Skip to content

¿Cómo mantenerte sano durante tus viajes?: Consejos para disfrutar de las vacaciones de verano 

 

Razones por las que tu matrimonio podría necesitar un retiro: sí, el sexo es una de ellas

Puedes abordar los 10 motivos más comunes de ruptura con sesiones intensivas.

Un hombre y una mujer en terapia de pareja

Getty Images

In English | ¿Quieres reavivar tu matrimonio o renovarlo completamente? Puede ayudarte un retiro matrimonial.

Los retiros matrimoniales —ya sean privados o grupales— están hechos para ofrecer a los cónyuges que atraviesan por una crisis los instrumentos necesarios para comunicarse mejor. Pero también para superar conflictos y conectarse profundamente, lejos de las preocupaciones del hogar.

No importa cuál sea el formato, las sesiones intensivas permiten que las parejas se enfoquen realmente en su relación y en nada más.

"Lo llamo terapia a velocidad vertiginosa”, dice Israel Helfand, de 66 años, un terapeuta de pareja y familiar certificado que, junto con su esposa, Cathie Helfand, organiza los retiros de Marriage Quest en su granja en la zona rural del norte de Vermont. “Trabajamos mucho durante un período breve y, en la mayoría de los casos, averiguamos si el matrimonio puede sobrevivir y prosperar. Algunas parejas son más felices a la larga si se separan y siguen adelante con sus vidas".

10 razones por las que fracasan los matrimonios

Las personas pueden tener problemas matrimoniales por una variedad de razones. Un estudio del National Center for Biotechnology Information examinó los motivos por los que fracasan los matrimonios (en inglés) y determinó que los siguientes son algunos de los factores más comunes:

1. Falta de compromiso

2. Infidelidad

3. Riñas y conflictos

4. Casarse demasiado jóvenes

5. Problemas financieros

6. Abuso de sustancias

7. Violencia doméstica

8. Problemas de salud

9. Falta de apoyo familiar

10. Diferencias religiosas

Abordar la insatisfacción sexual

Dependiendo del entorno y la duración de la estadía, los retiros matrimoniales cuestan desde varios cientos de dólares hasta $10,000 o más. Por lo general, las parejas trabajan con profesionales capacitados —busca terapeutas con certificación— para aprender a identificar los problemas que afectan su matrimonio, comunicarse de manera eficaz y establecer metas para su relación. Algunos retiros trabajan con una sola pareja a la vez; otros tienen lugar en entornos grupales. Algunos asignan tareas cada noche; otros no. La mayoría duran entre dos y cinco días.

Por ejemplo, un campamento de entrenamiento matrimonial en Allen y Plano, Texas, anuncia que usa más de 120 “juegos y ejercicios interactivos diseñados para ayudar a los participantes a abordar y enfrentar su carga emocional, los daños y los problemas".

Tanika Forestal, una terapeuta familiar certificada en Kokomo, Indiana, recomienda llegar al retiro con una actitud abierta hacia el “aprendizaje y la superación personal”. Con demasiada frecuencia, afirma, los clientes llegan con la esperanza de que el terapeuta solo recomendará cambios para su pareja.

¿Qué deben buscar las personas a la hora de elegir un retiro?

Expertos como Kathy McMahon, fundadora y presidenta de Couples Therapy Inc., que organiza retiros matrimoniales en 32 estados y en Canadá, Irlanda y Australia, sugieren trabajar con profesionales que se especializan en terapia de pareja y que figuren en directorios respetados, como el National Registry of Marriage-Friendly Therapists o la red Gottman Referral Network.

Israel y Cathie Helfand

Cortesía de Scott Metzger

Israel y Cathie Helfand.

Los Helfand reciben a huéspedes en el diminuto pueblo de Cabot, Vermont, en una granja en actividad, con corderos, terneros y gallinas. Su programa de tres días, que incluye 10 horas de trabajo intensivo, cuesta $12,000 los días de semana y $15,000 cuando parte de las fechas coinciden con un fin de semana. Recopilan los antecedentes familiares individuales de cada pareja para ayudar a establecer los objetivos y preparar a las parejas para la experiencia.

Los Helfand, que hablan sin tapujos sobre el sexo, dicen que es un tema que surge con mucha frecuencia. Entre un 60 y un 70% de las parejas han enfrentado algún tipo de infidelidad. Otras tienen problemas de desempeño, disminución de la libido o falta de interés.

El desempeño sexual es un problema común para las parejas, ya que los niveles de testosterona disminuyen a medida que los hombres envejecen y esto puede provocar cambios en la función sexual. Los hombres a menudo son reacios a hablar abiertamente sobre estos cambios.

"Las mujeres pueden simular —y simulan— la excitación sexual y el orgasmo, intercalando unas cuantas exclamaciones de ‘oh’ y ‘ah’, pero los hombres no pueden”, señala Israel Helfand, que también es un terapeuta sexual certificado. “Sus órganos sexuales están expuestos al mundo y tan solo una, dos o tres malas experiencias son suficientes para que se bloqueen sexualmente".

Parte de la tarea de las parejas en el lugar puede ser, por ejemplo, divertirse con una lista de palabrotas, o experimentar con un frasco de aceite que se proporciona durante el ejercicio.

Las experiencias adversas en la infancia también son otro factor importante en las relaciones inestables. Los Helfand utilizan una técnica de psicodrama llamada “el doble”, en la que uno de ellos desempeña el papel de un cliente y actúa como si fuera su voz interior. Esto puede ser útil si una persona está muy enojada.

"Si lo único que son capaces de hacer es culpar, juzgar y acusar, les enseñamos a decir lo mismo de una manera positiva, eficaz y decidida”, explica Cathie Helfand, de 67 años, que tiene títulos en asesoramiento, desarrollo humano y estudios familiares. “Esto también puede ser útil cuando alguien se cierra y no es consciente de lo que siente".

Menos costoso que un divorcio

El concepto de la familia mixta cobra un nuevo significado cuando la terapeuta familiar Forestal describe el enfoque que utiliza con sus clientes en su retiro matrimonial, en una zona rural de Indiana.

Tanika Forestal

Cortesía de Tanika Forestal

Tanika Forestal.

"Independientemente del color de la piel y del origen étnico, toda relación siempre es multicultural”, explica. “Cada persona proviene de una familia de origen distinto, y cuando dos personas se juntan bajo el mismo techo, cada una trae consigo su cultura".

Eso significa que las parejas pueden expresar y comunicar su amor y su desilusión de maneras distintas y desconectadas entre sí.

Forestal es la fundadora de Relationship Rescue Academy, donde los precios de los retiros oscilan entre $3,200 y $6,500 por estadías de dos a cinco días. Los clientes que se inscriben en un retiro de más de dos días también reciben cierta atención individualizada.

Si bien los retiros no son baratos, “invertir en tu matrimonio siempre es mucho menos costoso que un divorcio”, dice Forestal. “Por lo general, nos casamos con la idea de que va a ser un compromiso para toda la vida; por eso, vale la pena salvar el matrimonio".

Identificar y resolver los desafíos

A decir verdad, algunos problemas jamás desaparecen. Los retiros pueden ayudar a las parejas a navegar y profundizar sus conversaciones en torno a esos problemas y ayudarlos a resolver los que pueden ser eliminados, explica McMahon, de Couples Therapy Inc.

Los retiros de dos días y medio de Couples Therapy Inc. cuestan entre $2,500 y $5,000, dependiendo de la experiencia del psicoterapeuta certificado encargado de la terapia.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Antes de viajar, los clientes completan una evaluación extensa por separado que se llama “The Big, Big Book” (el gran, gran libro) e incluye entre 800 y 1,000 preguntas sobre temas como la negociación de tareas o los desafíos de la crianza de los hijos o los nietos.

"Usamos un enfoque basado en la ciencia”, dice McMahon, de 65 años, una psicóloga clínica.

Un nuevo tema de conflicto durante el pasado año ha sido la política que rodea el coronavirus.

McMahon dice que ha trabajado con parejas que “siempre han tenido diferencias políticas, pero ningún problema que tuviera que ser abordado de inmediato. Solían reírse sobre cómo se anulaban el uno al otro durante las elecciones, pero cuando se trata de algo tan serio como enfermarse o morir, ya no pueden ignorar sus diferencias".

La función del líder del retiro es conseguir que las parejas conversen —extensamente— sobre ellos mismos en lugar de sobre su pareja, y evitar “abrumarse emocionalmente", según describe McMahon.

"De esta manera, ambos profundizan en lugar de permanecer atrapados en las discusiones estereotípicas”, explica. “Se preguntan: ‘¿Por qué esto es tan importante para mí? ¿Por qué estoy dispuesto a pelear por esto?'"

Las largas horas de terapia conversacional, los ejercicios y, en algunos casos, la tarea cada noche, requieren mucho esfuerzo, y ese esfuerzo puede ser agotador.

Cathie Helfand dice: “Lo más importante es estar bien descansados y mantener la mente y el corazón abiertos. Así se consiguen los mejores resultados".

Robin L. Flanigan colabora con artículos sobre salud mental, educación y temas de interés humano para varias publicaciones nacionales. Trabajó como reportera para diversos periódicos y sus escritos también se publicaron en People, USA Today y Education Week. Es autora del libro infantil M is for Mindful.

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.