Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Cómo hacer un spa en el hogar, masajes, faciales y más Skip to content
 

Mímate con una noche de spa que puedes hacer tú misma

Relájate y revitalízate con este régimen mensual en el hogar.

Velas y aceites en una bandeja de un salón de masajes

GETTY IMAGES

In English | ¿Quién tiene el tiempo o el dinero para limpiezas faciales, tratamientos de acondicionamiento o incluso una pedicura profesional para raspar la planta de los pies en salones especializados? Lo único que realmente necesitas es una aventura de una noche contigo mismo una vez al mes (y sí, unos cuantos productos a bajo precio) para purificar, tratar a fondo y restaurar tu amor propio. Te explicamos cómo hacerlo.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


1. Prepara la escena nocturna. Es verdad, no estás en Canyon Ranch (ni siquiera en tu spa diurno local), pero de seguro puedes imitarlo en tu propio baño fresco y organizado. Este es tu tiempo personal, así que nada de interrupciones de tu pareja, perro o gato. Primero, deshazte del desorden. Ilumina velas o al menos reduce el brillo de las luces, escucha música reconfortante (desde oleaje oceánico y lluvia hasta Willie Nelson y Etta James). Agarra tu bata más cómoda, las toallas más suaves y algunas toallitas limpias. Prepárate una jarra de agua fría con rebanadas de limón y menta o pepino para beber a sorbos. Después elimina todos los prejuicios de tus supuestos desperfectos. Estás a una o dos horas de lograr la serenidad y una renovación de belleza.

Mujer en una bañera

GETTY IMAGES

2. Hazlo a tu manera. Personaliza cada sesión de "spa". Si te encantan los baños en tina, aplica mascarillas para la cara y el cabello antes de esa inmersión de ensueño y quizás termina enjuagándolas con agua limpia debajo del grifo de la tina. ¿Prefieres la ducha? Aplica las mascarillas y déjalas trabajar mientras lees un libro, escribes en un diario o sueñas despierto antes de lavarlas. Adapta el horario, la agenda y los productos para ajustarlos a tus necesidades del momento.

3. Aplícate en abundancia una mascarilla para el cabello (también conocida como acondicionador profundo) lo antes posible. Usa un peine de dientes anchos para distribuir suavemente la mascarilla o el aceite de manera uniforme. Después déjalo "hornear" bajo un turbante o gorro de ducha de plástico. Tienes tres opciones:

  • Si tu cabello ha sido tratado con químicos (teñido, con rayitos, relajado o alisado) y es frágil o delgado, aplicarse un tratamiento fortalecedor antes del champú para reparar el cabello, como Olaplex Hair Perfector ($28, sephora.com) o Redken pH Bonder Post-Service Perfector ($16, ulta.com), sobre el pelo seco te evitarás el cabello quebradizo y las reparaciones costosas.
  • Si tu cabello está opaco o seco, aplica aceite de oliva o de coco (¡directamente de la cocina!) como una "mascarilla" para restaurar el brillo y la suavidad. Aplícalo en abundancia sobre el cabello completamente seco —no mojado— ya que el agua repele al aceite y tendrás cero beneficios.
  • Si tu cabello es crespo o está dañado, una mascarilla en crema superhumectante, como Garnier Whole Blends Nourishing Hair Mask with Avocado Oil & Shea Butter ($6, target.com) o L'Oreal Paris EverCreme Renourishing Butter ($10, ulta.com), puede suavizar el pelo y recuperar un aspecto saludable. Las cremas funcionan mejor en el cabello que está mojado pero no empapado. Enjuaga el cabello debajo del grifo abierto, prensa con una toalla para absorber el exceso de agua y después aplica la crema.
Mujer con una mascarilla en la cara en un salón de masajes

GETTY IMAGES

4. Usa una mascarilla de papel. Esta mascarilla, infundida con ingredientes benéficos y presentada con orificios para los ojos, la nariz y la boca, es una solución económica y sin líos. Aplica al rostro sin maquillaje, recién lavado.

  • Si tienes un aspecto cansado, una mascarilla con ácido hialurónico, como Neutrogena Hydro Boost Hydrating Sheet Mask ($3, target.com) o TonyMoly Master Lab Hyaluronic Sheet Mask ($4, ulta.com), rellena las arrugas para darle un acabado vital y refrescante.
  • Si tu piel es temperamental, tiene acné o está sucia, una mascarilla exfoliadora con carbón, como Garnier SkinActive Super Purifying Charcoal Sheet Mask ($2.50, target.com) o Yes to Tomatoes Detoxifying Charcoal Paper Mask ($3, ulta.com), limpia profundamente y aclara.
  • Si tu rostro se siente delicado o le falta resplandor, una mascarilla hidratante basada en extractos botánicos, como Pond's Hydrate + Glow Sheet Mask ($2.50, target.com) o Leaders Aloe Soothing Renewal Mask ($5, ulta.com), suaviza y repara el brillo.

5.  Aplica una mascarilla desechable para ojos. Si tienes los ojos hinchados, ojerosos o fatigados, una mascarilla con cafeína, pepino o raíz de regaliz, como Yes to Coconut Energizing Coffee Super Eye Mask ($3, ulta.com) o Soap & Glory Puffy Eye Attack Under-Eye Brightening Hydrogel Patches ($5, target.com), los revitaliza. Puedes usarlas debajo de tu mascarilla facial, ¡o hasta dormir con ellas! Estas son más potentes que los remedios de la abuela de bolsa de té y rebanada de pepino, y puedes mantener los ojos abiertos mientras funcionan.

6. Dales a las manos una transformación con amor y cariño. Antes de meterte a la tina o la ducha, lima y moldea tus uñas secas; una vez que se mojan son más propensas a quebrarse o partirse. Lima en un solo sentido (¡no aserrado!) en un lado hacia el centro, después el otro lado, y las puntas al final. Al final de la noche, dales un masaje a las manos y las cutículas con una crema sustanciosa para manos que contenga manteca de karité y aceites botánicos, como SkinFix Ultra Rich Hand Cream ($10 target.com), Soap & Glory Hand Food ($10, target.com). O prueba un bálsamo grueso con petrolato, como Vermont's Original Bag Balm Skin Salve ($8, target.com) o Aquaphor Healing Ointment ($5, target.com), para sellar la humedad.

Pies de una mujer en una vasija de masajes

GETTY IMAGES

7. Agradece a tus pies con mascarillas de calcetines. Cada pie adolorido, escamoso y calloso tiene 26 huesos, además de músculos, tendones y ligamentos. Ya que las uñas de los pies son gruesas, son más fáciles de cortar y limar cuando se suavizan primero en una tina o ducha, así que guarda este paso para después. Sigue el ritual con un masaje para pies. Usa los pulgares en movimientos circulares para presionar los arcos, los dedos grandes del pie, los dedos pequeños del pie, el antepié y los talones. Ponte mascarillas de calcetines infundidas con manteca de karité y un ácido exfoliador como extracto de manzana. Prueba PediSpa Intensive Moisturizing Foot Mask ($10, target.com) o Que Bella Intensive Foot Mask ($5, target.com).

8. Relájate en un baño de tina cálido (pero no muy caliente). Simplemente agrega dos tazas de sales minerales, como Epsom Soothing Lavender Bath Salt for Soaking ($4, target.com) o Dr. Teal’s Pink Himalayan Mineral Soak with Pure Epsom Salt & Essential Oils ($5, target.com). Las sales de baño, ricas en magnesio, ayudan a reducir la retención de agua que inflama los senos, el estómago y los tobillos, a la vez que alivia los músculos adoloridos.

9. Enjuágate o báñate y huméctate. Usa champú y acondicionador al final para eliminar el residuo de mascarilla en exceso. Aplica un humectante del cuerpo mientras la piel está húmeda. Una crema sustanciosa pero que se absorbe rápido, como The Body Shop Mango Body Yogurt ($15, thebodyshop.com) o un aceite como Neutrogena Body Oil Light Sesame Formula ($10, ulta.com), penetra la piel sin dejar la sensación pegajosa. No olvides cortar y limar las uñas de los pies ahora, mientras están suaves.

10. Mantente relajado para una buena noche de ensueñoApaga tu celular y tu computadora, y orienta la cara al lado opuesto de la alarma digital. Prueba algo de meditación para centrarte, mantén la recámara a una temperatura fresca; ¡y cerciórate de apagar todas esas velas relajantes!

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.