Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

¿Cómo encuentran mis datos los estafadores? Skip to content
 

¿Cómo saben tanto los estafadores sobre mí?

Son buenos detectives, pero solemos revelar nuestros datos con demasiada frecuencia.

Ilustración de tarjeta de crédito, sobres y facturas

AARP

In English | Recientemente, la línea de ayuda de la Red contra el Fraude, de AARP, recibió una llamada de un señor que no dejaba de recibir correo electrónico falso y llamadas telefónicas provocadoras de estafadores que parecían estar deliberadamente dirigiéndose a él. Nos preguntó: "¿Cómo saben estas personas tanto sobre mí?". Eso es algo que nos preguntan muchísimo. Muchas personas no entienden cómo entran en el radar de los estafadores.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


 Estas son algunas de las maneras:
 
  • Frecuentemente participas en concursos. Los concursos en internet abren la puerta a promociones de venta no deseadas. Los vendedores no solo recopilan datos tales como tu nombre, edad y dirección, podrían conocer más sobre ti; por ejemplo, que te gusta viajar o que buscas comprar un auto. También, saben que crees en la suerte. Eso puede hacerte un blanco.
  • Envías tarjetas de garantía por correo. ¿Te has fijado que cuando rellenas una tarjeta de garantía para una tostadora o cafetera, hay campos para datos tales como cuánto dinero ganas? Es probable que tu información se les esté vendiendo a terceros, con fines legítimos o como parte de una estafa. 
  • Completas muchas encuestas. ¿Recientemente has completado algún cuestionario para dar tu opinión sobre tu estadía en un hotel o el servicio de un restaurante? La venta de los datos de encuestas es muy lucrativa, y las empresas de mercadeo y hasta los criminales pueden conocer mucho acerca de ti según tus preferencias de viajes, el tipo de hogar que tienes o el auto que conduces. 

No publiques datos personales, controla quiénes pueden ver lo que publicas y evita publicar actualizaciones en tiempo real sobre tu paradero.

  • Compartes actualizaciones personales en Facebook. Los estafadores usan los medios sociales para conocer más sobre aquellos que han identificado como sus próximas víctimas. Así que sé prudente: no publiques datos personales, controla quiénes pueden ver lo que publicas y evita publicar actualizaciones en tiempo real sobre tu paradero.
  • Vives en Estados Unidos. Muchos de los archivos públicos están disponibles a nivel federal, estatal, de los condados y las ciudades, incluidos los datos de los censos, información sobre propiedades, antecedentes penales, bancarrotas y gravámenes de impuestos. Empresas privadas pueden recopilar toda esta información sobre ti y vendérsela a cualquiera. Y hacer esto es completamente legal.
  • Botas tu correo. Tritura todo el correo que incluya tu nombre y dirección, números de cuenta u otros datos personales. Si no tienes una trituradora de papeles en casa, guarda tus papeles y espera a que se organice un evento de trituración en el vecindario. AARP patrocina estos eventos en muchas comunidades. La suciedad de la basura no desalienta a los malos. 
  • Alguien en tu familia falleció recientemente. Los obituarios son una gran fuente de información para los estafadores, dado que publican los nombres de viudos, hijos y nietos vulnerables. Honra a los difuntos, pero mantén los datos personales en los obituarios a un mínimo. 

Amy Nofziger y Mark Fetterhoff, de la Red contra el Fraude, de AARP, son expertos en el fraude al consumidor.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO