Skip to content
 

Las cirugías del cáncer de mama podrían ser dañinas para los adultos mayores más frágiles

Es más probable que causen la muerte y limiten el funcionamiento entre los pacientes de los hogares de ancianos.

Personal médico sosteniendo las manos de una mujer mayor

GETTY IMAGES

In English | Un estudio publicado ayer en la revista médica JAMA Surgery sugiere que la cirugía del cáncer de mama implica más riesgos que beneficios para la mayoría de las adultas mayores que viven en los hogares de ancianos.  

"Usualmente, la cirugía cura el cáncer, pero puede tener un efecto negativo en las actividades diarias de los pacientes mayores y empeorar su calidad de vida", comentó Victoria Tang, profesora auxiliar de geriatría y medicina hospitalaria de la University of California, San Francisco. Los autores del estudio concluyeron que este tipo de cirugía podría incluso adelantar la muerte para estos pacientes. De hecho, hasta el 41% de los que participaron en el estudio murieron después de un año; esa cifra es mucho más alta que el 25% de los residentes de hogares de ancianos que normalmente fallecen en el mismo período de tiempo.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


"El estudio muestra que para los pacientes mayores más frágiles, el cuidado para el cáncer de mama debería ser personalizado y orientado a determinados objetivos, con la opción de solo recibir terapia hormonal o control de síntomas en lugar de cirugía", mencionó Tang. Los investigadores también recomendaron considerar la terapia endocrina o la radioterapia.

Para llegar a esa conclusión, los investigadores analizaron la información de las reclamaciones de Medicare que se presentaron durante 10 años a nombre de casi 6,000 mujeres de 67 años y mayores, que vivían en hogares de ancianos. Las mujeres fueron sometidas a cirugías para el cáncer de mama, como la tumorectomía o la mastectomía; muchas también tenían enfermedades subyacentes como deterioro cognitivo, diabetes o insuficiencia cardíaca.

Los investigadores concluyeron que, particularmente después de la tumorectomía, los índices de reingresos al hospital eran los más altos (26%), al igual que los índices de muertes después de 30 días y un año (8% y 41%, respectivamente). También vieron un deterioro funcional considerable al realizar actividades diarias como comer, vestirse y usar el baño, y notaron que este declive se debía en gran parte al deterioro cognitivo.

Tang explicó que los resultados sorprendentes tras la lumpectomía posiblemente se presentan porque es más probable que este procedimiento se realice en los pacientes más enfermos. Aun así, señaló que aunque se espere un índice de mortalidad más alto entre los pacientes mayores en hogares de ancianos (quienes pudieran tener otros problemas de salud), "una mortalidad del 8% en 30 días es más alta de lo previsto para un procedimiento quirúrgico que, por lo general, se considera de muy bajo riesgo".

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.