Skip to content
 

Qué deberías empacar para viajar en un crucero en tiempos de COVID

12 consejos para que tu viaje sea seguro y placentero.

Maleta de viaje llena de desinfectante de manos, mascarillas y ropa

APROTT/GETTY IMAGES

In English

La mayoría de  empresas de cruceros ha vuelto a funcionar tras una larga pausa por la pandemia de COVID-19, y los pasajeros, entusiasmados, preparan sus maletas. Al hacerlo, tienen en cuenta el itinerario del crucero, la duración del viaje, las condiciones meteorológicas previstas y el tipo de barco en el que viajarán. Pero ahora, a causa de la pandemia, también hay otros factores. Es posible que en el crucero sea obligatorio el uso de la mascarilla en algunas áreas o que los pasajeros no vacunados no puedan acceder a ciertas partes del barco, dice Gene Sloan, reportero sénior sobre cruceros y viajes para el sitio web The Points Guy. "En cuanto a los protocolos frente a la COVID-19, nada es uniforme de una línea a otra, ni siquiera de un barco a otro. A los pasajeros vacunados se les puede pedir que se hagan la prueba", dice Sloan.

Bill Harriman de Spring, Texas, tenía ya la vacuna y tomó un crucero a Sudamérica en mayo en el Seabourn Odyssey de 229 suites. El ejecutivo retirado de la compañía petrolera y su esposa tuvieron que hacer una prueba antes de embarcar. Las mascarillas no eran obligatorias, pero sí recomendadas, y él las empacó. “Volver a los cruceros ya no es como antes, pero no hay tantas restricciones”, dice Harriman. “Aunque hay mucho saneamiento y limpieza de manos”.

1. Busca la guía de los CDC

Busca la guía de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). En marzo retiraron su advertencia de dos años contra los viajes en crucero, y ahora los pasajeros deberán hacer su propia evaluación de riesgos. En mayo redujo la cantidad de pasajeros no vacunados que se permitía en el barco, del 10% al 5%, aunque algunas líneas requieren la vacunación del 100%. El sitio web de Cruise Critic enumera los requisitos según la línea. Otra ayuda para planificar el viaje es el tablero de información de los CDC sobre el estado de los cruceros, que clasifica los barcos de verde (sin casos reportados de COVID) a rojo (alto nivel de casos). Algunas líneas de cruceros se niegan a decir cuántos pasajeros están infectados, y la COVID todavía hace que los pasajeros se sometan a una cuarentena a bordo o antes de regresar a casa. Los CDC recomiendan comprar un seguro de viaje para cubrir la atención médica en el extranjero y la cancelación del viaje.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


2. Lleva tus mascarillas

En algunos barcos, tanto tripulantes como pasajeros deben usar mascarilla en los espacios públicos, pero los protocolos están cambiando rápidamente. Antes de la salida, obtén una actualización de la empresa de tu crucero, que incluya los períodos en que se deben hacer las pruebas antes del viaje y los requisitos para las excursiones en tierra. Lleva una o varias mascarillas, en caso de que necesites o quieras usar una en el barco, en las embarcaciones que transportan pasajeros a la costa o en el puerto.

3. Elige bien tus maletas

Grupo de maletas en frente de un crucero

Getty Images

El camarote típico es demasiado pequeño como para dejar las maletas en el medio, y lo más probable es que no todas quepan en los armarios, por lo que es importante llevar equipaje que pueda guardarse debajo de la cama. “Escoge maletas más largas, en vez de más anchas”, dice Chris Gray Faust, directora editorial del sitio web Cruise Critic. En la maleta debajo de la cama puedes guardar la ropa extra o la ropa sucia. Las maletas que se agrandan son ideales si necesitas más espacio para regresar con recuerdos. Lleva una riñonera o una mochila pequeña para mantener las manos libres en las excursiones en tierra. Un bolso de malla o de tela puede servir como una bolsa de playa o de compras, sin ocupar mucho espacio. Y los artículos de tocador y cosméticos se pueden guardar en un organizador de zapatos que se cuelga sobre la puerta, ya que los mostradores de los camarotes estándar tienen poco espacio.

Algunos viajeros expertos llevan ganchos adicionales para los armarios (o se los piden al camarero cuando ya están a bordo). Otro consejo: lleva bolsas plásticas resellables de un galón, que son excelentes para colocar trajes de baño húmedos y para evitar que los artículos de tocador empacados goteen sobre otros objetos en la maleta.

4. Coordina tu vestuario para llevar poco equipaje

Opta por uno o dos colores principales para la ropa o combínalos. “La gente suele empacar de más”, dice Gray Faust. “Siempre decimos: ‘Lleva menos’”. Ella sugiere elegir con anticipación las excursiones en tierra para llevar la ropa adecuada para cada una. Si tu crucero no requiere atuendo formal, puedes arreglártelas con un atuendo nocturno más informal. También, infórmate si el barco tiene lavandería automática. Si es así, puedes empacar menos prendas. Lo mejor son prendas de tela que no se arruga, ya que los camarotes no cuentan con planchas por motivos de seguridad y tampoco se permite que los pasajeros lleven una. Es posible que haya planchas en la lavandería y que puedas pagar por un servicio de lavado o planchado.

Mano de una mujer aplica protector solar en la playa.

Getty Images

5. Elige el calzado con inteligencia 

Los zapatos cómodos para excursiones y para caminar por el barco son esenciales. (Por cierto, si paseas a pie por un barco gigantesco, cumplirás fácilmente tu meta de pasos diarios). Las mujeres no necesitan más de uno o dos pares de tacones o zapatos sin tacón. Las chanclas funcionan muy bien como zapatillas o para ir a la piscina. Los zapatos de goma para el agua pueden ser útiles si no quieres cortarte los pies en áreas rocosas para nadar o en arrecifes de coral.

6. No olvides el protector solar ni tus medicamentos 

Probablemente necesitarás más protección contra el sol de lo que te imaginas. Empaca un gorro o sombrero con visera, gafas de sol, protector solar y un remedio para las quemaduras de sol si el tiempo será cálido. El repelente de insectos es una buena idea para algunas salidas en tierra. Lleva parches para mareos si los necesitas y medicamentos de venta libre para aliviar posibles malestares digestivos. Y no está de más incluir un medicamento recetado en caso de que tengas serios problemas gástricos, si tu médico está de acuerdo. Además, si bien los barcos hoy en día generalmente tienen dispensadores con desinfectante de manos, es recomendable llevar tu propio frasco, así como unas toallitas desinfectantes. Usa las toallitas en el control remoto del televisor o en las superficies de la cabina. Los desinfectantes son más baratos si los compras en una farmacia antes del viaje, en vez de comprarlos en el barco o en algún puerto.

7. Lleva binoculares y otros artículos útiles 

Probablemente navegarás por panoramas espectaculares. ¿Por qué no disfrutar de un primer plano? También podría ser útil incluir cordones que se cuelgan del cuello para portar las tarjetas que se usan como llaves o los carnés de identidad, una bolsa impermeable donde puedas guardar el teléfono cuando salgas a la playa e imanes para agregar un toque divertido y personalizado a la puerta del camarote, si esta es metálica. Algunos viajeros expertos llevan una botella de agua rellenable y una taza térmica con tapa para llenarla de café en el bufé, y luego llevar la taza con ellos por el barco.

8. Prepárate para cargar tus dispositivos 

Averigua si vas a necesitar adaptadores. La mayoría de los camarotes de cruceros tiene enchufes para los aparatos electrónicos de Estados Unidos, pero confirma con los cruceros extranjeros. Las personas con varios dispositivos electrónicos pueden llevar una barra de enchufes múltiples. No olvides los cargadores de teléfono, y quizás uno portátil para usarlo cuando estés en tierra. Ten en cuenta que tu teléfono probablemente no recibirá una señal mientras estés en el mar y las llamadas son costosas, así que ponlo en modo avión. El tiempo de computadora puede ser costoso en el barco, así que considera comprar un paquete de la línea de cruceros.

9. Descarga la aplicación de la línea de crucero 

Las aplicaciones gratuitas, como Carnival HubDisney Cruise Line Navigator (en inglés), te permiten chatear con otros pasajeros y consultar los programas, los horarios y los menús del barco, así como informarte sobre las excursiones en tierra y hacer las reservas para ellas. En esta época en que todo se hace sin contacto, las aplicaciones —si el crucero ofrece una— son cada vez más importantes. Y se pueden usar en modo avión sin costo alguno.

10. Si quieres llevar bebidas alcohólicas, consulta las reglas de la empresa de cruceros 

Es probable que el barco te impida —o te limite— llevar cerveza, licor fuerte o incluso botellas de agua, para poder venderte bebidas. A veces puedes abordar el barco con una pequeña cantidad de cerveza, refresco, agua, o una o dos botellas de vino o champán. Ten en cuenta que si consumes esas bebidas en el comedor, es probable que se te cobre una tarifa de descorche.

11. Reserva con anticipación una silla de ruedas o un escúter

Si bien muchos cruceros permiten llevar tu propia silla o escúter, algunos pasajeros prefieren recibir asistencia para desplazarse por el barco o en los puertos de escala. La línea de cruceros puede prestarte o alquilar dispositivos de asistencia, y empresas como Scootaround (888-441-7575) —en inglés— o Special Needs Group (800-513-4515) —en inglés— pueden brindarte uno. Los barcos más nuevos y más grandes ofrecen las cabañas mejor diseñadas para las personas con discapacidades, según el sitio web The Points Guy. Si no puedes reservar un camarote que cumpla con la Ley para Estadounidenses con Discapacidades (ADA), asegúrate de que una silla de ruedas pueda pasar por la puerta de tu camarote.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


12. Guarda los documentos importantes en tu equipaje de mano

Antes de abordar el crucero, tendrás que entregar tus maletas grandes. Por eso se recomienda tener a mano el pasaporte, una identificación con foto y la tarjeta de vacunación contra la COVID-19. Es recomendable tener fotos de estos documentos guardadas en el teléfono, por si acaso. Asimismo, ten a la mano cualquier artículo que tal vez quieras usar justo después de abordar el barco (un traje de baño o un cambio de ropa), así como tus medicamentos recetados y el protector solar. Podrían pasar horas antes de que tu equipaje más grande llegue al camarote.

Nota de redacción: este artículo se publicó originalmente el 14 de febrero del 2019. Se ha actualizado con nueva información.

La experta pasajera y escritora de viajes Kitty Bean Yancey rara vez aborda un barco sin su chal, el cual usa como calentador de piernas en las sillas de la cubierta, estola de noche y pareo para la playa.