Nada es menos relajante que se descomponga tu vehículo cuando estás de vacaciones de verano. La AAA informa que espera recibir 8.9 millones de pedidos de ayuda de conductores varados entre finales de junio y finales de septiembre. Si no quieres ser parte de esta estadística, es hora de preparar tu vehículo para el viaje.

Aquí presentamos lo que debes verificar, o pedir a un mecánico que verifique, antes de emprender tu camino.

1. Realiza una inspección visual por dentro y por fuera

“Todos se están preparando para las vacaciones o los viajes de negocios, por lo que recibimos muchas preguntas de mantenimiento”, dice Marc O'Dell, mecánico maestro con la certificación Automotive Service Excellence, de Helena, Montana, y uno de los expertos en reparaciones vehiculares de JustAnswer, que conecta a profesionales con personas que necesitan ayuda inmediata en línea.

Este verano, JustAnswer verá un aumento del 10% en las preguntas sobre vehículos para sus mecánicos y espera responder unas 5,200 preguntas por semana hasta el fin de semana del Día del Trabajo.

O'Dell sugiere examinar bien tu vehículo para ver si hay que arreglar algo. Inspecciona los limpiaparabrisas: si están desgarrados o quebradizos, cámbialos por unos nuevos. Verifica que los espejos exteriores estén funcionando bien y mira debajo del vehículo para comprobar que no haya pérdidas de aceite.

Pídele a otra persona que te ayude a inspeccionar las señales de giro, los faros delanteros, las luces de freno, las luces de emergencia y las luces altas. Enciende el motor con tu ayudante parado primero delante y luego detrás del vehículo para confirmar que todo esté funcionando bien.

“Presta atención a los ruidos extraños. Si se enciende alguna luz de advertencia, eso podría indicar un problema con el sistema de combustible o que los inyectores de combustible están un poco sucios”, explica O'Dell. “Antes de salir de viaje, siempre conviene agregar al tanque de gasolina un poco de limpiador para el inyector de combustible”.

Y en esta época del año, asegúrate de que el aire acondicionado esté funcionando. Los viajes calurosos en verano no son exactamente placenteros cuando tienes que viajar en un auto sin esta función. Si no sientes una brisa helada, haz que un mecánico inspeccione el sistema.

2. Revisa la batería

Levanta el capó y fíjate si los terminales de la batería del auto están revestidos de una sustancia blanquecina, verdosa o azulada. Si lo están, significa que hay corrosión, lo cual reduce la vida de la batería e impide el buen funcionamiento del vehículo. Para limpiar la corrosión, desconecta la batería, espolvorea bicarbonato de sodio sobre los terminales y humedécelo vertiendo un poco de agua. Cuando la solución empiece a burbujear es que el bicarbonato de sodio neutralizó la corrosión y ya puedes fregar ligeramente los terminales con un cepillo de dientes viejo.

“Los problemas con la batería normalmente ocurren con temperaturas muy frías o muy calientes, así que no te descuides”, explica O'Dell. “Pídele a tu mecánico que haga una prueba rápida de carga de la batería para comprobar que puede recargarse sola correctamente y mantener la carga”.

spinner image membership-card-w-shadow-192x134

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.

3. Prueba los frenos

O'Dell sugiere pisar el pedal del freno bombeándolo para probar cómo responde. Si se siente esponjoso, quizás necesites frenos nuevos. Con el tiempo, se van desgastando las pastillas de freno, cuya función es crear la fricción necesaria para reducir la velocidad y detener el vehículo. Si oyes un ruido como un chillido o chirrido, tendrás que cambiar las pastillas de freno.

4. Revisa las llantas

Los neumáticos son críticos para la seguridad y la eficiencia de consumo de combustible del vehículo, así que asegúrate de que los tuyos estén en condiciones de viaje. Fíjate si hay signos de desgaste en las caras laterales. Comprueba que tengan suficiente profundidad de banda y presión. Para saber cuánto aire necesitan tus neumáticos, fíjate en la calcomanía adherida en la parte interna de la puerta del conductor o en el manual del usuario.

Trabajo y empleos

Lista de empleos, de AARP

Busca oportunidades de empleo para trabajadores con experiencia

See more Trabajo y empleos offers >

5. Llena los líquidos

Para el funcionamiento óptimo de tu vehículo, es preciso comprobar y llenar periódicamente los seis líquidos esenciales: aceite, líquido del radiador, líquido de frenos, líquido de la dirección hidráulica, líquido de transmisión y líquido para los limpiaparabrisas. Cambia el aceite de tu vehículo cada tres meses o cada 5,000 a 7,500 millas y verifica el nivel cada vez que llenes el tanque de combustible durante el viaje.

6. Reemplaza los filtros

Los filtros de aire impiden que la suciedad, el polvo y los insectos se infiltren en el motor y adentro de tu vehículo. Los filtros de aire tapados reducen el rendimiento del motor, el millaje de combustible y la calidad del aire interior, por lo que es importante cambiarlos por otros limpios al menos una vez por año o cada 10,000 millas. Los filtros de la cabina deben cambiarse cada 12,000 millas.

7. Examina las correas y mangueras

Si miras debajo del capó y ves un daño considerable a la correa de serpentín (ubicada junto al motor), tendrás que cambiarla, dice O'Dell.

“Empieza a examinar la correa cuando el vehículo tenga entre 30,000 y 40,000 millas”, agrega. “Empezarás a ver pequeñas grietas en la goma. Y cuando veas suficientes grietas a intervalos de una pulgada, yo la cambiaría”.

Examina las mangueras: si ves que gotea algún líquido, lleva el vehículo al mecánico. Si una correa o una manguera falla en medio de un viaje por carretera, podría significar un problema importante con el motor y quedarás sin vehículo y con una cuantiosa factura de reparaciones.

8. Conoce las funciones “inteligentes” de tu auto

Los conductores deben familiarizarse con las funciones inteligentes de su auto, como los sistemas de seguridad y las herramientas de navegación, dice O'Dell.

“La tecnología de los vehículos actuales puede parecer abrumadora, incluso para mecánicos y vendedores experimentados”, dice.

 Los vendedores de concesionarios solían enseñar a los propietarios de vehículos nuevos cómo usar cosas como el control de crucero adaptativo y el sistema de entretenimiento a bordo, pero eso se ha quedado fuera de práctica, agrega. Si tu auto no incluye un manual del propietario impreso, puedes encontrar y descargar uno a través del sitio web del fabricante.

spinner image membership-card-w-shadow-192x134

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.

“Puedes consultar la pestaña de recursos, que debería mostrar la información para el propietario del modelo actual, como la forma en que operan las funciones de seguridad. O puedes llamar a la línea de atención al cliente del fabricante. El concesionario y los mecánicos especializados son otra gran fuente de información”, dice O'Dell.

Y si este es tu primer viaje por carretera en un vehículo híbrido o eléctrico, planifica cuándo y dónde cargarlo a lo largo de tu ruta, agrega.

“Averigua cuánto alcance tiene el vehículo eléctrico y dónde están las estaciones de carga”, dice. “La mayoría de estos vehículos tienen sistemas de navegación que pueden guiarte a la estación de carga más cercana cuando sea necesario, y los vehículos eléctricos con motores de gasolina podrán hacer funcionar el motor si la batería más grande se agota”.

9. No dejes las afinaciones para último momento

La mayoría de los conductores realizan el mantenimiento regular de su vehículo, pero algunos esperan hasta antes de salir de viaje. O'Dell sugiere entablar una buena relación con un taller de reparaciones o con un mecánico para pedir un diagnóstico y reparación cada vez que se necesite.

“Si se trata solo de ejecutar un escaneo rápido o verificar por qué se encendió una luz del motor, eso no requiere mucho tiempo”, señala.

En general, si tu vehículo tiene 70,000 millas más que cuando le hiciste la última puesta a punto, es hora de llevarlo al mecánico para que lo examine. Lo mejor es llevarlo con suficiente anticipación por si hay que reparar algo y se necesita tiempo para pedir repuestos y terminar el trabajo antes de viajar.

10. Lleva contigo algunas herramientas de reparación

Si tu vehículo se descompone en el camino, ten a mano herramientas básicas, como llaves inglesas, tenazas y destornilladores, para poder efectuar reparaciones menores, aconseja O'Dell. También sugiere comprar un lector de códigos con Bluetooth que se conecte a tu teléfono para diagnosticar los mensajes de error que aparezcan.

“Consigue un medidor de voltaje para ver si la batería está cargada, y además lleva contigo un buen conjunto de pinzas de batería”.

O'Dell agrega que tal vez sea conveniente tener un pequeño compresor de aire y espuma en aerosol como Fix-a-Flat para emparchar un neumático perforado.

Obtén más información antes de aventurarte en tu viaje en la guía para preparar tu auto (en inglés) para los viajes de verano, de la AAA.

 

Discover AARP Members Only Access

Join AARP to Continue

Already a Member?

spinner image membership-card-w-shadow-192x134

Oferta de Membresía por tiempo limitado - Únete a AARP por solo $9 al año por 5 años. Además, recibe un REGALO.

Obtén acceso instantáneo a productos y a cientos de descuentos exclusivos para socios, una segunda membresía gratis y una suscripción a la revista AARP The Magazine.