Skip to content
 

¿Te embarcas en un crucero? Empaca tus maletas como un experto

9 consejos que te ayudarán a prepararte para este y otros viajes por el mar.

Maleta de viaje abierta sobre una cama

Getty Images

In English | Lo que empaques en tu maleta para llevar en un viaje depende, por supuesto, del lugar a donde vas, la duración del viaje, el pronóstico del clima y el tipo de crucero que reservaste. Pero hay algunos consejos y pautas generales que debemos tomar en cuenta cuando nos preparamos para el paseo.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


1. Elige tus maletas con cuidado. El camarote típico es demasiado pequeño como para dejar las maletas al aire libre.  Lo más probable es que no todas quepan en los armarios, por lo que es importante llevar equipaje que pueda guardarse debajo de la cama. “Más largo es mejor que más ancho”, dice Chris Gray Faust, directora editorial de CruiseCritic.com. La maleta debajo de la cama puede guardar ropa extra o sucia. Las maletas expandibles son una buena opción en caso de que necesites más espacio para regresar con recuerditos. Si empacas una bolsa grande de malla o de tela delgada, también puede usarse como bolsa de playa o de compras sin ocupar valioso espacio.

Grupo de maletas en frente de un crucero

Getty Images

Algunos pasajeros expertos llevan ganchos adicionales para los armarios (o piden extras a los empleados cuando ya están a bordo). Gray Faust sugiere empacar ganchos magnéticos que se pegan a las paredes magnetizadas en muchas de las embarcaciones. Otro consejo práctico para empacar: lleva bolsas plásticas resellables de un galón, que son excelentes para regresar a casa con trajes de baño mojados y para evitar que los artículos de tocador empacados goteen sobre otros objetos en la maleta.

2. Coordina tu vestuario. Opta por uno o dos colores principales para la ropa y combínalos. “La gente suele empacar de más”, dice Gray Faust. “Siempre decimos, ‘lleva menos’.” Ella sugiere elegir con anticipación las excursiones en tierra, así te asegurarás de tener la ropa adecuada para cada una. También, infórmate si el barco tiene lavandería automática. Si la tiene, puedes empacar menos prendas, lavarlas y usarlas otra vez. Además, recomendamos elegir telas que no se arrugan, ya que los camarotes no están equipados con planchas por motivos de seguridad.

3. (Probablemente) no necesitas llevar ropa formal. Verifica el código de vestimenta de tu embarcación. Muchos cruceros ya no requieren trajes esmoquin o vestidos largos en las noches formales. Elegante y casual puede ser aceptable. Algunas excepciones notables incluyen los cruceros Cunard Queen Mary 2, Queen Elizabeth y Queen Victoria, los cuales requieren que los hombres usen chaquetas después de las 6 p.m. en el comedor, y que los hombres y las mujeres se vistan elegantes para algunas cenas (traje y corbata o esmoquin para los hombres, y vestido o traje de pantalón de gala para las mujeres). Pero incluso en estos barcos, los pasajeros que prefieran cenar vestidos con shorts y camisetas pueden encontrar lugares casuales afuera de los comedores principales.

4. Lleva zapatos apropiados. Las sandalias son ideales como pantuflas o para ir a la alberca. Las mujeres no necesitan seis pares de zapatillas con tacón alto. Los zapatos cómodos para excursiones o para caminar por el barco son esenciales. (Es fácil alcanzar el conteo de pasos diarios en muchos barcos grandes.) Los zapatos de hule para andar en agua son útiles para evitar cortarte los pies en las áreas de natación rocosas o en arrecifes de coral.

Mano de una mujer aplica protector solar en la playa.

Getty Images

5. No olvides protector solar y medicamentos. Probablemente necesitarás más protección solar de la que crees, así que empaca un sombrero para el sol, gafas de sol, protector solar y un remedio para quemaduras de sol para los cruceros en clima caluroso. Lleva parches para mareos si los necesitas y medicamento que se compra sin receta para aliviar posibles malestares digestivos. No está de más tener un medicamento recetado, como el antibiótico Cipro, en caso de que tengas serios problemas gástricos. Y aunque los barcos generalmente tienen dispensadores con desinfectante de manos para ayudar a proteger contra el norovirus, también es buena idea llevar tu propia botellita. Con frecuencia, los artículos de las farmacias son más baratos en casa que si se compran en el barco o en el puerto.

6. Lleva binoculares. Posiblemente pasarás flotando por panoramas espectaculares. ¿Por qué no disfrutar una vista cercana? 

7. Pregunta si necesitarás adaptadores. La mayoría de los camarotes de crucero tienen enchufes para adaptar los aparatos electrónicos de Estados Unidos, pero confirma con los cruceros extranjeros para ver si se necesitan adaptadores. No olvides los cargadores de teléfono, y quizás uno portátil para usarlo cuando estés en tierra.

8. Si quieres llevar alcohol, revisa la política del crucero. Generalmente puedes subir a bordo con vino (incluso Champagne) al principio del crucero.

9. Conserva documentos importantes en tu equipaje de mano.  Entregarás tu equipaje grande antes de abordar, así que mantén tu pasaporte e identificación con foto disponibles fácilmente. También ten a la mano cualquier cosa que quieras usar poco después de abordar (tal vez un traje de baño o un cambio de ropa), junto con medicamentos recetados y protector solar, en caso de que no recibas tu equipaje inmediatamente.


¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO