Skip to content
 

10 formas de detectar información y videos ficticios en internet

No se puede creer todo lo que se ve en línea, pero se puede aprender a descubrir la verdad.

Teclas rojas incrustadas en un teclado gris

AARP/Getty Images

In English

En 1993, la revista The New Yorker publicó una caricatura con la leyenda “On the Internet, nobody knows you’re a dog” (En internet, nadie sabe que eres un perro).

Casi 30 años después, esa frase podría reformularse así: “En internet, nadie sabe quién eres ni si dices la verdad”. En el ciberespacio, cada vez resulta más difícil distinguir lo que es real de lo que no lo es, sobre todo cuando se utilizan técnicas de inteligencia artificial (IA) y efectos visuales para lograr que las fotografías y los videos fraudulentos parezcan legítimos.

Más de seis de cada diez adultos que participaron en una encuesta mundial auspiciada por Google opinan que ven información ficticia o engañosa en internet todas las semanas. Según el estudio que el Poynter Institute for Media Studies y la empresa de investigación de mercado YouGov publicaron este mes, las tres generaciones más jóvenes que no son niños pequeños —la generación Z, los milénicos y la generación X— se sienten “un poco más seguras” al identificar información ficticia o engañosa que los baby boomers, que tienen entre 58 y 67 años, o la generación silenciosa, de 68 a 91 años.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


“Trabajo en este sector y paso mucho tiempo con verificadores de información, y considero que [la información errónea en internet] es cada vez peor”, señala Alex Mahadevan, director de la iniciativa de educación mediática MediaWise, de Poynter.

Mahadevan menciona la polarización política y los avances tecnológicos como principales factores del aumento de información errónea. Este problema se ve acentuado por la proliferación de información engañosa en las redes sociales.

¿Sabes cómo verificar lo que ves?

En todo el mundo, solo un poco más de la mitad (54%) de los participantes de otra encuesta manifestaron preocuparse por distinguir las noticias reales de las ficticias en internet, según un informe reciente del Reuters Institute for the Study of Journalism (en inglés), de Oxford University. Sin embargo, el 61% de las personas que dicen utilizar las redes sociales básicamente como fuente de noticias están preocupadas, mientras que solo el 48% de los que no utilizan las redes sociales en absoluto comparten esa preocupación.

“Todos somos vulnerables ante la información errónea”, advierte Hannah Covington, directora de diseño educativo del proyecto no partidista News Literacy Project, de Washington D.C. El programa facilita recursos gratuitos —como cuestionarios— para enseñar a los usuarios a identificar las noticias fidedignas.

“Sabemos que para los jóvenes es difícil identificar la información errónea. Sabemos que a los mayores también les ocurre lo mismo”, explica. “La información falsa está dirigida a personas de la derecha política o de la izquierda. Proviene de fuentes extranjeras y de fuentes nacionales”.

MediaWise también imparte cursos gratuitos en internet que pueden ayudar a los usuarios a detectar la información errónea. En el 2020, AARP colaboró con MediaWise en una de sus iniciativas, MediaWise for Seniors, que incluye cursos autodirigidos y gratuitos en internet con las periodistas Christiane Amanpour, de CNN, y Joan Lunden (en inglés).

Aquí encontrarás recomendaciones de expertos que te pueden ayudar a reconocer la información ficticia en internet (en inglés).

Reacciona ante los hechos. No te dejes llevar por la indignación

1. Presta atención. “Las investigaciones demuestran que cuando las personas prestan atención para distinguir si algo es o no creíble, son mucho más capaces de detectar la información errónea que cuando no lo hacen”, señala Matt Groh, investigador del MIT Media Lab del Massachusetts Institute of Technology. Si te preguntas si algo es cierto o no, te impulsará a examinar tanto la fuente como la motivación de esa fuente.

2. No te dejes vencer por tus emociones. ¿Viste algo en internet o en las redes sociales que te enojó? ¿Te hizo sentir tristeza o miedo? Es conveniente que hagas una pausa y no respondas de inmediato, sugiere Covington. No compartas nada que no puedas verificar.

3. No confundas los “me gusta” con la verdad. “Los ‘me gusta’ y los ‘compartir’ no son sinónimo de credibilidad”, explica Covington. En cambio, recomienda analizar los comentarios de una publicación en las redes sociales para determinar si el público la desacredita, si pone en duda la información o responde con una corroboración de los hechos.

Detecta si te están manipulando

4. Presta atención a los ‘deepfakes’, o videos adulterados. Ver no siempre es creer. Los videos adulterados son archivos que parecen mostrar a una persona que hace o dice algo que en realidad no hizo ni dijo. Estos videos fueron modificados, con frecuencia sustituyendo la cara de una persona por la de otra.

Busca las señales de alarma. Un cambio de cara puede alterar un rostro, pero no el cuello, los dedos, las orejas, el cabello o el cuerpo de una persona, explica Groh. Por ejemplo, en algunos videos adulterados de Tom Cruise se veía al actor con los lóbulos de las orejas separados, y los suyos están unidos. “Lo menciono como un simple ejemplo en el que se observa algo incongruente”, comenta Groh. Quizá veas otros indicios sutiles que demuestren que un video ha sido modificado.

Los movimientos corporales pueden parecer poco naturales, o quizá una persona que normalmente es inquieta apenas se mueve. Tal vez veas el video borroso o escenas con cortes extraños. La piel puede parecer demasiado tersa o arrugada en comparación con la edad de los ojos y el cabello.

De todos modos, Groh destaca que solo porque un video sea granulado o borroso no significa que haya sido adulterado. “Uno de los aspectos más siniestros de los videos falsos es que logran que el público dude de los videos auténticos”, explica. Gracias a la inteligencia artificial y a algunos artistas de efectos especiales cada vez más sofisticados, los videos adulterados pueden volverse aún más difíciles de detectar.

Si comprendes el modo en que se producen estos videos, puedes comenzar a observar las cosas que de algún modo resultan discordantes. El MIT Media Lab creó un sitio web llamado Detect Fakes (en inglés) en el que puedes consultar una serie de grabaciones, transcripciones y videos de los presidentes Joe Biden y Donald Trump. La mitad de estos fragmentos de multimedia son reales y la otra mitad son ficticios. Puedes intentar detectar cuál es real y cuál no, y por medio de un deslizador indicar tu nivel de certeza.

5. Desconfía de las capturas de pantalla. También hay capturas adulteradas de páginas de internet de las principales cadenas de noticias. Si ves capturas de pantalla que no tienen un enlace a la noticia original, es una señal de alerta, señala Covington. Busca siempre la noticia en vivo en su contexto original.

6. Busca con una fotografía. Realiza una búsqueda inversa de imágenes para obtener más información sobre el origen de una fotografía. Visita images.google.com, haz clic en el icono de la cámara 📷, y arrastra o carga una imagen o pega su URL. Si tienes un teléfono o una tableta Android, abre la aplicación Google o la aplicación Chrome, ve al sitio web con la imagen, mantén pulsada la imagen y toca ‘Search image with Google Lens’ (Buscar imagen con Google Lens). También puedes realizar una búsqueda inversa de imágenes en sitios web de terceros, como TinEye.com.

Al recurrir a las herramientas de búsqueda inversa de imágenes, puedes enterarte de lo que los medios de comunicación fiables o un sitio como factcheck.org pueden decirte sobre una imagen. También puedes descubrir de cuándo es la imagen y saber si ha sido modificada.

Encuentra la mejor fuente

7. Verifica el origen de la información. Si entre los resultados de tu búsqueda te encuentras con una fuente desconocida, tal vez una agencia de noticias o un sitio web médico poco conocido y quieres confirmar que es confiable, haz una búsqueda rápida para averiguar lo que dicen otras fuentes fiables sobre ese sitio. Esta técnica se denomina lectura lateral.

8. Consulta otras herramientas de búsqueda de Google. Los resultados de las búsquedas de Google suelen incluir fragmentos descriptivos destacados que resaltan una parte de la información sobre tu consulta, así como su fuente.

Hace poco, Google anunció que ahora puede utilizar sus últimos modelos de inteligencia artificial para comprender la noción de consenso, que sucede cuando varias fuentes fidedignas de internet coinciden en el mismo dato. Este sistema promete mejorar la calidad de los fragmentos destacados.

Los modelos de inteligencia artificial también ayudan a Google a reconocer si un fragmento destacado puede no ser la forma más conveniente de presentar la información. Por ejemplo, la pregunta “¿Cuándo asesinó Snoopy a Abraham Lincoln?” produjo correctamente un fragmento que identificaba a John Wilkes Booth como el asesino de Lincoln. Sin embargo, Google determinó que responder las preguntas con una premisa falsa con precisión no es la mejor manera de exponer los resultados, y ahora está programando sus sistemas para detectar estas búsquedas problemáticas.

Herramienta de google para identificar el origen de la información

AARP

Google también está mejorando su herramienta ‘About This Result’ (Acerca de este resultado), que aporta contexto a los resultados de la búsqueda. Puedes recurrir a esta herramienta si haces clic o tocas los tres puntos verticales ⋮ que aparecen junto a un resultado de búsqueda, o si deslizas el dedo hacia arriba en la aplicación de Google de tu teléfono. A partir de ahora, ‘About This Result’ revelará el grado de difusión de una fuente, las críticas en internet sobre una fuente o empresa, si una empresa es propiedad de otra entidad, y también si los sistemas de Google no pueden obtener mucha información sobre una fuente.

Espera a que se desarrollen las noticias

9. Ten paciencia. A veces las noticias viajan más rápido que la información que se conoce sobre un acontecimiento en curso. Google ha comenzado a publicar lo que denomina ‘advertencias de contenido’ que indican que sería preferible que volvieras a consultar más tarde, cuando tenga un mayor nivel de fiabilidad sobre los resultados de la búsqueda.

“Esto no significa que no haya información útil, o que un resultado determinado no sea el adecuado”, escribió en un blog de Google Pandu Nayak, vicepresidente de búsquedas de Google. “Estos avisos ofrecen un contexto sobre todo el conjunto de resultados de la página, y siempre puedes ver los resultados de tu consulta, incluso cuando aparece la advertencia”.

10. Plantea tres simples preguntas. Para evitar caer en la trampa de la información errónea, comienza con tres preguntas del Stanford History Education Group, sugiere Mahadevan, de MediaWise.

  • ¿Quién es el responsable de la información?
  • ¿Cuáles son las pruebas?
  • ¿Qué dicen otras fuentes? 

Haz estas preguntas, y “es muy probable que no te sientas engañado, tanto si se trata de un intento de suplantación de identidad como de un video adulterado de Joe Biden”, señala.

Esta nota, publicada originalmente el 17 de agosto de 2022, se actualizó para corregir los rangos de edad de los baby boomers y la generación silenciosa.

Edward C. Baig es un escritor que colabora con artículos sobre tecnología y otros temas del consumidor. Anteriormente trabajó para USA Today, BusinessWeek, U.S. News & World Report y Fortune; es autor de Macs for Dummies y coautor de iPhone for Dummies y iPad for Dummies.