Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Una guía al histórico Harlem

Haz un viaje en metro desde el centro de la ciudad hasta este vecindario.

Apollo Theater, en Harlem, Manhattan, Nueva York.

Peter Bennett / Danita Delimont / Alamy

El histórico Apollo Theatre.

In English | No soy muy de aplaudir, de alabar, o de decir “amén”, pero el espíritu en la Harlem’s Abyssinian Baptist Church realmente me conmovió. Robert, un antiguo compañero de la universidad, quien vive en la ciudad de Nueva York, originario del sur, asiste a esta histórica iglesia de color, y me invitó al servicio de adoración para los feligreses habituales a las 9 a.m. (los turistas solo pueden asistir al servicio de las 11:30 a.m., pero llega temprano para que encuentres asientos). Dos horas más tarde, salimos del sermón llenos de energía.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Ritmos como el gospel, jazz, afrobeat, y hasta salsa, componen la banda sonora de este sector del Upper Manhattan, que por lo general va del norte de Central Park a la 155th Street. Es una línea recta desde el centro de la ciudad hasta este vecindario, son unos 30 minutos en el metro. Con su ritmo característico, particularmente los domingos, cuando las canciones de alabanza se escuchan en muchas de las 400 casas de culto, atraen tanto a los feligreses habituales como a visitantes de todo el mundo.  

Lo que comenzó como una villa holandesa en el siglo XVII, en los años 20 y 30 se convirtió en el centro de la cultura negra, cuando la música, el arte, la literatura y el activismo cogieron auge, a esta época se le conoció como el Renacimiento de Harlem. Josephine Baker, Duke Ellington, W.E.B. Du Bois y Jacob Lawrence vivieron o pasaron por allí. Un paseo por el centro de Harlem es como recorrer un libro de historia, grandes personajes en cada esquina y lugares donde ocurrieron acontecimientos trascendentales.

Desde la iglesia Abyssinian, es solo una cuadra hasta Striver's Row, un área aristocrática de casas urbanas del siglo XIX que, una vez que los blancos abandonaron la zona, se pusieron a disposición de los afroamericanos de una movilidad social ascendente, o "strivers" (luchadores), incluidos Scott Joplin, Eubie Blake y W.C. Handy. Hoy en día está protegida, y es parte del distrito histórico de St. Nicholas.

De vuelta a Lenox Avenue, la avenida principal de Harlem, también conocida como Malcolm X Boulevard, nos fuimos hacia el sur. Allí algunas iglesias se parecen a la Abyssinian, grandes y elaboradas con vidrieras y un estilo neogótico, pero la mayoría son como escaparates en el paisaje minorista y único de Harlem: bodegas, quioscos de discos de música emergente, textiles de África Occidental, y cafés bohemios.  

Para el almuerzo, quería comida tradicional afroamericana, conocida como “comida soul”. Nos sentamos en la barra del restaurante Sylvia’s, fundado en 1962 por Sylvia Woods, "la reina de la comida soul". Robert comió pollo con wafles bañados en mantequilla. Mi bagre, empanado con harina de maíz, y huevos fritos, fue el plato perfecto para un domingo. Si hubiésemos decidido ser “cool” en lugar de “clásicos”, podríamos haber caminado una cuadra más hasta Red Rooster, donde sirven la versión de comida casera del famoso chef Marcus Samuelsson.   

Malcolm se encuentra con Martin donde se cruzan las carreteras principales norte-sur y este-oeste de Harlem: 125th Street, también llamada Martin Luther King, Jr. Boulevard, donde se encuentra el histórico Apollo Theater. Muchos músicos, como Ella Fitzgerald o Jimi Hendrix, tuvieron avances en su carrera gracias al célebre escenario. 

Nuestro paseo terminó frente en una estatua de Duke Ellington y su piano de cola. Nos fuimos al centro de la ciudad, pero creo que solo conocí la superficie de este vecindario culturalmente rico. No te preocupes, me dijo Robert: "puedes tomar el tren A de vuelta".

Personas en el bar de jazz Minton's Playhouse en Harlem, Nueva York.

William Gottlieb | Jack Vartoogian/Getty Images 

Músicos en la Minton's Playhouse entre el 1940 y el 2012.

Lugares que no te puedes perder en Harlem:

Hamilton Grange. El padre fundador, Alexander Hamilton, vivió en esta casa de estilo federal cuando Harlem era un sector rural. Ahora la casa le pertenece al National Park Service, y puedes recorrerla gratuitamente; abierta de miércoles a domingo.

Minton's Playhouse. Establecido en 1938 por el saxofonista Henry Minton, este club nocturno dice ser el lugar de nacimiento del jazz moderno, o “bebop”. Estrellas como Thelonious Monk, Charlie Parker y Billie Holiday se han presentado allí. Reserva una mesa para ver las leyendas del jazz y sus jóvenes promesas.  

Langston Hughes House. El poeta vivió en esta casa de hilera, localizada en la 20 East 127th St., durante los últimos 20 años de su vida. Puedes ver su máquina de escribir y su piano en el salón. La entrada es gratis, aunque se sugiere una donación de $5; abierto martes, jueves y sábado.   

Apollo Theater. El famoso teatro celebra una noche de aficionados los miércoles, llamada "Wednesday Amateur Night" (las entradas comienzan en $22), donde puede que veas a la próxima Sarah Vaughan.

Sylvia's. Un restaurante de comida soul clásica en la 328 Malcolm X Blvd., entre las calles 126 y 127, que sirve desde costillas a la barbacoa con la "Sassy Sauce" de Sylvia, hasta gumbo de tomate y okra.

Abyssinian Baptist Church. Un lugar que no te puedes perder en Harlem, fundada en 1808, abre sus puertas a los turistas con el servicio del domingo a las 11:30 (que a menudo no concluye hasta la 1:30 o 2). Vístete adecuadamente; no chanclas y no pantalones cortos, por ejemplo. Localizada en la 132 Odell Clark Place (antes 138th Street).


También te puede interesar

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.