Skip to content
 

¿Por qué razón se retienen fondos de preautorización cuando compras gasolina?

Las gasolineras agregan un importe de manera temporal a las tarjetas de crédito y débito para protegerse del fraude.

Mano de una persona introduce una tarjeta de crédito al lector de un distribudor de gasolina

aabejon/E+/Getty Images

In English

El impacto por el precio de la gasolina no es la única sorpresa que encaran los consumidores cuando llenan el tanque del auto. Si utilizas una tarjeta de crédito o débito para el pago, es posible que te sorprenda saber que se añade un monto de preautorización a la tarjeta de crédito o débito. Es una práctica común de las gasolineras, pero que muchos consumidores desconocen. Debido al aumento vertiginoso en los precios de la gasolina, el bloqueo de los fondos de preautorización podría limitar temporalmente tu poder adquisitivo o hacerte incurrir en cargos por sobregiro dependiendo de cuánto llenes el tanque.  

¿Por qué hacen esto las gasolineras?  

El propósito de la preautorización es proteger a la gasolinera del fraude. El comerciante no sabe cuánta gasolina vas a bombear y quiere asegurarse de que tengas suficiente crédito para cubrir la transacción. El monto de la preautorización es a discreción de la gasolinera.  

¿Cómo funciona la preautorización? 

Te estacionas al lado del surtidor de gasolina y deslizas la tarjeta de pago. Se envía a la entidad emisora de la tarjeta de crédito una solicitud por una cantidad predeterminada, que puede ser más que el importe de la compra. La cantidad reservada para la preautorización varía desde tan solo $1 a más de $100. En algunos casos, se muestra la cantidad retenida en la terminal de pago.  

La gasolinera podría retener $50 cuando autoriza la compra de $20 de gasolina con la tarjeta. Los precios de la gasolina han aumentado un 46% en el último año, por lo tanto, es posible que la cantidad retenida sea aún mayor. Las gasolineras quieren facilitarte todo lo posible la compra de gasolina. Si reservan una cantidad demasiado baja, es posible que tengas que efectuar más de una transacción para llenar el tanque, y esto podría ser frustrante. “Añaden un cargo a tu tarjeta para permitirte bombear hasta esa cantidad porque desconocen el importe de la transacción”, indica Patrick De Haan, jefe de análisis de petróleo en GasBuddy. “Es más inconveniente tener que efectuar dos transacciones diferentes”.  

Es importante tener en cuenta que, cuando las gasolineras fijan la cantidad de la preautorización, las empresas de las tarjetas determinan cuánto tiempo permanecerá bloqueada la cantidad en tu cuenta. El bloqueo de los fondos puede durar hasta 72 horas.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


¿Por qué es problemático? 

La preautorización no es un gran inconveniente si tienes suficiente crédito en la tarjeta de crédito o efectivo en el banco. Se convierte en un problema cuando limita temporalmente tu poder adquisitivo o te causa moras de pago. 

Supongamos que tienes un límite de crédito de $1,000 en tu tarjeta de crédito y que tienes un saldo de $850. Si compras $50 de gasolina y el monto de la preautorización es de $50, solo te quedarán $50 para compras hasta que se desbloqueen los fondos.

En el caso del titular de una tarjeta de débito, esto crea una situación de sobregiro si no tiene suficiente efectivo en el banco para cubrir la gasolina y la preautorización. Eso tiene como resultado un cargo adicional para obtener gasolina. Si no tienes protección de sobregiro, se denegaría la transacción si no dispones de suficiente efectivo para cubrir la cantidad reservada. 

Si deseas evitar que se reserven fondos de preautorización o reducir al mínimo su impacto, haz lo siguiente: 

  • Paga en efectivo.
  • Utiliza una tarjeta de crédito, en lugar de una tarjeta de débito. 
  • Paga en la tienda e ingresa el número de identificación personal (PIN) de la tarjeta de débito. Los fondos se desbloquean de manera casi instantánea una vez que se completa la transacción. Es posible que se te impida comprar gasolina de todos modos si la cantidad de fondos reservados es demasiado alta.

Donna Fuscaldo es una escritora y editora colaboradora especializada en finanzas personales y salud. Lleva más de dos décadas escribiendo y cubriendo noticias para varias publicaciones nacionales, como The Wall Street Journal, Forbes, Investopedia y HerMoney.