Skip to content
 

Bonnie Raitt tiene algo de qué hablar

Después de obtener un Grammy por su trayectoria artística, la roquera comparte con AARP lo que la mantiene más fuerte que nunca.

Una gráfica de Bonnie Raitt.

Photo Illustration by Ryan Olbrysh (Amy Sussman/Getty Images)

In English

En las notas del nuevo álbum de Bonnie RaittJust Like That, ella menciona a 14 personas que adora y que fallecieron en los últimos años, desde colegas musicales como John Prine hasta su sobrino, Miles Raitt. Las causas varían desde cáncer hasta COVID. Pero las canciones que escribió acerca de su angustia no podían ser más optimistas, personificadas por un vehemente estribillo en el que ella declara: “I’m living for the ones who didn’t make it” (Estoy viviendo por los que no sobrevivieron).

“En realidad, empiezo cada día pensando: '¡Hoy tengo otra oportunidad!'”, dijo Raitt por teléfono desde su casa en el condado de Marin, California. “Voy a vivir esta vida por los que no tuvieron esa oportunidad”.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


A sus 72 años, la actitud desafiantemente optimista de Raitt refleja toda una vida impulsada por los movimientos de justicia social en los que ha estado involucrada durante décadas, así como por un legado musical que ha demostrado ser lo suficientemente perdurable para haber alcanzado un nuevo logro recientemente. Este año pasado marcó medio siglo desde que Raitt lanzó su álbum homónimo de debut, una proeza que los Grammys reconocieron esta semana al darle uno de sus premios más deseados: un premio por su trayectoria artística. 

​AARP habló con Raitt acerca de su gran premio, de qué la mantiene motivada y de por qué trata cada espectáculo como si fuera la noche de apertura.

Bonnie Raitt asiste a la 64ª Entrega Anual de los Premios Grammy en el MGM Grand Garden Arena el 3 de abril de 2022 en Las Vegas, Nevada.

Frazer Harrison/Getty Images for The Recording Academy

Bonnie Raitt asiste a la entrega anual número 64 de los premios Grammy en el MGM Grand Garden Arena el 3 de abril del 2022 en Las Vegas, Nevada.

¿Qué significó para ti ganarte este premio de los Grammys en particular?​​

Es un honor porque la organización Grammy cambió mi vida. Después de que gané el álbum del año, y todos los demás Grammys, en 1990, de pronto tuve más opciones. Podía presentarme con un nivel distinto de músicos. Podía recaudar mucho más dinero para la Fundación Rhythm and Blues, las causas sobre los derechos de los pueblos indígenas de EE.UU., No Nukes y las causas del medioambiente. Y cuando abría la boca, la gente hasta imprimía lo que yo decía. El que ellos me dieran este premio es especialmente maravilloso, porque no solo es por mi música. Creo que también es por quién soy en la comunidad. No es por ventas récord; de eso estoy segura. 

Cuando alcanzaste la fama hace tres décadas, ya tenías 40 años, lo cual es joven para el ciclo de vida pero viejo para el mundo pop. ¿Te preocupaba eso en ese entonces?

Voy a usar terminología de Broadway aquí: si interpretas el papel de la ingenua o de la dama principal, es más difícil envejecer con dignidad. La prensa empieza a criticarte tan pronto subes tres libras. Pero cuando eres el equivalente a una actriz de carácter, que es lo que diría que soy yo, envejeces de una manera más aceptada. Creo que mis admiradores se hubieran quedado conmigo incluso si me viera como Matusalén.

Uno de tus primeros ejemplos musicales fue la sabia cantante de blues Sippie Wallace. Presentaste sus obras a toda una nueva generación mediante tus versiones de su música, así que también ayudaste a darle a Sippie una carrera especialmente larga. De todas las grandes mujeres de blues, ¿qué te atrajo a ella en particular?

Ella tenía una verdadera actitud. Y yo quería transmitir los mensajes de sus canciones a todo el mundo, como en “You Got to Know How” y “Women Be Wise” (enlaces en inglés). Me encantaba su sentido del humor. Era una mujer que decía los cosas como eran. Nos fuimos de gira juntas por todo el mundo, y me contó historias sobre su vida y me dio consejos basados en ellas. Era como tener una tía sabia ; ¡como si Sophie Tucker asesorara a Bette Midler!

Al lanzar nueve álbumes antes de tu gran logro comercial, la gente ha llegado a verte como un símbolo viviente de resistencia. ¿Es ese un papel que disfrutas?

Esa es una parte inevitable de perdurar y mantener tu trabajo variado. Mis héroes son gente como B.B. King, Tony Bennett y Betty White. Realmente los admiraba por su perseverancia. Pero la verdad es que sentí que tuve éxito la primera vez que la gente pagó para verme en un club. 

¿Por qué crees que tu carrera ha durado tanto?

Mi papá [la estrella musical de Broadway John Raitt] me dijo: “Trata cada espectáculo como si fuera la noche de apertura y la gente regresará a verte la próxima vez”. Me gané a mi audiencia. Creo que si solo lo estás haciendo para pagar las cuentas, la gente va a sentir eso. Mi carrera ha durado tanto porque los fanáticos saben que lo hago con entusiasmo. 

En el nuevo álbum, dejas más claro que nunca tu entusiasmo al escribir más canciones de lo usual. ¿Por qué crees que te llegaron más canciones esta vez?

Simplemente tenía más ideas. Y quería escribir sobre lo que he pasado en el último par de años, al perder a tanta gente.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Bonnie Raitt (izquierda) y John Prine actúan en el escenario durante los premios Americana Honors & Awards en el Auditorio Ryman el 11 de septiembre de 2019 en Nashville, Tennessee.

Terry Wyatt/Getty Images for Americana Music Association

Bonnie Raitt (izquierda) y John Prine se presentan juntos en el escenario durante el 2019 Americana Honors & Awards en Ryman Auditorium el 11 de septiembre del 2019 en Nashville, Tennessee.

Uno de los amigos que perdiste fue John Prine, a causa de COVID. Has interpretado su canción “Angel from Montgomery” en todas las giras desde que la grabaste en 1974, lo que la ha hecho la canción de más tiempo en tu carrera en vivo. ¿Por qué esa canción ha perdurado tanto para ti?

Es una obra maestra. Es una invocación tan increíble de lo que es estar en un matrimonio que no te alimenta. Cuando yo tenía 23 años y empezaba a cantarla, yo era una mujer distinta. Esa época era el principio del movimiento feminista, y yo no tenía ninguna intención de casarme ni tener hijos. Pero después, recuerdo pensar que nunca me quedaría en un matrimonio que se sintiera muerto o estancado. 

De hecho, nunca te has casado y también has elegido no tener hijos. ¿Por qué el no tener hijos fue la decisión correcta para ti?

Nunca sentí ese llamado. Y cuando tuve la oportunidad de dedicarme a la música para ganarme la vida, sentí que no iba a haber suficientes ingresos para tener hijos. Para tomarlo en serio, tendría que alejarme de las giras. Y no quería tener que depender de nadie en un matrimonio para pagar mis cuentas. Así que tomé la decisión de ser una mujer con una carrera y continuar esa ruta. Y realmente me gusta el estilo de vida.

Es raro que a alguien le guste un estilo de vida que involucre ir de ciudad en ciudad durante décadas. Robbie Robertson una vez dijo la famosa frase: “La carretera te matará”.      

Si no te gusta viajar y estar en la carretera, probablemente no deberías hacer esto. ¡A mí siempre me encantó! Me encanta despertarme en una ciudad diferente. No es agotador para mí. En verdad me siento bien en ese entorno. Probablemente el mayor reto es dormir lo suficiente. Pero me mantengo estable con mi práctica de yoga y con una alimentación sana

En ese sentido, escribiste una canción en el nuevo álbum, “Waiting for You to Blow”, acerca del temor a tomar una decisión de salud particularmente mala: potencialmente perder la sobriedad. Pero no has bebido por más de 30 años. ¿Por qué escribir esa canción ahora?

Cuando estás sobrio por un tiempo, y has madurado, extrañas la sensación despreocupada cuando podías ir a muchas más fiestas o enamorarte con más intensidad, o simplemente cuando las cosas eran más sencillas. “Waiting for You to Blow” era algo que quería escribir desde hace tiempo, no relacionado con el abuso de substancias, sino con la forma en que el pequeño diablo en tu hombro te dice que racionalices algo, que dejes las cosas para después o que traspases los límites de tu dieta o tu programa de ejercicios. Fue divertido escribir sobre algo así de polémico. 

Otras dos canciones que escribiste para el álbum se basaron en acontecimientos reales. “Down the Hall” fue inspirada en una historia del New York Times acerca de un programa de hospicio en la prisión. Y la canción principal, “Just Like That”, salió de un reportaje de noticias locales sobre cómo un trasplante de órganos conectó a dos familias. Ambas son historias muy inspiradoras. ¿Qué te atrae de eso?

En este momento de mi vida, cuando veo historias de personas que se sacrifican por otros, eso me conmueve. Me criaron con esos valores. Ya que los últimos dos años y medio causaron estragos en todo lo relacionado a la normalidad y comodidad que tenemos, era aún más importante recordar a la gente sobre la bondad del espíritu humano. Eso es lo que nos motiva a seguir adelante.

Jim Farber es un escritor colaborador que trabajó como crítico musical del New York Daily News durante 25 años. Escribe para AARP, The New York Times y The Guardian, y ha ganado dos veces el Premio Deems Taylor de la ASCAP Foundation al mejor texto en materia de música en Estados Unidos.