Skip to content
 

Saborea la primavera con una pierna de cordero asada

En su nuevo libro, la copresentadora del programa "The Chew", Carla Hall, adopta comidas reconfortantes de todas las culturas.

In English | En su nuevo libro, la copresentadora del programa "The Chew", Carla Hall, adopta comidas reconfortantes de todas las culturas.

Foto de Carla Hall

Frances Janisch

Carla Hall, chef del programa "The Chew", recuerda la cena de Pascua que preparaba su abuela y nos brinda su propia versión —con unas cuantas especias más— de una comida reconfortante.

Cada cultura tiene su propia comida reconfortante —alimentos que alientan y sustentan el alma—. Personalmente, tengo muchos recuerdos que asocio con alimentos de mi niñez en Nashville, Tennessee.

Cada Domingo de Pascua, mi abuela preparaba la cena y nos reuníamos en su casa —todos mis tíos y primos maternos, y de vez en cuando algunas amistades muy cercanas a la familia—.

Mi abuela servía un asado con judías verdes y papas y pan de maíz, y un montón de postres, porque eso es lo que hacen las abuelas sureñas. Me encanta elaborar asado de cordero, pero me agrada añadir especias griegas —hinojo y canela y bastante ajo—.

Eso es lo bueno de las especias. Puedes viajar a cualquier parte del mundo con solo añadir distintas especias a un plato. Vamos a suponer que estemos preparando un pollo con salsa espesa de leche; si eliminas la leche y agregas pimentón y crema agria, podrías estar en Hungría. O si agregas crema y vino y mostaza Dijon, podrías estar en Francia.

La comida reconfortante es cualquiera que te sea familiar. Se trata de compartir una comida. Al fin y al cabo, todos somos muy parecidos.

Carnero con arbejas

Hall disfruta elaborar un cordero asado con hinojo, canela y bastante ajo. — Kat Teutsch (estilista gastronómica: Mariana Velásquez; estilista de utilería: Sarah Cave)

Pierna de cordero asada con hinojo

Rinde 10 porciones

  • 2 cucharadas de aceite de oliva extravirgen
  • 1 cucharada de hojas de orégano fresco, picadas finamente
  • 1 cucharada de menta fresca, picada finamente
  • 1 cucharadita de canela
  • 2 cucharaditas de semillas de hinojo molidas
  • 10 dientes de ajo: 4 picados, 6 machacados
  • Sal y pimienta negra
  • Pierna de cordero deshuesada de 4 1/2 libras, en corte mariposa
  • 2 cebollas amarillas medianas, cortadas en rodajas finas
  • 1 bulbo de hinojo, el tallo picado y el bulbo cortado en rodajas finas

  • 2 hojas de laurel
  • 1/4 taza de caldo de pollo
  1. En un tazón pequeño, combina el aceite, orégano, menta, canela, semillas de hinojo, ajo picado, 2 cucharaditas de sal y 1/2 cucharadita de pimienta. Frota sobre el cordero, tapa y refrigera por lo menos 2 horas. Deja alcanzar la temperatura ambiente antes de cocinar.
  2. Precalienta el horno a 450°F. Esparce la cebolla, bulbo y tallo de hinojo, hojas de laurel y ajo machacado en una fuente para asar; sazona con sal y pimienta. Coloca una rejilla sobre las verduras. Agrega el caldo a la fuente. Coloca el cordero sobre la rejilla y asa por 20 minutos.
  3. Rebaja la temperatura del horno a 350°F y sigue asando hasta que la temperatura del cordero alcance los 150°F. Desecha las hojas de laurel. Deja reposar el cordero por 15 minutos antes de cortar en tajadas y servir.

Nutrientes por porción: 390 calorías, 41 g de proteína, 6 g de carbohidratos, 2 g de fibra, 22 g de grasa, 137 mg de colesterol, 492 mg de sodio.

Salsa de yogur con pepino

Rinde 10 porciones

  • 1/2 pepino sin semillas, pelado y picado finamente
  • 1/2 taza de yogur natural de leche entera
  • 1/2 taza de crema agria
  • 1 diente de ajo, picado
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 1 cucharadita de cáscara de lima recién rallada
  • Sal kosher y pimienta negra

En un tazón, revuelve y mezcla el pepino, yogur, crema agria, ajo, comino y ralladura de lima. Sazona al gusto con sal y pimienta. Deja reposar por lo menos 1 hora o refrigera en un recipiente hermético por hasta 1 día. Revuelve bien antes de servir.

Nutrientes por porción: 37 calorías, 1 g de proteína, 2 g de carbohidratos, 0.5 g de fibra, 3 g de grasa (2 g de grasa saturada), 12 mg de colesterol, 60 mg de sodio

Guisantes con mantequilla y estragón

Rinde 10 porciones

  • 4 cucharadas de mantequilla sin sal, divididas
  • 1/2 taza de chalotes picados
  • 1/2 cucharadita de sal kosher
  • 4 tazas de guisantes frescos cocidos o guisantes congelados, ya descongelados
  • 4 cucharaditas de hojas de estragón fresco, picadas finamente, más hojas enteras para adornar
  • 1 cucharadita de hojas de tomillo fresco, picadas
  • 2 cucharaditas de cáscara de limón recién rallada
  • 1/3 taza de agua
  1. En una sartén grande, derrite 2 cucharadas de mantequilla a fuego medio-lento. Agrega los chalotes y 1/2 cucharadita de sal. Cocina, revolviendo, hasta que los chalotes estén apenas translúcidos, aproximadamente 1 minuto. Agrega los guisantes, baja el fuego a lento, y cocina, revolviendo, hasta que se calienten.
  2. Agrega el estragón picado, tomillo, ralladura de limón, agua y las 2 cucharadas de mantequilla restantes a la sartén. Cocina, revolviendo, hasta que los guisantes se glaseen, unos 3 a 5 minutos. Adorna con las hojas enteras de estragón y sirve inmediatamente.

Nutrientes por porción: 94 calorías, 3 g de proteína, 10 g de carbohidratos, 3 g de fibra, 5 g de grasa (3 g de grasa saturada), 12 mg de colesterol, 99 mg de sodio

También te puede interesar:

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO