Skip to content

COVID-19: La vacunación, los cheques de estímulo económico y otras noticias. Infórmate

 

Los delincuentes roban millones en estafas románticas

Los expertos advierten que no envíes nunca dinero a un amor virtual que no has conocido en persona.

Teclado de computadora con una tecla que dice encuentra el amor y un corazón.

GETTY IMAGES

In English | Cuando un nuevo amor en línea resulta ser un estafador, no solo es un crimen contra Cupido: un hombre o una mujer sufren de verdad, y el costo real puede sumar más que un corazón roto.

Las estafas románticas —y la pérdida de millones de dólares que generan— han aumentado drásticamente en los últimos años, aun cuando los expertos dicen que muchos casos no se denuncian porque las víctimas se sienten avergonzadas o abochornadas. Entre el 2015 y el 2019, se presentaron 84,119 quejas de estafas románticas ante la Comisión Federal de Comercio (FTC). Eso es aproximadamente igual a la población de Santa Fe, Nuevo México.

Estadística de estafas románticas reportadas y sus pérdidas.

AARP

La FTC, una agencia de protección al consumidor, dice que se perdieron más de $342 millones por estafas de romance entre el 2015 y el 2018, según informó su portavoz Jay Mayfield. Eso es más de un dólar por cada hombre, mujer y niño en Estados Unidos.

Los usuarios en línea de todas las edades han sido víctimas de delincuentes crueles que rompen corazones y vacían cuentas bancarias. Pero una revisión de la FTC de los casos del 2018 reveló que si bien la pérdida promedio general resultante de una estafa romántica fue de $2,600, el promedio se disparó a $10,000 cuando la víctima tenía 70 años o más.

Para arrojar luz sobre por qué las personas sucumben, un psicólogo social, una experta en delitos cibernéticos y un agente del Servicio Secreto comparten lo que saben sobre los estafadores románticos y ofrecen consejos sobre cómo protegerse de estos delincuentes sin corazón.

El psicólogo social

“Muchas personas están muy desesperadas por una conexión emocional o íntima con otro individuo. Y es posible que no hayan tenido mucho éxito con eso en la vida real, por lo que cada vez que comienzan a ver que se establece esa conexión, pueden lanzarse sobre ella porque no saben cuándo se repetirá, si es que se repite”, dice Justin Lehmiller, un psicólogo social especializado en sexualidad y relaciones en el Kinsey Institute de Indiana University. "Cuando las personas comienzan a sentir cierto grado de intimidad o conexión, a veces hacen cosas irracionales en la búsqueda del amor".

Lo que hace que una estafa romántica sea devastadora desde un punto de vista emocional, dice, es que "juega con sentimientos muy profundos de inseguridad, ansiedad y pérdida que las personas pueden haber experimentado en su vida".

Aquellos que buscan amor a través de las aplicaciones de citas o en las redes sociales tienden a tener una profunda necesidad de conexión con otros, dice Lehmiller. Pero si su búsqueda en línea no tiene mucho éxito, pueden volverse "muy vulnerables" a los estafadores románticos virtuales que intentan ganarse su confianza para llegar a su dinero.

"Cuando las personas comienzan a sentir esa conexión con alguien, especialmente si tienen esos pequeños toques de pasión que la acompañan, pueden llegar a actuar de manera irracional y tal vez ignorar las señales de advertencia", explica Lehmiller.

¿Su consejo? Verifica quién es la persona con la que te estás comunicando en línea y habla con tus amigos sobre un posible interés romántico.

"Cuando las personas intentan navegar este camino por su cuenta, ahí es cuando pueden pasar por alto las señales de advertencia".

La experta en delitos cibernéticos

Los estafadores románticos son expertos en ingeniería social y utilizan el arte de la persuasión para influir en las personas y hacerlas actuar de maneras que podrían no convenirles, dice Aunshul Rege, profesora adjunta de justicia penal en Temple University, quien ha investigado estafas de citas en línea. Ese interés romántico en línea que parece encantador podría ser en realidad un criminal despiadado que vive en el extranjero y es experto en manipular a las víctimas y, a la larga, aprovecharse de la tendencia humana a ayudar a una persona necesitada. Según Rege, las estafas románticas en línea se desarrollan así:

Los estafadores se esconden detrás de cuentas en línea falsas, perfiles ficticios o robados y fotos robadas. Muchos acechan en sitios de citas populares y usan tarjetas de crédito robadas para pagar los servicios premium. Algunos incluso crean sitios de citas falsos para atraer a las posibles víctimas. Todos están buscando su próximo blanco.

Una vez que el blanco elegido mordió el anzuelo, el estafador puede pasar semanas o incluso meses "preparando" a la víctima para ganar su confianza y afecto. En las primeras etapas de una estafa romántica, la conversación y la correspondencia pueden variar desde amistosas y coquetas hasta intensas y románticas, pero generalmente no hay una solicitud urgente de dinero.

Ten mucho cuidado con lo que dices y envías por internet, ya que tu fotografía sexy podría terminar en un perfil falso para una estafa futura. 

Luego, una vez que se ha establecido un vínculo firme, el estafador inventa una necesidad financiera falsa pero plausible: quiere conocer a la víctima en persona pero no puede pagar un boleto de avión; tiene una oportunidad de negocios fantástica pero necesita un préstamo a corto plazo, o ha tenido un accidente pero no puede pagar la factura del hospital. Inevitablemente, habrá más solicitudes de dinero. "Va a ser una cosa tras otra y tras otra", dice Rege, mientras los delincuentes "centavo a centavo" te quitan todo lo que tienes.

Una estafa romántica comienza finalmente a desmoronarse cuando la víctima se da cuenta de que ha sido estafada o se queda sin dinero. E incluso cuando se interrumpe el flujo de efectivo, los estafadores no desaparecen necesariamente. Pueden recurrir a la extorsión sexual para exprimir más dinero de una víctima y amenazarla, por ejemplo, con publicar fotos o videos comprometedores en un sitio pornográfico.

Las personas que buscan una cita en línea quieren una combinación de "amor, compasión, amabilidad y compañía", dice Rege, y las personas mayores que se están divorciando, ya están divorciadas o son viudas pueden ser especialmente vulnerables a las estafas. A medida que las personas envejecen y ven que los amigos se enferman y mueren, pueden sentir miedo o depresión y comenzar a pensar: “Quiero vivir mi vida al máximo; quiero compañía", dice ella.

¿El consejo de Rege? Sé paciente. Apaga tu dispositivo y conoce a tu nuevo amor en persona en un lugar público para tomar un café o cenar. (Se sabe que los estafadores mienten sobre su falta de disponibilidad y aparentan estar destacados en el extranjero con el ejército o trabajando en una plataforma petrolera).

Si tienes hijos adultos, habla con ellos sobre tu búsqueda de amor en el ciberespacio para que puedan intervenir, si está justificado, antes de que el daño esté hecho. Y no dependas solo de los "amigos" en línea para conectarte socialmente. Únete a un club de lectura, ve a noches de cine o inscríbete en clases de gimnasia para conocer gente en la vida real.

El agente del Servicio Secreto

Chris McMahon, un agente especial del Servicio Secreto, se topa con estafas románticas a diario. Es parte de su trabajo. Se ha reunido con docenas de víctimas de estafas románticas y ha examinado cientos de casos durante las investigaciones de grandes grupos criminales transnacionales.

Pero una víctima en particular se destaca. La mujer perdió más de $1.5 millones en una estafa que se originó en África (muchas estafas románticas se originan en el extranjero). En el transcurso de más o menos un año, envió principalmente transferencias cablegráficas a un hombre que nunca conoció en persona porque "estaba muy convencida de que la relación era real en función de las conversaciones y sintió que estaba obligada a ofrecer la ayuda".

Las solicitudes de efectivo comenzaron pequeñas. Al principio, el estafador pidió dinero para poder viajar a visitarla a Estados Unidos. Luego, necesitó más para resolver problemas con el pasaporte, y luego más para pagar impuestos.

A continuación, un cómplice afirmó que su nuevo amor había sufrido un accidente automovilístico y necesitaba dinero para pagar las facturas médicas. Luego, supuestamente al hombre lo demandaron por el accidente y necesitaba más efectivo.

Se disparó "fuera de control muy rápido", dice McMahon. La víctima "hipotecó su casa dos veces, cobró su 401(k), tomó préstamos personales, pidió dinero prestado a sus amigos. Tomó adelantos de dinero en efectivo con sus tarjetas de crédito. Vendió cosas".

No creas nada que parezca demasiado bueno para ser verdad. Piensa dos veces si la otra parte busca ayuda financiera o es evasiva.

Hoy, la víctima de la estafa romántica tiene gastos mensuales astronómicos, "decenas de miles de dólares para pagar esta deuda". La mujer le pareció una mujer trabajadora y realista que buscaba una relación sólida. "Es horrible", dice.

Los romances en línea falsos pueden avanzar "bastante rápido", pero generalmente siguen un patrón familiar: profesar amor temprano, generar confianza y luego pedir dinero en efectivo. "Buscan personas vulnerables, personas con las que no tienen contacto cara a cara", dice McMahon. Algunas víctimas se sienten solas, han tenido malas relaciones en el pasado o han sufrido algún trauma. Hay quienes en el perfil en línea dicen que son viudos, o nuevos en citas o que nunca se casaron.

"Otras veces, simplemente se convierte en un juego de números", con estafadores que utilizan guiones escritos para llegar a varios blancos —alrededor de una docena a la vez— con la esperanza de que alguien caiga en la trampa. Algunas personas no muerden el anzuelo o sospechan cuando el estafador se niega a reunirse en persona o a hablar por videollamada. Sin embargo, otros creen en los estafadores cuando dicen "no veo la hora de tenerte en mis brazos" o "nos casaremos pronto".

¿El consejo de McMahon? "En primer lugar, no enviar dinero nunca". En segundo lugar, investiga un poco: busca el nombre y número de teléfono de la persona en Google para ver si hay señales de advertencia.

Si crees que te están estafando, guarda las notas e informa de tus sospechas a la plataforma en línea donde se conocieron y a la policía local, al Internet Crime Complaint Center (IC3, Centro de Quejas de Crímenes en Internet —en inglés—) del FBI o a la oficina más cercana del Servicio Secreto.

Estos son los consejos de la FTC para estar seguro en las citas en línea

  • Nunca envíes dinero o regalos a alguien que no hayas conocido en persona.
  • Habla con alguien de tu confianza sobre un nuevo interés romántico. En la emoción sobre lo que se presenta como una relación incipiente, las personas pueden no ver las cosas que no cuadran. Presta atención si tus amigos o familiares están preocupados.
  • Tómalo con calma. Haz preguntas y presta atención a las respuestas contradictorias. Haz una búsqueda inversa de imágenes en línea para validar su foto de perfil. Si las imágenes están asociadas con el nombre de otra persona o los detalles no coinciden, es una estafa.

La Red contra el Fraude, de AARP, puede ayudarte a identificar y evitar las estafas. Inscríbete para recibir nuestras Alertas de vigilancia, consulta nuestro mapa de rastreo de estafas (en inglés) o llama gratis a nuestra línea de ayuda especializada en fraudes al 877-908-3360 si tú o un familiar sospechan que han sido víctimas de una estafa.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.