Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Catherine A. Georges trabaja por los cuidadores familiares Skip to content
 

Catherine Alicia Georges se suma al Consejo Asesor sobre Cuidados Familiares

La presidenta nacional de voluntarios de AARP integrará el equipo encargado de crear una estrategia nacional para la provisión de cuidados.


In English | Conozco muy de cerca los desafíos de los cuidadores familiares. Cuidé a mi esposo, con quien estuve casada 16 años, durante su lucha contra el mal de Parkinson hasta el día que falleció.

Fue difícil, física y emocionalmente, para ambos. Yo trabajaba todos los días, y cuando debía viajar por motivos de trabajo, mis amigos o los familiares de mi marido se quedaban con él para hacerle compañía, prepararle la comida y asegurarse de que tomara sus medicamentos. O pagaba los servicios de algún cuidador externo. Tuve la suerte de estar en una posición que me permitió hacerlo, pero sé que hay muchas familias que no están en esa situación.

Por eso es que para mí es un gran honor representar a AARP en el nuevo Consejo Asesor sobre Cuidados Familiares (en inglés) anunciado por el Departamento de Salud y Servicios Humanos/Administración para la Vida Comunitaria. El cuidado de nuestros seres queridos es una de las prioridades de AARP y un tema de profunda importancia para mí. No es una carga. Yo nací y crecí en las Islas Vírgenes estadounidenses, y vi cómo mis padres cuidaban de los miembros de la familia de más edad. Había un asilo, pero las personas se cuidaban unas a otras porque querían que sus seres queridos se quedaran en la comunidad. Tal vez ese modelo de cuidado humano fue lo que me hizo elegir la carrera de enfermería hace 54 años.

En esos tiempos, enviaban a las enfermeras a las comunidades a realizar tareas de cuidado en el hogar y ayudar a las familias. Ese era nuestro trabajo y nos pagaban por hacerlo. Hoy, se les pide a familiares y amigos que realicen tareas médicas complejas para los seres queridos a quienes cuidan. Estas son tareas para las cuales no están capacitados, —como cuidar de una herida o administrar medicamentos— pero lo hacen como una labor de amor, porque quieren que su ser querido envejezca en el lugar que prefiere.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


El objetivo del consejo es crear una estrategia nacional para la provisión de cuidados y recomendarla al secretario de Salud y Servicios Humanos, e identificar maneras de mejorar la coordinación y el apoyo de los programas gubernamentales. Mientras que todo eso es necesario, lo que también me gusta de esta función es que el consejo está integrado por personas de todos los sectores. Hay cuidadores familiares, empleadores, adultos mayores que necesitan servicios a largo plazo y veteranos, entre otros.

El Consejo Asesor sobre Cuidados Familiares sabe que la prestación de cuidados es más que dólares y centavos; también incluye el "costo" para los familiares y la constelación familiar, el tiempo invertido y el estrés emocional. No queremos que nadie se sienta culpable por decir "Hoy necesito un descanso". Tampoco queremos que los cuidadores estén tan estresados que no puedan hacer frente a su vida diaria.

La mayor parte de los cuidados que se brindan en este país están a cargo de personas que no son profesionales en la materia y no reciben paga. Es decir, son familiares, cónyuges, hijos, padres, vecinos y amigos quienes hacen lugar para las tareas de cuidador antes y después del trabajo, a menudo ocupándose al mismo tiempo de sus propias familias. Si hubiera que brindar esos cuidados con fondos públicos o privados, el costo para la población del país sería de miles de millones de dólares. En AARP estamos comprometidos a aligerar la carga de los cuidadores familiares.

Está claro que no hay un solo grupo o individuo que pueda solucionar este complejo problema nacional. Al reunir en el consejo asesor a personas del sector privado, el sector público, el Gobierno local y el Gobierno estatal —todas ellas con necesidades y perspectivas diferentes—, podemos examinar detenidamente los problemas que enfrentan hoy los cuidadores. Entonces, podremos crear y ofrecer soluciones para un cambio verdadero.

Por eso, dime: ¿Qué problemas enfrentas hoy con el cuidado de tus seres queridos? ¿Qué preguntas o inquietudes te gustaría que le lleve al Consejo Asesor sobre Cuidados Familiares?

Envía tus comentarios a Catherine en la comunidad en línea de AARP (en inglés)

 

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.