Skip to content

Guías para el cuidado de una persona mayor: aprovecha estos recursos e información.

 

Cómo preparar una fiesta para festejar a los abuelos

5 ideas para decorar y amenizar una celebración para tus seres queridos.

Grupo de adultos mayores cenando en la mesa.

Ariel Skelley/Getty Images

Qué mejor modo de celebrar el Día Nacional de los Abuelos que organizando una fiesta con ellos de principales protagonistas. Planea un menú con esas deliciosas recetas de familia que han ido pasando de generación en generación y decora pensando en los abuelos como el centro de atención.

Dependiendo del espacio que tengas, antes de comenzar con la decoración debes decidir si prefieres hacer la fiesta fuera o dentro de casa. Si tienes un patio o un jardín con toldos que ofrezcan suficiente sombra, septiembre es el mes perfecto para celebrar al aire libre. Si haces la fiesta dentro de casa, designa un espacio para la comida principal y, si es posible, otro anexo para disfrutar después del café y la sobremesa.

Te presento algunas ideas sencillas y originales para que tu fiesta sea, además de entrañable, ¡exitosa!


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Decora con fotos

Las fotos cuentan la vida en imágenes. Prepara una galería que reúna fotos de los abuelos y de toda la familia. No hay nadie que no aprecie este gesto. Incluye si puedes fotos de los abuelos cuando eran jóvenes y otras de ellos con sus hijos, nietos e, incluso, bisnietos. Para el día de la fiesta, selecciona tus fotos favoritas y haz con ellas una galería para decorar una de las paredes del comedor o la sala. Ya que enmarcar las fotos es laborioso y caro, te propongo comprar varias pegatinas en forma de marco de las que se pegan y despegan sin dañar la pared (en inglés: removable frame stickers o picture frames wall decal). De este modo, podrás crear tu galería sin hacer un solo agujero en la pared. Al final de la fiesta, regala a los abuelos un álbum con copias de todas las fotos.

Decora la mesa

Por supuesto, las mesas se ven siempre bellas con centros de flores. Si quieres probar una idea que seguro emocionará a los abuelos, pon en esta ocasión un árbol de gratitud como centro de mesa. Todo lo que necesitas es un jarrón alto, preferiblemente de cristal. Arregla en su interior varias ramas secas de distintas alturas. Puedes usar ramas recogidas del jardín (si te animas, píntalas de blanco con una pintura en espray) o comprarlas en cualquier tienda de manualidades. ¡Pon a toda la familia manos a la obra!

Unos días antes de la fiesta, pide a cada uno de los invitados (también a los niños) que escriban en un papel decorativo o de colores las cualidades que más aprecian en los abuelos. Una vez reunidas todas las notas, haz un pequeño agujero en cada papel y cuélgalos con un cordón fino de las ramas. Antes de empezar la comida o durante la sobremesa, deja que los abuelos vayan leyendo uno a uno los mensajes.  

Pon encima del mantel un camino de mesa que represente, en pequeños retazos, la vida de los abuelos. Para ello, compra un paquete de piezas de fieltro (felt fabric sheets) de 8x12 pulgadas. Escribe en cada pieza con un marcador para fieltro color dorado algo que represente un momento importante en su vida: una fecha, una ciudad, el nombre de una canción, etc. Une todas las piezas de fieltro pegando por detrás con cinta adhesiva y usa este camino de mesa para honrar el camino de vida de los abuelos.

Arregla la mesa para los niños

Los niños —y ustedes— van a estar mejor si ellos tienen una mesa propia. Me encanta la idea de usar como mantel un rollo de papel de los que se usan para embalar. Pon también un cubito pequeño lleno de crayones de colores y deja que los niños se entretengan decorando el mantel. Para esta mesa, pon platos y vasos de colores y diseños alegres de melanina para que nada pueda romperse.

Decora la mesa de postres y bebidas

Si tienes espacio, complementa la mesa principal con dos pequeños buffets: uno para los postres y los dulces, y otro para las bebidas. Puedes crear estas miniestaciones en la sala o en el comedor con dos mesitas pequeñas o simplemente quitar lo que tengas encima de una consola o mesa buffet. Si usas mesitas pequeñas, asegúrate de poner un mantel que las cubra totalmente para que no se vean las patas. Si prefieres usar una consola, te bastará con poner encima un tapete que te guste. Para la miniestación de postres, coloca los platillos con los dulces a distintas alturas (puedes poner un ladrillo o un bloque de madera debajo del mantel para crear altura). Para la estación de bebidas, pon varias jarras, combinando jugos naturales con agua fresca. Decora la mesita con naranjas, limones verdes y amarillos y ramilletes de menta.

Selecciona la música

¡Sin música no hay fiesta! Además de la música favorita que ya tengas en casa, mi consejo es que aproveches las enormes posibilidades que ofrecen los teléfonos inteligentes y creas varias “listas de canciones” para ambientar la fiesta en diferentes momentos. Sincroniza el teléfono a uno de esos altavoces bluetooth que venden por poco más $20 y crea listas con canciones para recibir a los abuelos, amenizar el almuerzo o la cena y, por supuesto, ¡bailar en familia! Si no tienes música en el teléfono, puedes simplemente usar los servicios de alguna de las compañías que te permiten seleccionar un tipo de música (boleros, merengue, música de los 50, 60, etc.) y tocarán una canción tras otra. La mayoría de estos servicios, te ofrecen 30 días de prueba gratis antes de tener que suscribirte y pagar una cuota mensual. Quizás ya tengas un servicio de cable que ofrezca canales con música de varios estilos. ¡A festejar!


¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.