Skip to content
 

Hablemos de la suciedad: 6 lugares sorprendentemente llenos de gérmenes

Usa desinfectante para los objetos de uso diario.

Mujer lavándose los dientes

Smith Collection

El control de los gérmenes a tu alrededor depende de los cuidados que le des a tu cepillo de dientes.

In English | ¿Debes tocar el asiento del inodoro? ¡No, qué asco! Está lleno de gérmenes. Pero, ¿sabías que hay objetos de uso diario con la misma cantidad —si no es que más— de bacterias que las del asiento del inodoro? Como lo dice el microbiólogo y experto en gérmenes de la University of Arizona, Charles Gerba, "La gente se preocupa demasiado por las enfermedades que se transmiten por el asiento del inodoro. ¡Pero no existe ninguna!"

De hecho, cerca de la mitad de las mujeres en Estados Unidos limpian el asiento del inodoro antes de usarlo, o ponen papel o los protectores disponibles, lo cual lo mantiene bien limpio, expresa. De lo que verdaderamente deberían preocuparse es de su bolso de mano. O del vehículo Uber que acaban de usar. O de la persona enferma en casa que esparce los gérmenes por todo lo que toca.

Aunque la mayoría de los gérmenes no son de preocupar para una persona saludable, las personas mayores de 50 años deben tener un poco más de cuidado, dice Gerba. Eso se debe a que nuestro sistema inmunológico se vuelve más débil a medida que envejecemos y las enfermedades relacionadas con los gérmenes pueden ser más severas.

A continuación, se encuentran seis portadores de gérmenes en los que quizás no habías pensado:

Vaso y cepillo de dientes

Jozef Culák

El vaso donde colocas el cepillo de dientes es el tercer artículo del hogar más infestado de gérmenes.

El vaso para cepillos de dientes

¿Bajaste la tapa del asiento del inodoro? Sí. ¿Limpiaste la pasta de dientes del lavabo? Sí. ¿Limpiaste el vaso para cepillos de dientes? Probablemente no. Es hora de agregar esto a tu rutina diaria, porque ese vaso es el tercer artículo del hogar más infestado de gérmenes, según un estudio de NSF International, un grupo de salud pública sin fines de lucro con base en Michigan. ¿Quieres mantenerlo limpio? Primero, cierra la tapa del inodoro cuando bajes la palanca. Los gérmenes que salen al aire pueden terminar en el vaso del cepillo de dientes, sin mencionar los que ya hay en el cepillo: 10 millones, para ser exactos.  Además, la NSF recomienda poner el vaso del cepillo de dientes en el lavaplatos (si es apto) usando el ciclo de desinfectar una o dos veces por semana para exterminar los gérmenes.

Consejo: la mejor forma de evitar gérmenes en el cepillo y el vaso es mantenerlos lejos del inodoro, limpiarlos semanalmente y remplazar el cepillo de dientes cada tres o cuatro meses.

Mujer con su cartera

alexalenin

El bolso de mano común está tres veces más sucio que el asiento del inodoro de la oficina.

Bolso de mano

Señoras, ustedes y su bolso de mano están casi pegados por la cadera; y ese es precisamente el problema. Lo llevan a todas partes, incluso al baño, y probablemente es por eso que tenga tantos gérmenes. Un estudio británico realizó un experimento en el que los investigadores tomaron muestras de bacterias obtenidas de los bolsos de empleadas de oficina. Ahí se descubrió que el bolso promedio estaba tres veces más sucio que un asiento del inodoro en una oficina y, además, que 1 de cada 5 asas de los bolsos contiene suficientes gérmenes para presentar riesgos de contaminación cruzada del asa a las manos. Los bolsos de mano guardan muchos gérmenes porque los tocamos todo el tiempo y los ponemos en el suelo. También van llenos de otros artículos infestados de gérmenes, como las cremas humectantes y los cosméticos que cargamos. De hecho, uno de los artículos más sucios en el bolso de mano, según el estudio, fue la crema humectante de manos o de cara, con más bacteria que el asiento de inodoro promedio, seguido de cerca por el lápiz labial y el rímel.

Consejo: evita poner tu bolso en el suelo. Los bolsos que no son de piel pueden limpiarse con toallitas desinfectantes desechables. Para los bolsos de piel, usa una toalla de tela con agua tibia y jabón.

Asiento trasero del auto

Gudella

Los cinturones de seguridad y los botones de las ventanas tienen la mayor cantidad de gérmenes en un vehículo.

Automóvil: viajes compartidos, autos de alquiler y taxis

Si dependes de taxis, autos de alquiler o de los populares servicios de viajes compartidos para tu rutina diaria, es muy probable que también estés viajando con seres microscópicos. Un nuevo estudio dirigido por la compañía de comparación de seguros NetQuote tomó muestras de nueve automóviles en el sur de Florida y encontró cantidades sorprendentes de gérmenes por todas partes, con mayor concentración en los cinturones de seguridad y en los botones de las ventanas. De manera sorprendente, los taxis presentaron la menor cantidad de gérmenes, seguidos por los autos de alquiler y los de viaje compartido. De acuerdo al microbiólogo Gerba, el tablero de instrumentos de control del auto guarda muchos gérmenes porque ahí el aire no circula lo suficiente como para esparcir las bacterias.

Consejo: desinféctate las manos después de un viaje en auto y evita comer en ellos, ya sea un auto privado o de uso público. Cuando comemos, los gérmenes se transportan de las superficies hacia la boca.

Bomba de gasolina

BraunS

Los surtidores de combustible contienen bacterias que son posibles causantes de enfermedades.

Surtidor de combustible

Según un estudio hecho por Kimberly-Clark Professional, una división de la Corporación Kimberly-Clark, cuando surtes tu auto de gasolina, también te llenas las manos de gérmenes que están en el surtidor de combustible. Los investigadores tomaron más de 350 muestras de bacterias de gasolineras en 6 ciudades diferentes del país —Atlanta, Los Ángeles, Chicago, Dallas, Miami y Filadelfia— y encontraron que el 71% de los surtidores de combustible estaban altamente contaminados de bacterias que son posibles causantes de enfermedades. Los pasamanos de las escaleras eléctricas y los botones de los cajeros automáticos también mostraron alto contenido de bacterias.

Consejo: procura tener guantes desechables de vinilo en tu auto para usarlos cuando pongas gasolina. Quizás se vea ridículo que los uses, pero eso te ayudará a disminuir el riesgo de padecer un resfriado o la gripe.

Escritorio de oficina

Sam Diephuis

Usa toallitas desinfectantes en el equipo de oficina todos los días para evitar que se esparzan los gérmenes.

Tu escritorio en la oficina

Tu espacio de trabajo en la oficina es el principal foco de reproducción de los gérmenes; y no nos referimos a los virus de las computadoras. Como dice Gerba, “Nadie parece estar interesado en limpiar la superficie de la computadora hasta que siente algo pegajoso”. Lo mismo sucede con el teléfono de la oficina. De acuerdo con CSG, una compañía de limpieza de Gran Bretaña, el lugar con la mayor concentración de bacterias en la oficina es el teléfono, con 25,127 microbios por pulgada cuadrada, seguido por el teclado con 3,295 microbios y el ratón con 1,676 microbios. En comparación, la investigación encontró que el asiento del inodoro tenía 49 microbios por pulgada cuadrada. Tomando en consideración que el empleado promedio tiene contacto con 10 millones de gérmenes al día, solo se necesita una persona con el virus para infectar hasta el 50% de los empleados y al equipo a su alrededor en tan solo cuatro horas.

Consejo: usa toallitas desinfectantes en el equipo de oficina diariamente y lávate o desinféctate las manos con regularidad a lo largo del día.

Gimnasio

RyanJLane

Los aparatos para hacer ejercicio, como las pesas y las caminadoras, pueden albergar bacterias potencialmente dañinas, incluso la causante de la neumonía.

Aparatos para ejercicio en el gimnasio

Agrega esto a tu lista de razones para no visitar el gimnasio: las pesas tienen 362 veces más bacterias que el asiento del inodoro. FitRated, una compañía que evalúa aparatos para hacer ejercicio reunió muestras de 27 piezas diferentes para el ejercicio en tres gimnasios y encontró bacterias potencialmente peligrosas, incluso la que provoca la neumonia, así como también bacterias resistentes a los antibióticos. Las caminadoras y las bicicletas fijas presentaron mejores resultados, pero no por mucho. Aunque esto suene alarmante, Gerba observa que menos del 1% de los gérmenes que encontramos en las superficies son riesgosos. Sin embargo, en este estudio, más del 70% de las bacterias encontradas eran potencialmente dañinas para los seres humanos. Los buenos modales en el gimnasio dicen que los usuarios deben limpiar el equipo con toallas desinfectantes después de su uso, pero obviamente muchos no lo hacemos.

Consejo: siempre limpia el equipo antes y después de usarlo y coloca una toalla sobre superficies donde te sientes. ¡No olvides lavar la toalla después!

En resumen: la mayoría de los gérmenes no son nada de preocupación para una persona saludable, pero las personas mayores de 55 años necesitan tener más cuidado al respecto, dice Gerba. Él acredita esto al hecho de que nuestro sistema inmunológico se vuelve más débil a medida que envejecemos, por lo que las enfermedades relacionadas con gérmenes son frecuentemente más severas.

También te puede interesar:

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO