Skip to content
 

El tinte de cabello y los alisadores químicos están relacionados con un mayor riesgo de cáncer de mama

Según un estudio de los Institutos Nacionales de la Salud, el riesgo es mayor para las mujeres de raza negra.

Estilista le pinta el cabello a una clienta

GETTY IMAGES

In English | Los tintes permanentes y los alisadores químicos para el cabello pueden estar asociados con un mayor riesgo de cáncer de mama, especialmente para las mujeres negras, según un estudio (en inglés) publicado el 4 de diciembre en la revista International Journal of Cancer.

Investigadores del Instituto Nacional de Ciencias de Salud Ambiental, parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, National Institutes of Health), estudiaron a 46,709 mujeres sin cáncer, de entre 35 y 74 años, durante un promedio de 8.3 años; en ese período, 2,794 de ellas contrajeron cáncer de mama.

Las mujeres negras que usaron tintes permanentes para el cabello con regularidad (es decir, cada cinco a ocho semanas o más) en el año anterior a su inscripción en el estudio tuvieron un riesgo un 60% más alto de padecer cáncer de mama, en comparación con las que no usaron tintes permanentes. Entre las mujeres blancas que usaron tintes permanentes en forma regular el aumento fue del 8%.

El riesgo de cáncer de mama fue también un 31% mayor para las mujeres que usaban alisadores químicos con regularidad, sin importar la raza. Pero los autores del estudio dicen que la relación podría ser más importante para las mujeres negras. El 74% de ellas informaron usar alisadores químicos en el año anterior al estudio, en comparación con el 3% de las mujeres blancas.

El riesgo de cáncer de mama en las mujeres negras

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (en inglés), las mujeres negras mueren de cáncer de mama más frecuentemente que las mujeres blancas, aunque ambos grupos sufren de cáncer en casi la misma proporción. Es menos probable que las mujeres negras reciban el diagnóstico de la enfermedad en sus etapas iniciales, y este grupo tiene mayor probabilidad de que el diagnóstico sea de cáncer de mama triple negativo, una forma agresiva de la enfermedad que usualmente reaparece después del tratamiento.

Los investigadores han sabido durante mucho tiempo que los tintes y los alisadores químicos pueden contener compuestos que potencialmente alteran las hormonas y causan cáncer, lo que podría aumentar el riesgo de cáncer de mama. El carcinógeno formaldehído, por ejemplo, es un ingrediente activo que se encuentra en muchos tratamientos alisadores de queratina.

También se ha encontrado que los productos para el cabello cuya comercialización está orientada hacia las mujeres negras contienen niveles más altos de productos químicos que alteran las hormonas. Los autores del estudio indican que las diferencias en la textura del cabello también pueden influir sobre cuánto tinte usan las mujeres durante la aplicación y qué cantidad se necesita o se absorbe.

Se requiere más investigación para identificar los ingredientes específicos que afectan el riesgo de la enfermedad y examinar mejor la conexión entre el uso del producto y el riesgo de cáncer de mama según los grupos raciales, señalan. En este caso, solo alrededor del 9% de las participantes del estudio eran mujeres negras, y el análisis no incluyó a mujeres de otros grupos raciales, como hispanas o asiáticas.

En una lista de preguntas frecuentes sobre sus hallazgos, los autores indican que los productos químicos para el cabello son, en última instancia, "solo uno de los muchos factores" que influyen en el riesgo de cáncer de mama. Sugieren que las mujeres que usan tintes permanentes consideren cambiar a tintes semipermanentes o temporales (que no están relacionados con un mayor riesgo de cáncer) y tomen medidas de precaución al aplicar el tinte, como usar guantes y enjuagar bien el producto según las instrucciones.