Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Consejos para viajar en crucero por primera vez Skip to content
 

10 consejos para viajar en un crucero por primera vez

Qué hacer —y no hacer— antes y durante el viaje por mar.

Crucero Regal Princess

Alamy Stock Photo

In English | Has reservado tu primer crucero, ¿y ahora qué? Para ayudarte a disfrutar tu viaje al máximo, nuestros expertos ofrecen varias sugerencias sobre lo que debes o no hacer.

Mujer lanzándose por un zip'line en Haití

Royal Caribbean

La reserva previa de excursiones, como en el caso de las tirolesas (zip-lining), pueden ahorrarte tiempo y dinero.

1. Reserva actividades con anticipación, antes de comenzar el viaje. Si estás resuelto a disfrutar de una excursión en un puerto de escala, un servicio de spa, una clase o un restaurante de especialidad en particular, resérvalo de antemano. "Las reservaciones a bordo se agotan rápidamente, especialmente durante las épocas populares como la primavera y el verano, tanto como la temporada de fiestas", dice Colleen McDaniel, editora ejecutiva sénior de CruiseCritic.com. Un beneficio adicional: puedes hacer un presupuesto más exacto si reservas temprano, en vez de hacer compras de manera impulsiva a bordo. Las excursiones pueden resultar costosas, señala Deb Pfeifer, autora de Cruising With Confidence: How to Be a First Time Cruiser Without Looking Like One, así que cerciórate de comprobar el precio antes de reservar. "Puedes gastarte $29 en una excursión por la ciudad o $599 en un viaje de observación de osos", dice ella.

2. Planea llegar a la ciudad de embarque con un día o más de anterioridad. El barco podría salir en las últimas horas de la tarde, pero un vuelo retrasado o mucho tráfico no es una forma divertida de comenzar tus vacaciones. Si llegas tarde, el barco no te esperará.

3. Lleva tu equipaje de mano. Normalmente, embarcas mucho antes de que tu equipaje llegue a tu camarote, así que empaca lo que puedas necesitar —medicinas, documentos importantes, cargadores para los teléfonos— en el equipaje de mano. Si tienes espacio, incluye artículos como trajes de baño y protector solar para poder inmediatamente disfrutar de la piscina o tomar el sol sin tener que esperar por tus otras maletas.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Mujer usando su teléfono móvil

Getty Stock Photo

4. Cambia tu teléfono celular a modo aeroplano. Las tarifas de servicio itinerante, o 'roaming', internacional pueden costar cientos de dólares, aunque no hagas ninguna llamada, así que cambia a modo aeroplano o consulta con tu compañía de teléfono acerca de los planes de telefonía celular aptos para viajeros. "Muchos pasajeros han regresado a casa solo para recibir una factura escandalosa solo porque no comprendían cómo funcionaba su teléfono en un crucero", dice Pfeifer.

5. No asumas que el crucero tiene todo incluido. Los precios de los cruceros normalmente incluyen el camarote, las comidas, las actividades a bordo y el entretenimiento. Tendrás que pagar más por los paquetes de bebidas, las propinas, el servicio de internet, las excursiones en los puertos, los impuestos y los cargos portuarios. "En conjunto, esto puede sumar a cientos de dólares más que la tarifa básica", dice McDaniel. "Los cruceristas que no están familiarizados con estos cargos adicionales frecuentemente se quedan asombrados a la hora de pagar la cuenta". Su consejo: comunícate con la línea del crucero antes de embarcar para comprender bien lo que está incluido en el precio, y lo que no está.

Go karts en el Norwegian Bliss.

Norwegian Cruise Line

6. Toma las cosas con calma. Cada día recibirás una copia del boletín del barco con las actividades y los eventos programados. Las opciones pueden ser abrumadoras —películas, clases de bailes, artesanías, seminarios, comediantes, bandas, espectáculos— por no hablar del tiempo necesario para las comidas, nadar y tomar el sol. Te preguntas, ¿cómo podré hacerlo todo? No será posible, así que marca las actividades que más te interesen. No deseas terminar el crucero sintiendo que necesitas unas vacaciones.

7. Entérate cómo funcionan las propinas automáticas. Antes, los pasajeros dejaban propinas en efectivo en sobres y se los entregaban al personal al final del viaje. En la actualidad, la mayoría de las líneas de cruceros usan un sistema automático de propinas. Las propinas se juntan y se reparten entre los miembros de la tripulación encargados de los servicios de limpieza de camarotes y comida, y también entre el personal que los apoya. Los miembros de la tripulación que atienden en los bares y el spa raramente comparten dichas propinas automáticas, por eso se agregan las propinas al momento en que te atienden. Sea que disfrutes de un martini o un masaje, espera que se agregue una propina de un 15 al 18%.

8. Mantente al tanto de la hora. Algunos puertos se encuentran en zonas horarias distintas a la hora del barco, así que cerciórate de que tu reloj y el del barco estén sincronizados. Normalmente los pasajeros deben estar de vuelta a bordo 30 minutos antes de que salga el barco. ¡Y el crucero no te esperará si llegas tarde!

9. No saques comida del barco. Si estás planeando un pícnic a la hora del almuerzo y piensas usar la comida del barco mientras estés en el puerto, olvídate de esa idea. No se permite bajar del barco frutas y verduras frescas, carnes, quesos, nueces ni semillas, ni siquiera alimentos horneados, dice Pfeifer. "Ciertos puertos tienen perros que chequean todas las mochilas, bolsas y carteras, solo para estar seguros", dice ella. Lleva contigo solo refrigerios preempaquetados y sellados, como las barras de granola.

10. Relájate y disfruta. ¿El lema de Pfeifer? "¡Un mal día en un crucero es mejor que un buen día en el trabajo!".


¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.