Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Lo último en colores y pinturas para el dormitorio Skip to content

Basta ya de medicamentos costosos. ¡Únete a la campaña de AARP!

 

Lo último en colores y pinturas para el dormitorio

Renueva tu hogar, revive con color y respira mejor con estos consejos.

Una pareja selecciona el color para pintar su casa.

Warrengoldswain/iStock

Busca las pinturas que llevan el sello de Green Seal, porque no son tóxicas ni para ti ni para el medioambiente.

El dormitorio es nuestro espacio más íntimo, el lugar donde empezamos y acabamos el día, y el cuarto que más identificamos con la relajación y el descanso. Si además de dormir —y respirar— mejor quieres estar a la última, echa un vistazo a los colores que combinan en los dormitorios actuales.

El dormitorio principal

Los tonos “fríos”, como el azul, el gris y el verde, han sido siempre perfectos para crear ambientes relajantes, resultando excelentes para el dormitorio principal. Estos tonos tienden a agrandar los espacios y promover una sensación de calma y serenidad. Las últimas tendencias en color y pintura para el dormitorio no son una excepción y nombran las gamas del azul verdoso y el turquesa como opciones clásicas que vuelven a estar de moda. Si quieres hacer la prueba con estos colores, te aconsejo combinarlos con textiles y accesorios que den protagonismo al ultravioleta, el color del año, según Pantone.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Si prefieres los colores pasteles, los tonos rosados o encarnados siguen apareciendo en la mayoría de los catálogos para las paredes del dormitorio. Esta gama de colores, bautizada como Millennial Pink en el 2016, y todavía en auge, incluye tonos sutiles y delicados inspirados en el rubor de las mejillas. Las gamas más populares son: el beige claro, los tonos vainilla y el melocotón más intenso. En las propuestas de los decoradores de interiores para este invierno, los tonos rosados o encarnados aparecen también acentuados por un brillo dorado o metálico, ideal para dar un toque sofisticado al dormitorio principal o a un dormitorio de invitados.

En cuanto al acabado de la pintura para el dormitorio, te recomiendo que uses satinado o eggshell, ya que tiene cierto brillo que lo hace sofisticado, pero también sencillo de limpiar. Combínalo con un acabado semibrillante para las puertas, las molduras, los zócalos o cualquier otro detalle arquitectónico que quieras destacar en el dormitorio.

El dormitorio de los niños

Las últimas tendencias mencionan tres tonos que actuarán como fondo perfecto para la decoración en el cuarto de los niños o los adolescentes: azul agua (marino o gris oscuro para los niños más mayores), amarillo y blanco. Y hablando de blanco… recuerda que este color no suele presentarse en estado puro, sino que incluye en su base infinidad de tonalidades. Dependiendo de la luz que haya en el cuarto y de las edades y gustos de los niños, escoge un blanco con tonalidades azules, grisáceas, moradas, rosadas o amarillas.

Para dar un toque moderno y práctico al dormitorio de los niños, prueba a convertir una pared en una gran pizarra. Para ello, solo necesitas comprar pintura de pizarra (la encuentras en todas las tiendas de pintura y puedes escoger entre distintos colores). Si quieres que esta pared con pintura de pizarra se vea mejor, enmárcala con una moldura similar a la que se usa para separar la pared del techo. Deja que los niños usen esta pared para decorar con sus dibujos o, en el caso de los más mayores, para mostrar su apretado horario y calendario.

El juego de la luz en los dormitorios

En los dormitorios, al igual que en cualquier cuarto de tu hogar, la luz afecta enormemente a nuestra manera de percibir el color. Así que, antes de decidirte por un color u otro, toma en cuenta luz natural que recibe el cuarto (observa cómo cambia con el transcurso del día) y la luz artificial que puedas controlar con un regulador. Esto es importante en el dormitorio, donde la luz y el color permiten crear un ambiente sereno que invite al descanso. Te aconsejo que, después de haber seleccionado dos o tres colores que te gusten para el dormitorio, compres una muestra de pintura de cada color (por menos de $10 cada uno) y pintes con estos varios papeles adhesivos que venden las tiendas de pintura para este propósito. Adhiere el papel en distintas partes del dormitorio y observa cada color por un par de días, o bien hasta cerciorarte de que te gusta uno de esos colores. Mejor invertir en varias muestras de pintura que arriesgarte a gastar el dinero en un color que no te convenza.

Las pinturas ecológicas

Si piensas en la cantidad de horas que pasas durmiendo en tu cuarto, te darás cuenta de lo importante que es escoger un tipo de pintura con el menor número posible de toxinas contaminantes. Tradicionalmente, las pinturas para la pared emanaban compuestos orgánicos volátiles (conocidos como VOC), ya que estos compuestos contribuían a que la pintura se expandiera mejor. Hoy es sabido el efecto nocivo (en inglés) que tiene para la salud respirar estos compuestos; y por eso, la mayoría de los fabricantes ofrecen pinturas con cero o muy bajos niveles de VOC. Escoge también pintura para interiores sin metales pesados y que utilicen principalmente agua como disolvente, ya que han demostrado ser mucho menos tóxicas que las pinturas a base de aceite.

En los últimos años han ganado popularidad las pinturas denominadas milk paints, pinturas naturales cuya base es la caseína (la proteína de la leche) mezclada con arcilla y pigmentos naturales como el ocre y la cúrcuma (turmeric).

Las pinturas que no son tóxicas para tu salud ni para el medioambiente llevan el sello de Green Seal, que certifica y garantiza la composición ecológica de estas.


También te puede interesar

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.