Skip to content

Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena

¿Necesitas ayuda para preparar tus impuestos? Visita Tax-Aide.
Impuestos: ¿Eres chofer de Uber? También tienes que pagarle al IRS
Impuestos: Tienes hasta el 17 para rendir tu planilla, Tax-Aide te ayuda.
Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena
 

5 huracanes catastróficos en Estados Unidos

Años después, se sigue hablando de los desastres que provocaron.

Sobrevivientes del huracán Katrina sobre el techo de una residencia

Vincent Laforet/The New York Times/Redux

In English | Huracán Katrina, 2005

El huracán más mortífero de nuestra época se formó a finales de agosto del 2005. Katrina tocó tierra en Miami y luego continuó a través del Golfo de México, creciendo en intensidad hasta llegar a ser un huracán de categoría 5. El centro de la tormenta tocó tierra de nuevo cerca de Buras, Luisiana, el 29 de agosto como un huracán de categoría 3. El oleaje provocó el fallo de los diques en Nueva Orleans. Las casas y los vecindarios se inundaron, y muchas personas se quedaron sin poder salir, aislados en los techos de sus casas. El huracán fue responsable de la muerte de 1,200 personas: 1,000 en Luisiana y 200 en Misisipi.

Vecindario devastado por el huracán Andrew

Steve Starr/Corbis/Corbis via Getty Images

Andrew, 1992

Es uno de los huracanes más destructivos de los que hay constancia, pasó por Florida en agosto de 1992. Andrew era un huracán de categoría 5 el 24 de agosto, cuando tocó tierra y atravesó el sur de la Florida para luego continuar por el Golfo de México. Entonces cambió de rumbo hacia el norte, tocando tierra en la zona central de Luisiana el 26 de agosto como un huracán de categoría 3. Unas dos docenas de personas perdieron sus vidas en Estados Unidos, y otras tres murieron en las Bahamas. Los daños materiales en el sur de Florida como resultado de la poderosa tormenta se estimaron en unos $25,000 millones. Casi todos los daños sucedieron en el sur del condado de Dade, donde se perdieron 49,000 hogares, muchos de los cuales quedaron reducidos a escombros. La ciudad más afectada fue Homestead, Florida, donde el 99% de las casas móviles quedaron destrozadas.

Equipo de rescate durante el huracán Agnes, 1972

Bettmann/Corbis/Getty Images

Agnes, 1972

Los huracanes no tienen que llegar a ser huracanes de categoría 5 para destrozar y causar muertes, como lo hizo Agnes en 1972. Cuando tocó tierra en Estados Unidos, era un huracán de categoría 1. El ojo pasó por el extremo noroeste de Florida y luego la tormenta perdió intensidad en Georgia, convirtiéndose en una depresión tropical. Sin embargo, a medida que pasó por el Atlántico y Carolina del Norte volvió a intensificarse y de nuevo se convirtió en una tormenta tropical, volviendo a tocar tierra en la ciudad de Nueva York. La tormenta se unió a otro sistema meteorológico y provocó grandes inundaciones desde Virginia hasta Pensilvania y Nueva York. Una de nuestros socios de la comunidad de AARP en internet comparte su experiencia: "Vivíamos al lado de un río, más abajo del dique, y no teníamos dinero para evacuar". Agrega: "Abrieron el dique [y] no falló, pero las aguas subieron lo suficiente como para... matar a varias personas que vivían a orillas del río".

Mujer desconsolada durante el huracán Carla

Carla, 1961 

Carla era un huracán grande e intenso cuando tocó tierra en la costa de Texas. El 7 de septiembre de 1961, el ciclón tomó fuerza y se convirtió en un huracán enorme al pasar por el Golfo de México. Carla tocó tierra el 11 de septiembre como un huracán de categoría 4 en la isla de Matagorda, cerca de Corpus Christi. Muchas personas pueden identificarse con las lágrimas y pena evidentes en la foto de arriba. Uno de los socios de la comunidad de AARP en internet comparte: "Recuerdo haberme bajado del camión de soldadura de una tonelada de mi padre y ver nada más que agua. Recuerdo estar sentado en el estudio de nuestra casa nueva, las ventanas entabladas, escuchando el paso de la tormenta". Cuarenta y seis personas murieron como resultado de este huracán.

Bote afectado por el huracán Audrey

Randy Taylor/AP Images

Audrey, 1957

La fuerza de un huracán puede cambiar rápidamente. A finales de junio de 1957, Audrey se intensificó seis horas antes de tocar tierra como un huracán de categoría 4 cerca de la frontera entre Texas y Luisiana. El oleaje provocado por la tormenta alcanzó alturas de 8 a 12 pies y entró tanto como 25 millas hacia el interior del sudoeste de Luisiana; contribuyó a casi 400 muertes. El ciclón se unió a otro sistema y generó vientos y lluvias fuertes desde Misisipi hasta Canadá.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTICULO