Skip to content
 

Robin Williams: 'Morir es fácil, la comedia es difícil'

El desaparecido actor antes de fallecer compartió sus puntos de vista sobre la muerte, sus creencias religiosas y el más allá al comentar su filme 'Más allá de los sueños'.

Robin Williams, un actor que será siempre recordado

Reed Saxon/AP Photo

El actor y comediante Robin Williams será recordado por muchos como un genio de la comedia.

Aunque se siguen dando a conocer más detalles sobre las circunstancias de la muerte de Robin Williams, nada podrá desentrañar el misterio de su suicidio. El que un genio de la comedia llevara tanta alegría, por tantas décadas, a tantos millones de personas y no pudiera dársela a sí mismo parece una broma cruel. Tal vez, como en el poema de Juan de Dios Peza, Reír Llorando, los payasos están condenados a brindar alegría, cuando solo pueden sufrir por dentro.

Tuve el privilegio de entrevistar a Williams hace algunos años en Lago di Como, Italia donde hablamos, entre otras cosas, de What Dreams May Come (Mas allá de los sueños), una película que —paradójicamente— se centra en el suicidio, lo cual nos dio la oportunidad de abordar el tema de la muerte, sus creencias religiosas y el “más allá.”  

La generosidad y sabiduría del actor dejaron una marca indeleble. La mayoría de las celebridades se pone una máscara al hablar con la prensa y con los años uno aprende a descubrir la realidad detrás de las frases hechas y las sonrisas programadas para promover un filme. Para bien o para mal, pocos están realmente ¨presentes¨ cuando dan las entrevistas —Oprah Winfrey y Emma Thompson serían otras honrosas excepciones. Williams estaba ahí en cuerpo y alma, dándolo todo como hacia arriba de un escenario.

En What Dreams May Come (Dir. Vincent Ward, 1998; enlace en inglés), Williams y Annabella Sciorra  interpretan a Chris y Annie Nielsen, una pareja que apenas está logrando sobreponerse a la trágica muerte de sus dos hijos cuando él muere en un accidente automovilístico. Annie no puede tolerar el dolor y se suicida. Chris, quien está en el paraíso, tiene que descender al infierno para rescatar a Annie puesto que ha sido enviada ahí como castigo por tomar su propia vida. Uno de los personajes en la película explica que muchos de los que están en el infierno han sido castigados por cometer el mayor pecado contra Dios: no ser felices.

De entrada, le mencioné a Williams que el argumento era semejante al de La Divina Comedia, a lo que él en forma inaudita me respondió: “Claro, es como Dante pensando en Beatrice y diciendo en el canto número [X]” y procedió a recitar de memoria el pasaje al que aludía. Esto fue solo el principio de lo que sería el descubrimiento de un ser humano excepcional. Aquí la entrevista completa.

¿Qué lugar ocupa el humor en su vida personal?

Es muy importante. Es como el pegamento que me hace seguir… pero, ¿Qué estoy diciendo? El pegamento te mantiene pegado [hace un gesto como si estuviera inhalando profundamente el pegamento cuando se usa como droga y luego suelta una estruendosa carcajada].

[En tono de broma] Mmm. Nos está dando un mal ejemplo.

Sí, ¿verdad? Estoy dando un mal ejemplo. ¿Qué estás haciendo, tonto? El pegamento te hace mal. No, pero ya en serio. El humor me hace sentir muy poderoso. Cuando la gente me pregunta, ¿cómo te las arreglas para soportar un día como hoy? El hecho de que tú te rías, me hace sentir: ¡Ah! Me refuerza, es algo simbiótico. De inmediato siento: !Ah! la hice reír; que bien. Mientras que si tuviéramos una conversación seria durante doce horas… no digo que no sería estimulante, pero sería diferente. 

¿El humor sería entonces como un regalo que le da a la gente o como una forma de buscar su aceptación?

A lo mejor. El gran cómico Lenny Bruce decía que el humor era en realidad una forma de decirle a la gente: “ámenme.” Otro gran cómico, Richard Pryor me dijo que cuando estuvo en la cárcel hacia reír a sus compañeros para que no le pegaran. Así que en ese sentido es importante.  Es como: “Oye tú, ven para acá… ah no, tú eres chistoso, a ti no te pego.”  

¿Podría ser incluso como una forma de religión?

Si, algo muy parecido. [Impostando la voz como en falso tono de severidad] Cuando te haces consciente del sonido de una sola mano que aplaude [lo demuestra con un gesto] adquieres eso: consciencia cósmica, pero en mi caso, más bien sería consciencia cómica. ¿Que si practico alguna religión? Me fascinan muchas, pero no practico ninguna en especial. Mi madre pertenecía a la ciencia era cristiana, pero más bien era una Christian Dior porque le encantaba la moda. Mi padre era agnóstico, tal vez como estuvo en la guerra su fe se puso a prueba. De todos modos era un hombre con una gran ética. Creo que hay mucha gente extraordinaria que no es precisamente religiosa, pero que igual tiene una gran espiritualidad.

Pero, en lo personal, ¿sí cree que exista la vida “más allá” de la vida como en el filme?

. Tengo la esperanza y la fe de que la haya; de que haya algún lugar o un estado mental, que pudiera ser como un sueño. 

En What Dreams May Come, la película parece decirnos que nuestro estado emocional,  nuestra psique, nos seguirá hasta el “más allá”. Y en ese sentido, el personaje del guía (Max von Sydow), esa especie de “Virgilio” que conduce a su personaje por el inframundo, tendría que ser un especialista de la mente.

Sí, tienes razón. El personaje es como un guía Freudiano, psicológico.  

¿A usted lo ha ayudado el psicoanálisis?

!Uy! Profundamente. Muchísimo. El psicoanálisis te ayuda a enfrentar todos tus miedos y a deshacerte de las cosas que te estorban y a eliminar las barreras que te ayuda a que puedas estar presente para toda la gente, sobre todo, la gente que te importa. 

Qué es más difícil, ¿hacer drama o comedia?

Hay una gran frase en un cojín que alguien me regaló y que dice: “Morir es fácil, la comedia es difícil.”

También te puede interesar:

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO